El Economista - 73 años
Versión digital

dom 14 Jul

BUE 6°C
ENTRETENIMIENTO

5 series y películas para ver este fin de semana en Netflix, Prime Video, Paramount+, MUBI y cines

Una selección con las películas, documentales y series recomendadas para este fin de semana.

Las 5 mejores películas y series para ver este fin de semana El Economista
Las 5 mejores películas y series para ver este fin de semana El Economista
Oscar Mainieri 01 septiembre de 2023

Con tantas plataformas de streaming a nuestra disposición, puede parecer casi imposible decidirse por algo para ver durante el fin de semana

Por eso reunimos en una selección especial las mejores series y películas, que incluye también estrenos en salas de cine, para convertir ese menú interminable en un problema del pasado.

Estas son las series y películas para ver en el fin de semana en Netflix, Prime Video, Paramount+, MUBI y cines.

1. Película para ver en el cine: Corsage

Una vez más la figura de Isabel de Baviera es el tema de una película. La directora y guionista austriaca Marie Kreutzer le otorga a Sissi una impronta feminista que la aleja definitivamente de los espectáculos románticos de la trilogía protagonizada por Romy Schneider en la década de los años 50, que hiciera las delicias de madres y abuelas. 

Aquí se la retoma cercana a los 40 años, harta de ser embretada en un corsé y de mantener la cabellera frondosa para el gusto de la plebe, madre de dos hijos a los que le presta poca o nula atención, y dispuesta a llevarle la contra a su marido, el emperador Francisco José. También se la ve relacionarse con distintos hombres -entre ellos su primo Ludwig, otro emperador- pero manteniendo relaciones intensas y platónicas.

El film abunda en anacronismos -una canción de Kris Kristofferson, teléfono, transatlántico- y reescribe el final de la vida de Isabel, otorgándole el derecho de elegir qué hacer con su vida antes que pueda ser asesinada por un anarquista italiano, Luigi Lucheni, con un estilete. Evita los sentimentalismos y no duda en hacer de la emperatriz una mujer atrapada en su rol y con ansias de independencia, al igual que la Lady Di de Spencer.

Más allá de la espléndida reconstrucción de época -abundante en castillos lustrados para la ocasión, en interiores opulentos, vestuarios preciosistas- las verdaderas razones para ver Corsage radican en Vicki Krieps, la excelente actriz de El hilo fantasma y La isla de Bergman, entregada a un papel demandante que le mereció diversos premios, y en la atmósfera melancólica en que la directora ha conseguido envolver al personaje y sus acciones, mediante la predominancia de ciertos colores de la gama del azul y la apelación a canciones interpretadas por Sammi Smith que, de tanto en tanto, empapan el relato. 

2. Miniserie para ver en Netflix: El asesino improbable

El 28 de febrero de 1986, a poco de salir del cine con su esposa, fue asesinado el primer ministro sueco Olof Palme, de dos disparos en la espalda. Habían varias personas que oficiaron de testigos. Se iniciaron investigaciones. Se encarceló a un perejil, un drogadicto. Pero el guion presume que el asesino fue Stig Engström (el cómico Robert Gustafsson, escondido detrás de un maquillaje prostético).

Esa presunción se basa en el libro escrito por el periodista Thomas Pettersson, que siguió el desarrollo del caso. La primer investigación estuvo a cargo del comisionado de la policía de Estocolmo, un funcionario vano y presuntuoso, que creía que el homicidio se debía a una conspiración, mientras que alguno de sus compañeros de menor rango insistía en que se siguiera la pista de Stig. Hay que decir que su opinión prevaleció hasta que, debido a la falta de resultados, se terminó encarcelando al drogadicto.

Este thriller psicológico sueco -a lo largo de sus 5 episodios de una hora- se decanta más hacia el retrato del posible asesino que a crear suspenso. Hay tensión pero es módica; lo interesante es lo facetado de la personalidad de Stig, que el guion observa en todas sus aristas. Un hombre amargado, que siempre creyó que la vida le debía algo mas, frustrado a nivel personal y profesional, vio pasar sus 15 minutos de fama disfrazándose de testigo privilegiado de la escena del magnicidio, concediendo entrevistas por doquier. La policía prontamente desestimó sus testimonios.

Cuesta acostumbrarse al maquillaje que lleva Gustafsson, que lo transforma en una especie de caricatura andante, pero tanto su labor como la del resto del elenco es efectiva, y más allá de algunas situaciones redundantes El asesino improbable es un producto bien realizado que se deja disfrutar.

3. Serie para ver en Prime Video: Bandidos de hoy

Esta serie brasileña (8 episodios de una hora) cuenta con un elevado nivel de producción, un ritmo desenfrenado y provee grandes dosis de adrenalina. Trata sobre Ubaldo (Allan Souza Lima), un hombre que sirvió en el ejército y también trabajó como empleado bancario, que regresa a los pagos de su padre en el nordeste brasilero para cobrar una herencia.

Al progenitor lo rodeaba un aura mítica porque era un célebre cangaceiro, un delincuente que robaba bancos y ayudaba a los pobres que lo rodeaban. Ubaldo no quiere relacionarse con ese pasado, pero cobrar la herencia no le será tan fácil porque una de sus hermanas, Dinorah (Alice Carvalho) no quiere vender la propiedad donde habita con otra hermana y su tía, y porque siente un profundo desprecio por el recién llegado, que prefirió radicarse en la gran ciudad sin interesarse por ellas. 

Lo cierto es que Dinorah, poseída por un odio, una violencia y ferocidad inusitadas, es una mujer de armas tomar y es capaz de tratarse de igual a igual con los rudos hombres de la banda, y hasta coquetea con la idea de matar a su hermano, que pronto será asimilado al grupo por sus conocimientos bancarios y cierta temeridad en la conducta.

Hay algo que recuerda la segunda película de la serie Mad Max en el retrato del grupo de delincuentes recorriendo grandes extensiones de ruta rodeadas de desierto en sus autos y motocicletas; una pizca de western en el trazado del protagonista que se la pasa como un testigo de expresión constipada hasta que en el episodio 3 asume de una vez por todas el rol que dejó su padre y se entrega a la orgía de conductas salvajes que lo rodean. 

La puesta en escena de los robos está muy bien diseñada para crear picos de tensión, y hay un grado de violencia gráfica y extrema que puede retraer a los estómagos impresionables. Las actuaciones son logradas y el personaje de Dinorah, inolvidable. Para los que buscan una buena historia y magnánimas escenas de acción, Bandidos de hoy es la opción más indicada.

4. Película para ver en Paramount Plus: La inspección

Un muchacho de color (Jeremy Pope, nominado para el Globo de Oro por su desempeño) ve en los Marines una salida de la indigencia y la droga que predominan en su barrio. Su madre (Gabrielle Union) lo desprecia fuertemente por ser gay y se le ríe en la cara: le garantiza que no durará ni una semana en el entrenamiento junto a esos hombres macerados para ser máquinas de matar.

Y sí, Ellis French no lo tiene fácil entre los Marines. Una erección delatora en las duchas lo marca como objeto de las burlas y represalias más descarnadas que uno pueda imaginar. Sin embargo, con la ayuda de un sargento (Bokeem Woodbine) y un superior (Raúl Castillo) -que es su objeto de deseo y con el fantasea más allá de lo permitido- puede que Ellis pase la prueba a la que él mismo se ha sometido. Sus superiores están ahí para sacar lo mejor de él, no para juzgar su vida sexual.

La verdadera inspección que Ellis deberá sobrepasar es la de su madre, extremadamente religiosa y que trabaja como guardia cárceles, un hueso muy duro de roer.

Este film de bajo presupuesto es autobiográfico: su director y guionista Elegance Bratton pasó por las experiencias que narra (habrá alguna licencia poética para que el guion coagule).

Es un buen drama, está excelentemente interpretado y muestra una de las madres más temibles que se hayan visto en pantalla, una que deja pequeños a los sargentos de Reto al destino (Taylor Hackford, 1982) y Nacido para matar (Stanley Kubrick, 1987). Muy recomendada.

5. Película para ver en MUBI: Paraíso: amor

Paquetes de turismo para señora maduras en un exclusivo resort en Kenia. ¿Van para ver las cebras, los leones, los elefantitos? No. Van para apreciar la dureza de la musculatura de muchachos jóvenes que se exhiben en las playas en pleno esplendor de su masculinidad.

Algunas de las señoras, que se hacen cargo de sus carnes flácidas, sus arrugas y sus necesidades insatisfechas en el propio terruño, abren las billeteras sin chistar y proceden a extraer la energía vital de los muchachos. No hay culpas. Es un mero intercambio comercial para procurarse placer fuera de miradas censoras o prejuiciosas de la tierra natal, donde por la edad y por estar fuera de los cánones tradicionales de belleza son consideradas como material de descarte.. 

No es el caso de la protagonista, Teresa (Margarete Tiesel), que en Austria trabaja como terapista de discapacitados. Ella, más que lo concreto de la carne morena, ansía amor, ternura... Evidentemente, no es el lugar indicado para buscar eso. El desencuentro entre las expectativas de la rolliza rubia y las de los lugareños da pie a más de un equívoco.

Paradise: amor forma parte de una trilogía de películas sobre mujeres en vacaciones y con ciertas ansiedades. Las tres están en Mubi y pueden ser vistas de manera autónoma. Su director, Ulrich Seidl, camina sobre una línea que difumina los límites del cine de arte y el de explotación, no porque carezcan de un buen presupuesto sino por lo morboso de sus temáticas y enfoques. 

Hay belleza en el contraste de cuerpos oscuros y torneados y carnes blancas y avejentadas, pero no es el tipo de belleza convencional, lo que pone a prueba el gusto del espectador. También hay apuntes sobre lo custodiado militarmente que está el resort, o cómo el afán de consumo en una sociedad moderna y avanzada borra cualquier planteamiento ético entre hedonistas que buscan saciar sus ansias de disfrute y pobres que necesitan el dinero para pagar la cuenta del hospital.

Seidl no llega tan lejos como Laurent Cantet en Bienvenidas al paraíso (2005), en que Charlotte Rampling y otras señoras maduras consumían muchachitos en una Haití bajo dictadura. El planteamiento de Seidl está más enraizado en lo estético: la prueba es que nunca descuida el contenido y balance de un encuadre. Interesante.

LEÉ TAMBIÉN


Lee también

MÁS NOTAS

Seguí leyendo

Enterate primero

Economía + las noticias de Argentina y del mundo en tu correo

Indica tus temas de interés