El Economista - 70 años
Versión digital

mie 21 Feb

BUE 25°C
ENTRETENIMIENTO

5 series y películas para ver este fin de semana en Star Plus, Prime Video, CINE.AR PLAY y Paramount+

Una selección con las series y películas recomendadas para este fin de semana.

Las 5 mejores películas y series para ver este fin de semana.
Las 5 mejores películas y series para ver este fin de semana. El Economista
Oscar Mainieri 06 diciembre de 2023

Con tantas plataformas de streaming a nuestra disposición, puede parecer casi imposible decidirse por algo para ver durante el fin de semana

Por eso reunimos en una selección especial las mejores series y películas, que incluye también estrenos en salas de cine, para convertir ese menú interminable en un problema del pasado.

Estas son las series y películas para ver en el fin de semana en Star Plus, Prime Video, CINE.AR PLAY y Paramount+.

1. Serie para ver en Star Plus: El encargado 2

La nueva temporada (7 episodios de 30 minutos) de la serie creada por Mariano Cohn y Gastón Duprat lo tiene a Eliseo (Guillermo Francella), el encargado de un edificio del barrio de Belgrano, enfrentado a una nueva residente, Lucila Morris (Mariana Abadi), líder de una ONG y reconocida por asistir a personas en situación de calle. 

Lucila revisa las cuentas del consorcio y descubre algunas irregularidades que también conciernen a otro propietario, el abogado Matías Zambrano (Gabriel Goity), con quien Eliseo mantiene una relación de amor odio.

También a Eliseo le aparece un sobrino (Martin Slipak), que pone en primer plano su pasado y sus relaciones familiares, a la vez que extiende una sombra sobre su presente.

Entre las figuras invitadas encontramos a Diego Torres como Ventura, empleado de una funeraria. Eugenia "China" Suárez y Rusherking como Ángeles y Bautista, una parejita de jóvenes estudiantes que alquilan un departamento mientras completan sus estudios universitarios. Y en una de las secuencias más esperpénticas de la serie, al maestro de actores Norman Briski como un anciano doliente que recuerda una temporada en que experimentó una pasión incendiaria. (Si uno no estalla a carcajadas con la intervención de Briski, no se ríe con nada).

No hay detalle que escape a la puesta en escena de Cohn y Duprat, en el que quizás sea su mayor logro entre varios (El hombre de al lado, El ciudadano ilustre, Nada). Los guiones son sólidos y el tono está calibrado al máximo ante situaciones que abordan el humor negro o las manipulaciones más aviesas

Francella recurre a su más que probado bagaje de trucos para ganarse la empatía del espectador, aun cuando su personaje exhiba las aristas más detestables de un psicópata. También se lucen en roles secundarios Dario Barassi, Pochi Duccase, Gastón Cocchiarale, Dani "La Chepi" y, especialmente, Manuel Vicente, como el encargado del edificio vecino, un hombre tan envidioso como perspicaz. Imperdible.

2. Película para ver en CINE.AR PLAY: Aterrados

Quienes hayan disfrutado de Cuando acecha la maldad, uno de los mejores films de terror del cine nacional, pueden ver gratuitamente Aterrados (2017), otro de los films de Demián Rugna.

En un barrio del conurbano comienzan a suceder cosas muy curiosas. Voces que salen de los resumideros de las piletas de cocina, golpes en las paredes a altas horas de la madrugada. Un niñito muerto en un accidente que vuelve a la casa que habitaba con su madre. 

El comisario Funes (Maximiliano Ghione) sabe que ese tipo de sucesos lo exceden y pide apoyo a su amigo Jano (Norberto Gonzalo), que le sugiere que convoque a un par de parapsicólogos.

Con un enfoque cercano al de John Carpenter en films como La niebla (1980), Rugna narra una historia bien fundamentada con toques de alto suspenso. Hay momentos que sorprenden al espectador, muy bien logrados por cierto, al igual que los efectos especiales y todo lo relativo al área de maquillaje. También son destacables las elecciones de casting: Elvira Onetto como la doctora Mora Albreck y George L. Lewis como Rosentock parecen nacidos para interpretar esos papeles.

Vale la pena ser aterrados por este film.

3. Serie para ver en Paramount Plus: Un billón de dólares

John (Philip Froissant) trabaja como mensajero en Berlín. Recibe un correo a su nombre muy misterioso: es heredero de una fortuna. Tras algunas reticencias -él y su hermano son huérfanos- acepta viajar a Florencia. Allí descubre que, si acepta, sería dueño de una herencia que lo posicionaría como el hombre más rico del mundo. También hay una cláusula que indica que el receptor de la fortuna debe contribuir con ese dinero a mejorar el mundo.

John tiene dos consejeros: uno, muy seductor, al que le interesa hacer más dinero con esa fortuna. Otra, una abogada altruista que piensa en contribuir a morigerar el cambio climático. Tironeado entre ambos, viviendo una vida de lujos impensables, el joven también se entera que era uno entre varios posibles herederos, y que habría interesados en matarlo para que el dinero pase a otras manos.

Esta coproducción entre Italia y Alemania (6 episodios de 50 minutos) es una fantasía adolescente ambientada entre una azulada Berlín y una soleada Florencia, con villas espectaculares, restaurantes para sibaritas, numerosas fiestas en donde los asistentes terminan tirados en amplios salones tras una noche de alcohol y drogas. Hay varias persecuciones rodadas en rutas bordeadas con paisajes de ensueño, unas cuantas intrigas y abundante suspenso.

Froissant destaca entre un elenco de italianos envarados; la jovialidad que trasunta su personaje es contagiosa, al igual que su necesidad de una guía en un ambiente cuyas reglas y peligros desconoce. Los guiones rozan lo inverosímil como en las primeras películas de James Bond, lo que no le quita mérito. El nivel de producción es apabullante; palacios, un Alfa Romeo de última generación, el Berlín más sucio, la Florencia más rutilante. Muy entretenida.

4. Serie para ver en Star Plus: El maestro de la evasión

Dos de los personajes más queribles del Oliver Twist de Charles Dickens son los protagonistas de esta serie australiana (8 episodios de 50 minutos): nos referimos al carterista Jack Dawkins y a su mentor, y explotador, Fagin.

En la Australia de fines del siglo XIX, Dawkins se las ha arreglado para que sus habilidosas manos lo transformen en cirujano, adepto a tomar riesgos y adentrarse en áreas todavía no muy exploradas por la profesión. 

En un barco recargado de presos aparece Fagin (David Thewlis), lleno de piojos y muerto de hambre. El joven, resentido por el accionar pasado de su tutor, tiene sus dudas sobre su futura conducta pero lo toma como su asistente, con el fin de que le consiga dinero mediante el robo para pagar una deuda de juego que tiene como garantía una de sus manos.

Fagin quiere que el mejor de sus ladronzuelos de antaño deje la cirugía y vuelva al ruedo pero Jack está emperrado en seguir circulando por la acera luminosa de la vida. Más cuando Belle (Maia Mitchell), la hija del gobernador, está empeñada en que le enseñe su profesión, vedada a las mujeres de la época.

Por entonces, las operaciones se hacían ante un auditorio repleto de público que celebraba a los que sobrevivían y vitoreaban las emanaciones de sangre y la extracción de órganos. Recién se había descubierto que el éter funcionaba como una especie de anestesia (Belle está al tanto, por su posición económica acomodada, que le permite acceder a información sobre los últimos adelantos científicos). 

Con un ritmo trepidante, un estilo de montaje en ciertas escenas que recuerda al Guy Ritchie de Juegos, trampas y dos armas humeantes, anacronismos en las elecciones musicales y una buena reconstrucción de época, El maestro de la ilusión se las arregla para constituirse en un entretenimiento pleno de acción, humor y romance.

Thomas Brodie-Sangster posee las capacidades actorales para encarnar al joven Dawkins, también su célebre nariz respingona y su indudable encanto. Pero es Thewlis quien se roba la pantalla en cada aparición con su resbaloso y viscoso Fagin, plato fuerte para grandes actores (Alec Guinness, Ben Kingsley, Ron Moody) que se han calzado sus harapos en el pasado. Muy recomendada.

5. Película para ver en Prime Video: Hair

En 1979, Milos Forman llevó a la pantalla la adaptación del musical Hair, que en su estreno teatral en 1967 causó una revolución por sus numerosos desnudos, su desprecio de la bandera estadounidense y su lenguaje obsceno. Escrito por James Rado y Gerome Ragni, con música compuesta por Galt MacDermot, mostraba la cultura hippie de los años 60, con su apego al amor, la paz, la revolución sexual y el uso de drogas.

La versión de Forman le sumó una estructura narrativa más sólida a través del guionista Michael Weller. A través de la mirada de Claude (John Savage), que pasa unos días en Nueva York camino a su reclutamiento para servir al país en la guerra de Vietnam, nos encontramos con una tribu hippie en Central Park. A este muchacho campesino y al espectador se les devela un mundo desconocido.

Milos Forman era un realizador que formó parte de la Nueva Ola checoslovaca con títulos memorables como Los amores de una rubia y Al fuego bomberos, exhibiendo un gran interés por los jóvenes y sus ansias de libertad en un mundo oprimido por las consignas del comunismo

Admirador de la contracultura, su debut en Estados Unidos se dio con la sátira Búsqueda insaciable, donde el quiebre del diálogo intergeneracional generaba divertidas situaciones entre una hija que buscaba sacarse de encima el corsé restrictivo de las normas heredadas y unos padres sumamente estructurados que, en un intento por acercársele y comprenderla, se ponían a fumar marihuana guiados por un gurú de pacotilla en reuniones multitudinarias convocadas en los hoteles más paquetes.

Ganador de 2 Oscars al mejor director (por Atrapado sin salida y Amadeus), Hair señala su primer paso por el musical. Siendo un director realista, se permite escenificar alucinaciones psicodélicas cuando sus personajes experimentan con el LSD, o que los caballos de los policías que buscan reprimir a los desfachatados dancen a la par de los bailarines regidos por las expresivas coreografías de Twyla Tharp.

Temas musicales tan conocidos como Acuario, Deja que el sol entre, Buen día rayo de sol rebosan entusiasmo y vitalidad en su puesta en escena. La irrupción de la tribu en una fiesta de la alta sociedad neoyorquina alcanza ribetes de genialidad, y el giro final del guion, arranca lágrimas en el espectador, mediante la sabia y humanista guía del realizador que ha logrado hacerlo empatizar con sus estrafalarios personajes.

Si uno quiere aislarse por un par de horas de la incierta realidad nacional, Hair es una muy buena elección.

LEÉ TAMBIÉN


Lee también

MÁS NOTAS

Seguí leyendo

Enterate primero

Economía + las noticias de Argentina y del mundo en tu correo

Indica tus temas de interés