Sigue la polémica por la rana muerta en la ensalada de un local de comidas saludables en el Shopping Dot

30 de enero, 2020

Una cadena de comidas saludables con locales en shoppings de la ciudad de Buenos Aires fue denunciada tras haber encontrado una rana muerta en una ensalada. Ahora la cliente que encontró anfibio confirmó que comió la mitad del plato que podría estar contaminado por bacterias y que levantó la rana “con el cubierto”.

 

La noticia de una familia que fue esta semana al Shopping Dot, ubicado en el barrio de Saavedra, a comer y eligieron un menú de la popular cadena de comidas saludables, Green Eat pero nunca imaginaron la desagradable sorpresa al encontrar una rana en estado de descomposición dentro de la ensalada.

 

Sin dudarlo, la mujer le sacó fotos al plato y las publicó en su cuenta de Twitter para denunciar y reclamar a la cadena por lo ocurrido. Las imágenes se viralizaron de inmediato.

 

“Anoche cenamos en GreenEat-shopDot y tuvimos esta desagradable experiencia al encontrar una RANA en la comida. Esto nos hace dudar sobre la calidad y controles de bromatología e higiene que este lugar pregona”, escribió Mercedes Conde en un posteo el miércoles 29 de enero.

 

 

Desde la empresa respondieron a la publicación con una serie de mensajes en donde le expresaban sus disculpas por lo ocurrido y aseguraron que “nunca” les pasó algo así.

 

 

Hoy se conocieron nuevas declaraciones de la protagonista. “Llegué a comer la mitad”, contó en diálogo con PERFIL.

 

“Fue un episodio desagradable porque me llegué a comer la mitad de la ensalada, por lo cual fue espantoso. La respuesta del local es lo que ellos pusieron en respuesta en mi tuit. Con el shopping no me comuniqué y no tengo intención de hacerlo tampoco. Lo que buscamos es que se sepa para que no quede en la nada, la denuncia en Defensa al Consumidor la hice”, sostuvo.

 

Y agregó: “Ni la revolví a la ensalada, le tiré el condimento encima. Estábamos con mis hijos y la puse en el centro de la mesa para compartir con mi marido y en un momento que estaba con el tenedor casi llegando al colchón (de lechuga) que estaba abajo, levanté la rana con el cubierto. Fue terrible, todavía no me saco la impresión”.

 

Conde también afirmó que su marido fue hasta el local para reclamar por lo ocurrido: “Las chicas que atienden ahí no lo podían creer, no sabían cómo pedirme disculpas. La empresa nos llamó y nos pidió disculpas, uno de los dueños también se tomó la molestia de hacerlo, pero bueno esperemos que no quede en esto. Por supuesto que no volvemos a comer ahí, no tengo demasiada confianza y es una pena porque comemos tres veces por semana, pido delivery y vamos al shopping y comemos siempre ahí. Era mi elección comer siempre ahí porque es saludable, por lo que ellos pregonan”.

 

“Ver la rana ahí en vivo y en directo muerta fue terrible. Mi hija estaba como afectada por la situación pero por suerte no llegó a comer, porque en general ella es de comer esta ensalada y siempre comen comida ahí, justo ese día por suerte no comieron”, completó en su relato al tiempo que cerró: “Quiero que se sepa, que yo no busco ningún tipo de beneficio. Por suerte estamos todos bien, no nos pasó nada más que el mal momento. Debajo del tuit comenzaron a aparecer un montón de denuncias de cosas menores que por ahí uno no se entera como un pedazo de vidrio, madera o una chinche en la comida”.

 

Dejá un comentario