El Economista - 70 años
Versión digital

mar 04 Oct

BUE 13°C
Versión digital

mar 04 Oct

BUE 13°C

PBA: crece la puja por la conducción del PJ

Intendentes de la primera sección electoral encabezan la rebelión contra Espinoza

08-11-2017
Compartir

Primero el partido, luego la apuesta por ofrecer una alternativa. Esa parece ser hoy el esquema de prioridades de la dirigencia justicialista de la provincia de Buenos Aires, tras la derrota de los tres espacios que tenían presencia peronista en las elecciones legislativas de octubre. Reorganizar el PJ, renovar su conducción, buscar la unidad, crear nuevos espacios de discusión parecen ser las tareas concretas que un sector de intendentes, con fuerte presencia en la primera sección electoral, asume como propias, encabezados por el jefe comunal de Merlo, Gustavo Menéndez. Ayer, por caso, hubo un encuentro, con el diputado nacional reelecto del Frente Renovador Felipe Solá como invitado y la figura de Fernando Espinoza, presidente del PJ provincial, como destinatario de buena parte de los cuestionamientos.

Disputas

“La mayoría piensa en confluir y buscar una lista de unidad para la renovación que permita volver a enamorar a esos sectores que no supimos contener y que ha sido uno de los errores que hemos tenido”, señaló Menéndez, uno de los candidatos autopropuestos para presidir el partido. Y convocó a los peronistas que militan en diferentes espacios para “terminar con el pase de facturas y construir una oposición seria que defienda los derechos de la gente y con ideas superadoras”. El lema de su sector es “unidad del campo popular con eje en el peronismo”.

Las nuevas autoridades del partido deben definirse antes del 17 de diciembre, cuando vence el mandato de Espinoza, que pretende buscar su reelección. El 16 de este mes, en tanto, finaliza el plazo para presentar las listas que competirán. El intendente de Merlo, que ya cosecha apoyos de diversos espacios internos, aspira a ser el candidato de la unidad. Pero no desestima la posibilidad de competir con Espinoza. Otra alternativa para buscar unidad es Alberto Descalzo, intendente de Ituzaingó, que también participó del encuentro de ayer. Mientras que el intendente de La Costa, Juan Pablo Jesús es impulsado por Martín Insaurralde de Lomas de Zamora; Mariano Cascallares de Almirante Brown; y Fernando Gray de Esteban Echeverría.

Invitado

Menéndez fue protagonista de varios hechos políticos que marcaron cierta diferenciación y juego propio. Durante la campaña hacia las generales de octubre, se reunió con Miguel Angel Pichetto, presidente del bloque senadores nacionales del Frente para la Victoria, en momentos en que se agudizaba la disputa de gestos con Cristina Kirchner. Luego recibió a la expresidenta en un acto en su municipio y logró sumar una buena cantidad de votos para Unidad Ciudadana, pero esbozando un camino propio. Y el viernes 3 fue uno de los convocantes del homenaje al dirigente José Rucci, en la sede de la CGT.

Ayer la presencia de Solá fue el hecho sobresaliente. Antes del cierre de listas, el exgobernador había mostrado intenciones de acercarse al espacio de Florencio Randazzo, pero prefirió encabezar la lista de diputados de 1País. El gesto del encuentro en Merlo fue una reedición de aquello. Lo que no pudo saberse es si fue con la venia de Sergio Massa o no. “Hay sentimientos de unidad en el peronismo y la renovación del partido puede ser un punto de referencia”, dijo en consonancia. Leonardo Nardini, jefe comunal de Malvinas Argentinas, en tanto, también se refirió a los que transitan en otros espacios. “No se trata de tirar a nadie por la ventana sino de sumar y poder nutrirnos para ser una oposición firme y una esperanza de cara a lo que viene”, dijo.

Además de los mencionados, Menéndez, Solá, Nardini y Descalzo, participaron del encuentro Ariel Sujarchuk, de Escobar; Juan Ustarroz, de Mercedes; y algunos referentes territoriales de Cumplir y el Movimiento Evita.

Seguí leyendo

Enterate primero

Economía + las noticias de Argentina y del mundo en tu correo

Indica tus temas de interés