El Economista - 70 años
Versión digital

lun 25 Oct

BUE 22°C

Versión digital

lun 25 Oct

BUE 22°C

La apuesta de Cambiemos es superar los cien

16-02-2017
Compartir

De las elecciones legislativas de este año no cabe esperar una modificación significativa en la correlación de fuerzas del Congreso. Eso es consecuencia directa de un sistema de renovación parcial de las cámaras y de la menor polarización que suele haber en las elecciones en las que no está en juego cargos ejecutivos.

De todas maneras, de acuerdo a las prácticas políticas argentinas, el número de bancas que tiene cada bloque al comenzar un periodo legislativo no es rígido sino flexible. Porque si el Gobierno es percibido como ganador, puede sumar apoyos rápidamente de la misma manera que los puede perder si resulta derrotado en las elecciones.

Si bien es un hecho que el Gobierno no tendrá mayoría en ninguna de las dos cámaras durante su mandato, los estrategas electorales de Cambiemos apuntan a sumar, contando a sus aliados, alrededor de 100 bancas en Diputados lo cual todavía dejaría al oficialismo lejos del quórum propio pero le daría una enorme capacidad de negociación para llevar adelante su agenda. De las 127 bancas que se renuevan este año sólo 41 son de Cambiemos y sus aliados que en la actualidad suman 87, con lo cual le quedarían 46 diputados con dos años más de mandato.

El mapa electoral puede dividirse en dos partes casi iguales: los cuatro distritos más poblados eligen 65 diputados y el resto del país 62. En el primer caso, Cambiemos pone en juego 3 bancas en Buenos Aires, 4 en Córdoba, 4 Santa Fe y 8 en la CABA. A ese total de 19 ?9 del PRO, 7 de la UCR y 3 de aliados? aspira a sumarle alrededor de10, básicamente por el crecimiento en Buenos Aires endonde se eligen 35 diputados y Cambiemos  podría obtener entre 12 y 14. Las representaciones de Córdoba, en donde habrá una polarización electoral, aunque no ideológica con el oficialismo local, y de Santa Fe, con la curiosa situación de la UCRque puede ir en una alianza local distinta a la nacional, como mínimo, se mantendrían. Ambas provincias tienen una población similar y renuevan 9 bancas. Pero es probable que Cambiemos pierda representación en la CABA porque allí estarán en juego 12 lugares y Cambiemos arriesga 8 ? 5 del PRO, 2 de la UCR y 2 de la Coalición Cívica. En los cuatro distritos con más habitantes, Cambiemos incorporaría entre 29 y 30 legisladores.

De los 62 diputados que se eligen en el resto de los distritos, Cambiemos arriesga 22 bancas y en el oficialismo aspiran a renovarlas en su totalidad, y eventualmente, agregar alguna.

Si las optimistas hipótesis de los responsables del armado electoral de Cambiemos se cumplen, efectivamente el bloque oficialista en la Cámara Baja a partir de diciembre estaría integrado ? contando aliados? por alrededor de 100 diputados: 46 que tienen mandato hasta 2019, entre 29 y 30 de los distritos grandes y entre 22 y 23 de los demás.

Aún falta para las elecciones y estas tendencias preliminares sobre la futura composición del Congreso están basadas en lo que dicen los actuales sondeos de opinión pública que, de acuerdo a la marcha de la economía, pueden modificarse durante el año.

Seguí leyendo

Enterate primero

Economía + las noticias de Argentina y del mundo en tu correo

Indica tus temas de interés