El Economista - 73 años
Versión digital

sab 13 Jul

BUE 5°C
Panorama

Consejo de las Américas: empresarios señalaron oportunidades únicas para Argentina

Por parte del sector privado, participaron Miguel Galuccio, Juan Martín de la Serna, Javier Velarde y Juan Farinati.

Susan Segal, presidenta y CEO del Consejo de las Américas
Susan Segal, presidenta y CEO del Consejo de las Américas .
Nadia Allemand 26 agosto de 2023

Un nuevo encuentro anual del Consejo de las Américas (Council of the Americas) se llevó a cabo este jueves en el Hotel Alvear Palace de la ciudad de Buenos Aires y en el auditorio de la Cámara Argentina de Comercio y Servicios (CAC). Bajo el título "Argentina: Perspectivas Económicas y Políticas", la 20ª edición del encuentro contó con la presencia de políticos, diplomáticos y empresarios.

El Consejo de las Américas es una organización empresarial cuyos miembros están comprometidos con la promoción del desarrollo económico y social, los mercados abiertos, el Estado de derecho y la democracia en todo el continente. 

Por parte del sector privado, el encuentro de este año contó con las participaciones de Miguel Galuccio, fundador y director ejecutivo de Vista Oil & Gas; Juan Martín de la Serna, vicepresidente ejecutivo de Relaciones Institucionales y Presidente para la Argentina de Mercado Libre; Javier Velarde, vicepresidente de Sostenibilidad y Relaciones Externas para América Latina de Newmont y Juan Farinati, presidente y director ejecutivo para el cono sur de Bayer.

El primero en exponer fue Galuccio, quien comenzó su discurso recordando la importancia que tiene para la Argentina la explotación de petróleo y gas no convencionales de la formación sedimentaria de Vaca Muerta en la cuenca neuquina. 

"Si alguien se hubiera ido de la Argentina en 2012 y volviera hoy y mirara lo que hemos hecho desde el punto de vista energético, particularmente con hidrocarburo, no lo podría creer [...]. En estos diez años, hemos invertido en Vaca Muerta US$ 25.000 millones y perforado más de 2.000 pozos. Hoy Argentina produce de Vaca Muerta el 50% de la producción que consumimos y exportamos 160.000 barriles de petróleo. No sólo logramos generar un play que solucionara el problema de abastecimiento interno y nos diera independencia energética, sino que, al mismo tiempo, hicimos de ese play un play competitivo a nivel mundial", afirmó Galuccio. 

Miguel Galuccio, CEO de Vista
Miguel Galuccio, CEO de Vista

En cuanto a su visión a futuro, se mostró optimista: "Argentina podría estar exportando en el 2030, no 130.000 barriles que es lo que exportamos hoy, podríamos estar exportando 600.000 barriles. Esto no es una fantasía. Es algo que, solamente triplicando la cantidad de equipos de perforación que tenemos en el país, podemos hacer: 600.000 barriles significan US$ 20.000 millones de impacto en las divisas del país. Significa crear otro polo sojero dentro de la Argentina. No estamos hablando de un futuro lejano, estamos hablando de los próximos cinco años. Necesitamos Vaca Muerta (como) política de estado". 

En este sentido, hizo hincapié en que haya reglas claras, nuevos consensos, libre acceso a divisas, posibilidad de repatriar dividendos, premios por eficiencia y políticas de exportación a mediano y largo plazo.

En lo relativo al cambio climático y las responsabilidades ambientales tomadas por la Argentina a nivel internacional, el directivo sostuvo: "Argentina tiene la posibilidad, no sólo de generar energía para el mundo, sino de generar energía carbon zero. No solamente hemos sido bendecidos con los recursos hidrocarburíferos y con tener energía de bajo contenido de carbono, sino que también tenemos los recursos naturales para secuestrar". 

"Vista prometió que en el 2026 va a exportar un barril de Vaca Muerta net zero. Largamos con 40 kilogramos de footprint de CO2 y hoy estamos en diez. Creamos una compañía que genera créditos de carbono [...]. Vaca Muerta en el corto plazo es parte de la solución. Nos va a dar la capacidad de generar un impacto macroeconómico de corto plazo que nos permita ayudar a la macroeconomía a salir y, si pensamos a largo plazo, el próximo gobierno va a tener la oportunidad de poner a la Argentina como una potencia energética mundial que puede proveer energía al mundo sustentable", concluyó Galuccio.

Juan Martín de la Serna, vicepresidente ejecutivo de Relaciones Institucionales y Presidente para la Argentina de Mercado Libre
Juan Martín de la Serna, vicepresidente ejecutivo de Relaciones Institucionales y Presidente para la Argentina de Mercado Libre

Desde Mercado Libre, Juan Martín de la Serna habló de la economía del conocimiento, sector que, según afirmó, significó exportaciones por más de US$ 7.800 millones en 2022 y hoy representa 500.000 puestos de trabajo en Argentina. 

Sin embargo, consideró que el país no ofrece las mejores condiciones para el desarrollo de la actividad, razón por la cual muchos de los empleadores y empleados del sector buscan alternativas en otros mercados. 

"Cuando las condiciones no están dadas y las compañías tienen alternativas de inversiones en otros países, como es en nuestro caso, el capital huye. El capital no va a correr riesgos innecesarios y si hay países que hacen las cosas mejor y dan más mejores condiciones para poder invertir", sostuvo el directivo. 

A su vez, con respecto a la industria de las fintech, de la Serna consideró que el sector no ha podido desplegar todo su potencial por una serie de "restricciones y obstáculos", entre los que mencionó la prohibición de operar con criptoactivos, los excesivos encajes que el Banco Central impuso a las billeteras digitales sin ningún tipo de remuneración y la imposibilidad de pagar sueldos en billeteras digitales. 

"Son piedras en el camino que han hecho más lento el desarrollo de estos negocios, pero sin duda es una industria que tiene una oportunidad gigante y sigue avanzando a una velocidad interesante, aunque podría hacerlo a una velocidad mucho mayor si pudiéramos dar las condiciones necesarias para que ello ocurra", afirmó de la Serna. 

En este sentido, solicitó reglas claras, estables y consensuadas con el sector y un marco regulatorio más moderno. "Esta industria tiene una oportunidad concreta al alcance de nuestras manos, a diferencia de muchas otras industrias que requieren grandes inversiones o necesitan que el clima nos favorezca. Ésta es una industria que hay que dejarla que crezca naturalmente y se pueda desarrollar sin tratar de encorsetarla. Debería ser para nosotros un pilar estratégico para el desarrollo futuro del país", concluyó de la Serna.

Javier Velarde, vicepresidente de Sostenibilidad y Relaciones Externas para América Latina
de Newmont
Javier Velarde, vicepresidente de Sostenibilidad y Relaciones Externas para América Latina de Newmont

Desde el sector minero, Velarde recordó que una operación de gran minería toma entre 10 y 15 años desde la identificación del depósito mineral hasta su puesta en producción, lo cual significa una inversión de cientos o miles de millones de dólares. 

En este sentido, el empresario afirmó: "Es indispensable promover la exploración y para ello se necesita agilidad en el otorgamiento de concesiones mineras y permisos de exploración, acceso a mano de obra calificada y equipos, pero también acompañamiento del Estado que permita prevenir y manejar adecuadamente el entorno social y ambiental y prevenir con ello conflictos con las comunidades". 

En sintonía con otros oradores, hizo hincapié en la necesidad de un entorno regulatorio y tributario "confiable y estable" para que haya predictibilidad y respeto por el marco jurídico: "Somos conscientes de la delicada situación que atraviesa la economía argentina y los esfuerzo que hace el Estado por manejar esta situación, pero es indudable que las regulaciones cambiarias restrictivas afectan seriamente no sólo la atracción de nuevas inversiones mineras, sino también la continuidad de actividades mineras existentes". 

Finalmente, si bien consideró que los recursos naturales de la Argentina serán cruciales en la transición energética y que el país tiene la posibilidad de convertir la minería en un motor de crecimiento y desarrollo, reiteró que "los altos niveles de inestabilidad política, económica y social dificultan hacer de la minería la fuente de prosperidad de todos queremos para la región". 

En representación de Bayer, Juan Farinati dio su visión sobre el sector de la agroindustria. Comenzó por presentar algunas estadísticas: entre 2015 y 2020, el 53% de los países del mundo tuvieron eventos climáticos extremos, mientras que ese porcentaje había sido del 11% entre 2000 y 2005. 

Por otra parte, afirmó que se estima que para el 2050 los rendimientos de los cultivos habrán disminuido entre 10% y 25% como consecuencia del cambio climático. Paralelamente, se calcula que para el 2050 se necesitará 50% más de producción de alimentos para consumo humano y animal.

Dado que la agroindustria tiene un rol fundamental en la producción de alimentos y, a la vez, es generador de gases de efecto invernadero, Farinati insistió sobre la necesidad de mejorar la eficiencia y la sustentabilidad del sector. 

"Argentina tiene una oportunidad inmensa y una responsabilidad inmensa", afirmó el directivo. "Hoy tenemos herramientas disponibles para llevar la agricultura más allá de lo que se refiere a sustentabilidad, a lo que es agricultura regenerativa: no solamente no perturbar el suelo, sino regenerar y capturar carbono en el suelo. Es una gran oportunidad a futuro", concluyó Farinati. 

Seguí leyendo

Enterate primero

Economía + las noticias de Argentina y del mundo en tu correo

Indica tus temas de interés