Tras última reunión

La Fed ajustará más su política

Se espera una suba de tasas de medio punto y una estrategia más agresiva para reducir la tenencia de activos financieros

Un ajuste de la política monetaria es la respuesta que la mayoría de los bancos centrales del mundo le están dando a la inflación.
Un ajuste de la política monetaria es la respuesta que la mayoría de los bancos centrales del mundo le están dando a la inflación. .
06-04-2022
Compartir

De la difusión de las actas de la última reunión de la Reserva Federal realizada los días 15 y 16 de marzo surge que se viene un apretón monetario más fuerte del que se esperaba. Varios integrantes de la entidad dejaron en claro que consideraban que era necesario subir las tasas de interés en medio punto, pero finalmente se optó por un incremento de un cuarto de punto para no generar mayor incertidumbre en un momento en que los mercados están alterados por la invasión de Rusia a Ucrania. La lectura de los mercados es que en su reunión prevista para los días 3 y 4 de mayo la Fed decidirá una suba de tasas de medio punto y no sería la última de esa magnitud dentro en las seis que se estima que habrá hasta fin de año. 

También quedó claro que se pondrá en marcha una estrategia agresiva para reducir la tenencia de activos financieros en manos de la Fed a un ritmo de US$ 95.000 millones por mes.

Son respuestas de la autoridad monetaria frente a la aceleración del índice de precios al consumidor que alcanzó niveles que no se registraban desde hace cuarenta años. En febrero alcanzó al 7,9% anual y se estima que el dato de marzo que se conocerá la semana que viene mostrará una suba superior al 8%. A su vez, el índice de precios de los gastos en consumos  personales, que es la medida de inflación que mas toma en cuenta la Fed para definir su política monetaria,  anotó en febrero una suba anual de 6,4%.

Si bien el nivel de actividad será menor que el año pasado, se mantendrá en expansión con un mercado de trabajo sostenido como lo evidenció la creación de 431.000 empleos en marzo y una tasa de desocupación que bajó al 3,6% desde el 3,8% en febrero. De todas maneras, el ajuste monetario tendrá su impacto sobre la suba del PIB. La respuesta inicial de los mercados a la difusión de las minutas fue la previsible con caída de las acciones y una suba del dólar.

En la Fed, tiempo atrás se estimaba que a esta altura del año ya se observaría una tendencia declinante en la tasa de inflación, pero la invasión a Ucrania le dio un fuerte impulso a los precios de la energía y los alimentos haciendo subir la inflación en todos los países.  

Mañana se conocerán las actas de la última reunión del Banco Central Europeo que volverá a reunirse la semana que viene. Hasta ahora se ha mostrado reticente a endurecer su política monetaria por sus efectos negativos sobre el nivel de actividad que ya muestra signos de desaceleración. Sin embargo, en un contexto de aceleración de la tasa de inflación que llegó al 7,5% en marzo, el mercado considera que serán inevitables dos subas de la tasa de interés antes de fin de año. 

Un ajuste de la política monetaria es la respuesta que la mayoría de los bancos centrales del mundo le están dando a la escalada de los índices de precios.

Lee también

Seguí leyendo

Enterate primero

Economía + las noticias de Argentina y del mundo en tu correo

Indica tus temas de interés