Quebró Thomas Cook: 600 mil viajes cancelados, turistas varados y 21 mil despidos

23 de septiembre, 2019

Quebró Thomas Cook: 600 mil viajes cancelados, turistas varados y 21 mil despidos

Thomas Cook, la empresa de viajes más antigua del mundo, confirmó en un comunicado hoy temprano que entró en cesación de pagos e inmediatamente frenó sus operaciones y operaciones.

 

Según el Financial Times , después de que fracasaran las negociaciones del paquete de rescate de fin de semana entre Thomas Cook y el gobierno británico, los prestamistas y los accionistas, el colapso de la compañía dejó a medio millón de viajeros varados en el extranjero.

 

 

El colapso significa que 21.000 empleados en 16 países perderán sus empleos, incluidas 9.000 personas en el Reino Unido, informó AP .

 

En tanto, más de 600,000 reservas de viajes fueron canceladas, lo que indica que aproximadamente 1 millón de personas se verán afectados por las cancelaciones de reservas. Sin embargo, muchos deberían recibir reembolsos bajo un plan de seguro de viaje del gobierno británico.

El secretario de transporte británico, Grant Shapps, dijo que las autoridades habían contratado aviones chárter para llevar a los clientes de regreso sin cargo, según la BBC .

El CEO de Thomas Cook, Peter Fankhauser, dijo en la declaración de la compañía: “Es un profundo pesar para mí y para el resto de la junta que no hayamos tenido éxito” en la negociación de un acuerdo.

 

Schapps defendió la decisión de no rescatar a la compañía británica de 178 años y le dijo a la BBC que era un pobre candidato para la supervivencia debido a sus deudas sustanciales y su enfoque.

 

La CAA anunció también que se inició la mayor repatriación de británicos desde la II Guerra Mundial tras el colapso de la empresa.

 

“Debido al número sin precedentes de turistas británicos que actualmente se encuentran de vacaciones y que han resultado afectados por la situación, la CAA aseguró una flota en todo el mundo para traer a más de 150.000 pasajeros de vuelta al Reino Unido”, indicó el organismo.

 

También solicitaron a los pasajeros que tienen contratados sus vuelos con la compañía, que no vayan a los aeropuertos y que esperen ser informados a través de la página web de la empresa.

 

El sindicato que representa al personal administrativo de Thomas Cook culpó al gobierno por permitir el colapso de la compañía. La compañía por su parte, advirtió a principios de este año que el Brexit había reducido la demanda entre los turistas del Reino Unido.

 

El grupo había solicitado al gobierno británico 150 millones de libras esterlinas de rescate, (unos US$ 186 millones) pero el primer ministro británico, Boris Johnson, se negó argumentando que sería un error debido a que hay otras empresas que también están con dificultades financieras.

 

El primer ministro dijo esta mañana a periodistas británicos durante un vuelo a Nueva York, donde participará de la asamblea de Naciones Unidas, que todos los pasajeros del Reino Unido podrán regresar, pero informó que esto costará a los contribuyentes millones de libras.

 

También apuntó contra los ejecutivos de la compañía y consideró que deben hacerse responsables del colapso de la empresa.