El Economista - 70 años
Versión digital

mie 21 Feb

BUE 26°C
Macri se bajó, pero el escenario electoral sigue igual
Escenario

Macri se bajó, pero el escenario electoral sigue igual

En lo esencial no cambia nada del escenario electoral, ni en el oficialismo ni en la oposición

Augusto Milano 27 marzo de 2023

Causa sorpresa la trascendencia que se le otorga a la renuncia de Mauricio Macri a ser candidato a presidente. No hubo sorpresas. Se trató de una decisión acorde a una realidad política que le marcaba límites a sus chances electorales. Por lo tanto, se descontaba que en algún momento haría el anuncio de que no competiría.  

De todas maneras, fue un acierto no demorar más la oficialización de la decisión porque cortó con  las especulaciones y los pedidos para que fuese candidato. 

Pero en lo esencial no cambia nada del escenario electoral, ni en el oficialismo ni en la oposición. 

El PRO sigue adelante con lo que parece una inevitable  -y necesaria- primaria entre Patricia Bullrich y Horacio Rodríguez Larreta. El mayor dilema lo tienen ahora los radicales porque Gerardo Morales insiste con su candidatura presidencial, pero no pocos de sus correligionarios creen que las encuestas marcan que el único camino posible para la UCR es el de llevar un candidato a vice. 

En ese caso se abriría otro debate: ¿un solo candidato a vice o dos acompañando a cada uno de los postulantes presidenciales del PRO? Es el escenario más temido  por los radicales porque implicaría "comprarse" la interna del PRO.

Por otra parte, cuando se habla de una fórmula integrada siempre se referencia en primer término a Rodríguez Larreta - Morales. Pero hay quienes señalan que no puede excluirse de una hipótesis de integración del binomio presidencial a Facundo Manes.

Tampoco  la decisión de Macri afecta el escenario del Frente de Todos aun cuando en La Cámpora pretendan, sin mucho fundamento ya que no tienen ningún candidato que mida bien, que Alberto Fernández lo imite.

Pero Macri ocupa el lugar de Cristina, no el de Alberto. La vicepresidenta anunció tiempo atrás que no será candidata a nada. Y si alguien tenía dudas al respecto, la decisión de Macri se las debe haber borrado. Porque las de Cristina y Macri son candidaturas que se complementan, no existe la una sin la otra.

La situación en el oficialismo no se modificó. Alberto insiste en su candidatura y espera ganarla en una primaria que quisiera superpoblada de candidatos. La Cámpora ahora está dispuesta a competir en las PASO y Daniel Scioli no se baja.

Pero el gran interrogante sigue siendo lo que hará Sergio Massa. Para alimentar sus chances necesita que la inflación baje, que el índice de precios muestre una tendencia descendente. Lo mismo que necesita Alberto si pretende ser competitivo. De esa manera, hay un índice del que dependen dos potenciales candidatos.  Y por ahora, las noticias son buenas para el oficialismo en ese terreno.      

Seguí leyendo

Enterate primero

Economía + las noticias de Argentina y del mundo en tu correo

Indica tus temas de interés