El Economista - 70 años
Versión digital

jue 02 Feb

BUE 23°C
Versión digital

jue 02 Feb

BUE 23°C
Expansión

Vici, la app de delivery del interior del país

A diferencia de compañías como Rappi o Pedidos Ya, Vici apunta a digitalizar e impulsar regiones de menos de 250.000 habitantes

La empresa nació en junio de 2021 tras la pandemia
La empresa nació en junio de 2021 tras la pandemia
Ludmila Di Grande Ludmila Di Grande 12-12-2022
Compartir

Con presencia en más de 26 ciudades, Vici es la app de delivery del interior del país que busca acortar la brecha digital y conectar a los comercios con los consumidores. La premisa de la compañía es instalarse en localidades de menos de 250.000 habitantes, donde no llegan las empresas masivas.

Las primeras ciudades en que la compañía desembarcó hace poco más de un año fueron Chascomús y Tres Arroyos. En esta última, generó más de 15.000 operaciones en octubre pasado y representó el 70% del total de las entregas de la localidad.

"En la pandemia, detectamos que las ciudades del interior estaban muy atrasadas digitalmente. Entonces iniciamos un camino de digitalización en estas regiones para potenciar a los negocios y que se puedan conectar con los usuarios como lo hacen en las grandes urbes. Buscamos que cualquiera pueda bajarse una app, encontrar todos los negocios cercanos, comprar y que le llegue en menos de 30 minutos", señaló el CEO, Agustín Parraquini, quien con tan solo 25 años fundó la empresa junto a Tomás Espósito.

"Hay una brecha digital muy grande donde muchas de las personas que nosotros hoy estamos digitalizando no utilizaban tecnología en su día a día. Es un desafío muy lindo y que les va a dar múltiples beneficios", agregó.

  • La app está disponible tanto para Android como para Apple e incluye todo tipo de comercios: desde panaderías, pizzerías o restaurantes hasta librerías.

"La digitalización trae consigo el crecimiento económico de los negocios y en consecuencia, del aumento del bienestar social de esa comunidad", agregó Parraquini.

"Con las restricciones sanitarias, los comerciantes se dieron cuenta que necesitaban vender online pero a su vez que no podían mantener un sitio web propio, por lo que necesitaban estar agrupados. El marketplace que desarrollamos apuntó a solucionar ese problema uniendo a todos los negocios y apalancandolos en el marketing de la plataforma para que crezcan y aumenten sus ventas", afirmó.

A diferencia de Rappi o Pedidos Ya, cuyas zonas de cobertura incluyen solo a las ciudades más grandes como CABA, Rosario o Córdoba, Vici apunta a regiones de menos de 250.000 habitantes. Entre ellas, Coronel Pringles, Pergamino, Dolores, Ayacucho, Balcarce y Venado Tuerto.

"En los lugares que estamos, el resto no va porque le parece que no es negocio y a nosotros nos parece una oportunidad gigante", afirmó Parraquini.

La empresa ya invirtió $40 millones y prevé inversiones de más de $100 millones para el 2023.

"Planeamos seguir invirtiendo en el país para hacer crecer cada vez más a las 300 ciudades que hay en Argentina y que están atrasadas digitalmente. Vamos a invertir a lo largo del primer semestre del año que viene en toda la provincia de Buenos Aires y después seguiremos expandiéndonos", aseguró el CEO de la compañía en diálogo exclusivo con El Economista.

En cuanto al modelo de ingresos, Vici le cobra una comisión al comercio que va del 10% al 15%, que es sensiblemente más baja que todo lo que existe en el mercado. Además, es una comisión por venta, es decir, pagan si venden.

Por otra parte, la compañía cuenta con 12 empleados fijos y los casi 50 repartidores que trabajan con Vici son autónomos e independientes. Se conectan y desconectan cuando quieren, similar a Rappi y a Pedidos Ya.  

Los costos de envío rondan los $250, monto que se destina íntegramente a los repartidores. 

En el último tiempo, frente a la crisis económica, entre los emprendedores y los jóvenes sobrevuela una pregunta: ¿la salida es Ezeiza?

Parraquini dijo: "Nosotros creemos que Argentina tiene un potencial gigante, que el interior tiene una energía que vibra al emprender y que las regiones nos van a ayudar a salir adelante. Nuestro país tiene founders que son excepcionales. La salida no es Ezeiza ni cerca, sino que entre todos tenemos que ponernos a construir para que Argentina progrese porque esta depende de los emprendedores".

En esta nota

Seguí leyendo

Enterate primero

Economía + las noticias de Argentina y del mundo en tu correo

Indica tus temas de interés