El Economista - 70 años
Versión digital

dom 17 Oct

BUE 20°C

Versión digital

dom 17 Oct

BUE 20°C

La agencia Fix también ponderó la integración de PAE y Axion

Para la calificadora, la operación es lógica desde el punto de vista operativol, estratégico y financiero

19-09-2017
Compartir

La reciente integración de Pan American Energy S.A. (PAE) y Axion Energy S.A. en una nueva compañía (Pan American Energy Group) fue analizada  ayer por la calificadora de riesgos local Fix (afiliada de Fitch Ratings). En su evaluación, para Fix la integración es “lógica desde el punto de vista operativo y positiva para las calificaciones”.

En opinión de Fix, el acuerdo empresario, anunciado a principios de mes, “tiene sentido desde el punto de vista estratégico y operacional”.

La agencia recordó que Bridas Corporation (empresa del grupo local Bulgheroni) y British Petroleum (BP) intercambiarán participaciones accionarias en PAE y Axion Energy Holding S.L., para conformar una nueva empresa integrada de energía, con una participación de 50% en cada caso.

“Los beneficios de la transacción anunciada incluyen la complementariedad operativa de las dos compañías, integrando los negocios de upstream y downstream, además de potenciales sinergias en las funciones centralizadas”, resaltó Fix.

La reciente integración de Pan American Energy S.A. (PAE) y Axion Energy S.A. en una nueva compañía (Pan American Energy Group) fue analizada  ayer por la calificadora de riesgos local Fix

La agencia también destacó que “el ingreso de BP al negocio de downstream permitiría también el aporte de su experiencia en el sector a nivel mundial, donde cuenta con 18.000 estaciones de servicio y unas 16.000 refinerías”.

Según la agencia, la compañía integrada “se convertiría en la segunda petrolera del país” detrás de YPF, con una participación del 19% en la producción de crudo (la estatal concentra el 45%).

PAEG controlará además el 16% en la producción de gas (YPF, 41%), y también 16% en la comercialización de combustibles y lubricantes (YPF, 53% y Shell, 17%).

Para Fix,  “la nueva compañía tendrá la fortaleza operativa reflejada en los 24,3 años de reservas de crudo y 10,4 años de reservas de gas”, lo que representará 16,2 años de reservas totales entre crudo y gas, “que la convierten en la compañía con mayor cantidad de reservas probadas de la Argentina y compara positivamente con los 5,5 años de reservas de YPF”, precisó Fix.

La calificadora resaltó además que, desde el punto de vista crediticio, PAE está calificada en la categoría AAA(arg) y Axion en la categoría AA+(arg), ambas con perspectiva estable.

Flujo de fondos

Según estimó la agencia, “la integración va a generar un flujo de fondos más estable y previsible al combinar los dos negocios, lo cual es positivo” desde el punto de vista crediticio.

“Los beneficios de la transacción anunciada incluyen la complementariedad operativa de las dos compañías, integrando los negocios de upstream y downstream, además de potenciales sinergias en las funciones centralizadas”, resaltó Fix.

Fix, por otra parte, descartó que la integración en un nuevo holding vaya a generar la necesidad de deuda adicional, ya que cuenta con un apalancamiento estimado para la nueva compañía cercano a 1,4 veces.

Para la agencia,  gracias a la integración “ambas compañías se beneficiarán de un probado acceso a los mercados de crédito locales e internacionales”.

Fix también recordó que quedan “como cuestiones pendientes” la presentación ante organismos de control y su eventual aprobación, “con lo cual es probable que el tema no se resuelva hasta 2018”.

En el mercado de hidrocarburos, aseguran que la negociación para llegar a  la integración de las compañías arrancó muchos años atrás e incluso en el pasado hubo otros intentos por conseguirlo. Los primeros pasos se dieron bajo la batuta del fallecido Carlos Bulgheroni.

Según estimó la agencia, “la integración va a generar un flujo de fondos más estable y previsible al combinar los dos negocios, lo cual es positivo” desde el punto de vista crediticio

La realización de la fusión entre la comercializadora Axion y PAE, dedicada a la exploración y explotación de crudo y gas, se basó en la certeza de quien llevó las riendas de la petrolera acerca de que el precio del crudo iba a oscilar en torno a los US$ 50 y que la única alternativa para una compañía era integrarse verticalmente, como YPF. En la década anterior, el precio del barril superó los US$ 100.

La firma de la carta de intención se hizo en Londres con un equipo integrado por chinos, socios de Bridas e ingleses, socios en Axion, bajo la batuta de Marcos Bulgheroni, CEO de la flamante PAEG y elegido por su padre Carlos como el sucesor. Hasta la carta de intención, PAE era propiedad de la inglesa BP en el 60% y de Bridas, en  el 40%. En tanto, Axion pertenece en el 100% a Bridas. En la nueva PAEG, BP y Bridas tendrán el 50% cada una, de modo que la empresa de capitales ingleses cede el 10% en la productora de petróleo a cambio de un 50% en la compañía que refina y comercializa combustibles. Pero permite que el CEO y el presidente de la nueva empresa sean dos Bulgheroni, Marcos y su tío Alejandro respectivamente.

En los planes de inversión inglesa y china figura crecer de las más de 500 estaciones de servicio actuales a 700, un número que iguala en locales a YPF.

Seguí leyendo

Enterate primero

Economía + las noticias de Argentina y del mundo en tu correo

Indica tus temas de interés