El Economista - 70 años
Versión digital

lun 24 Jun

BUE 5°C
Tendencias

Dos cuestiones claves para el futuro de las cripto

El para qué sirven las cripto nativas y el futuro del anonimato son dos cuestiones que, en mi opinión, será fundamental que el ecosistema aborde si quiere progresar.

Dos cuestiones claves para el futuro de las cripto

Salgamos un poco del día a día de las criptos y concentrémonos en dos preguntas que deberá contestar el ecosistema: la primera es para qué sirven las criptomonedas nativas y la segunda se refiere a si el anonimato de los poseedores de tokens se puede mantener en el futuro.

Vamos con la primera. La pregunta que me hago es para qué sirven las monedas nativas como Ether (en el caso de Ethereum), por ejemplo, para redes cuyo "core" sean los tokens y smart contracts construidos sobre esa blockchain. Voy a usar el caso de Algorand, que es una red que sigo de cerca, pero la cuestión aplica a otras.

Esa red tiene previsto emitir 10.000 millones de Algos, su moneda nativa, con la cual se paga a los validadores que sostienen la red. Esa red tiene una capacidad de procesar 10.000 transacciones por segundo y esas transacciones tienen un costo de 0.001 Algo cada una. Eso implica una demanda para pagar transacciones de 10 Algos por segundo. 

Supongamos ahora que los usuarios decidieran tener en stock 30 días de demanda, por las dudas. Eso implicaría un total de casi 26 millones de Algos (10 x 60 x 60 x 24 x 30). ¿De qué sirven entonces los otros 9.974.000.000 Algos? ¿Tienen alguna utilidad aparte de especular?

Alguno seguramente dirá que su función es la de proteger el sistema y que los usuarios de dicho token reciben una renta (sólo si participan en la gobernanza, en el caso de Algorand). Es, en definitiva, como si fueran acciones pero de la blockchain en vez de una empresa.

Pero claro, la diferencia es que aquella "renta" se cobra en los mismos Algos, no en dólares o pesos, como el caso de las acciones. 

Recordemos que, al menos en mi criterio, el origen del valor de aquellas monedas fiat es el gobierno reclamándolas para el pago de impuestos. Podríamos pensar que en el caso de las blockchain las redes reclaman los tokens nativos para su uso pero, bueno, esa parte ya está cubierta en los 26 millones antes comentados. Se forma así una referencia circular en donde lo que le da valor al Algo es la renta en esos mismos Algos. 

¿Tiene sentido eso? Esta es una pregunta fundamental que refiere en realidad al origen del valor de las criptos. El día que se termine la "moda" cripto (y eso es algo que tal vez ya está sucediendo) la especulación va a ir cediendo y, entonces, las criptos nativas podrían ver su precios yéndose a pique.

Otra pregunta que me parece relevante es cuánto tiempo más podrán permanecer los usuarios de tokens no nativos (como las stablecoins) en el anonimato. Hasta ahora sólo se requiere hacer el proceso de KYC ("Conozca Su Cliente") cuando se interactúa directamente con el emisor. Todos los usuarios intermedios permanecen en el anonimato total, lo cual es una receta perfecta para el lavado de dinero. De hecho, muchos argentinos pasaron sus ahorros de dólares en el colchón a criptodólares en la blockchain.

En mi opinión es una situación que no da para mucho más. Los reguladores exigirán que se realice KYC a todas las billeteras que usen un determinado token (me refiero a los reguladores de Estados Unidos, no a los argentinos, claro). Podría pensarse en tokens que solo pudieran ser utilizados en billetera nominadas (el proceso técnico sería vía el "Opt-In"). De esa forma los emisores de criptodólares podrían tener la misma info que hoy tienen los bancos respecto a sus depositantes. 

Nótese que lo comentado no va en contra de la descentralización, que es la esencia del ecosistema. Simplemente sería una propiedad adicional para que las stablecoins puedan existir.

De hecho, si nos ponemos super-nerds podríamos imaginar que mediante herramientas de Zero Knowledge Proofs los usuarios podrían permanecer en el anonimato, a pesar de tener la billetera nominada y su identidad sólo sería descubierta con opciones multisig en manos de los reguladores. Pero bueno, como dije eso sería ponernos super nerds y no es la intención.

Por otro lado, parece que la Fed está pensando en seguir subiendo las tasas. Tener la posibilidad de tener billeteras nominadas será fundamental para que crezcan los proyectos como el que comentamos hace un tiempo de Circle, que permitiría acceder a rentas provenientes de bonos del Tesoro. Si no lo hicieran es probable que el ecosistema siga perdiendo "depositantes" por no poder competir con tasas atractivas.

Permítanme una curiosidad. Cuando la Fed sube las tasas, las criptos nativas suelen caer de precio porque los especuladores se espantan. Imaginen un mundo en el cual las stablecoins pagarán tasa en función del rendimiento de los bonos del Tesoro. Se daría el caso de que las stablecoins crecerían en volumen al mismo tiempo que las cripto nativas caerían en precio. Debates para otro momento.

Por lo pronto, el para qué sirven las cripto nativas y el futuro del anonimato son dos cuestiones que, en mi opinión, será fundamental que el ecosistema aborde si quiere progresar. En ambos casos, serían una muestra de madurez, muy necesaria ahora que la "moda" parece estar pasando.

En esta nota

últimas noticias

Seguí leyendo

Enterate primero

Economía + las noticias de Argentina y del mundo en tu correo

Indica tus temas de interés