Para el mercado, el PIB de Brasil caería 6,25%

1 de junio, 2020

brasil brasileña

Los analistas del mercado en Brasil, cuyas proyecciones económicas releva semanalmente el Banco Central para elaborar el informe Focus,  volvieron a recortar su pronóstico para el PIB en 2020 cuya caída estimada pasó de 5,89% a 6,25%. Según la mediana de los pronósticos, la expansión en 2021 se mantuvo en 3,50% por lo cual no se recuperaría lo perdido este año. En el caso de la producción industrial, la contracción esperada es de de 3,59%, algo inferior a la del Focus anterior, mientras que el crecimiento de 2021 sería de 2,50%.

 

En materia de inflación, la corrección fue mínima y la suba estimada del Indice de Precios al Consumidor Amplio se redujo de 1,57% a 1,55%, con lo cual la meta del Banco Central que es de  4%, quedó totalmente desactualizada. En un contexto recesivo y de caída de la demanda, el mercado espera más recortes de la tasa Selic que terminaría el año en 2,25%. A su vez, el dólar se cotizaría a 5,4 reales al cierre de 2020, un nivel apenas por encima del operado la semana pasada por lo cual el proceso de devaluación de la moneda brasileña, una de las de peor desempeño este año en el mundo, habría llegado a su fin.  Esa es una buena noticia para Argentina.   

 

Las proyecciones para el frente externo no presentaron cambios y el desequilibrio de la cuenta corriente sería de US$ 28.100 millones mientras que el superávit comercial alcanzaría a US$ 45.500 millones porque se sostendría  la demanda de China, principal destino de las exportaciones brasileñas.

 

Los números fiscales también se mantuvieron estables y los analistas esperan un déficit de 8% del PIB en el caso del resultado primario y de 12% en el nominal. Los desequilibrios, como en el resto de los países, obedecen a las políticas de asistencia a distintos sectores puestas en marcha con motivo de la pandemia y a la menor recaudación como consecuencia de la menor actividad económica. Y como en casi toda la región, la economía brasileña presentaría una fuerte caída en el nivel de actividad combinada con tasas de inflación muy bajas.  

Dejá un comentario