El Economista - 70 años
Versión digital

sab 15 Jun

BUE 12°C
Tendencias

Mujeres en logística: claves para alentar la participación

La logística, por caso, históricamente estuvo asociada al género masculino. Sin embargo, el sector se alejó de aquella imagen del hombre acarreando bolsas en el hombro y ahora hay una demanda de mujeres.

Mujeres en logística: claves para alentar la participación
07 julio de 2023

No quedan dudas que, a lo largo de las últimas dos décadas, las mujeres ganan terreno en el ámbito laboral: no solo aumentó el número de colaboradoras en los equipos, sino que también que se abrieron responsabilidades hasta entonces "vedadas". Sin embargo, de acuerdo con especialistas, aún queda mucha tela para cortar y el impulso de los sectores público y privado es fundamental.

"Dentro de este proceso cultural se van rompiendo mitos y transformando barreras. Y una de ellas está ligada a la asociación de determinados trabajos con el género femenino", asegura Alejandro Leiras, director de Capacitación de la Asociación Argentina de Logística Empresaria (Arlog).

La logística, por caso, históricamente estuvo asociada al género masculino. 

Sin embargo, en los últimos años, el sector se alejó de aquella imagen del hombre acarreando bolsas en el hombro. "Afortunadamente, los tiempos cambiaron y no solo hay lugar para que las mujeres trabajen en la industria, sino que existe también una necesidad", asegura Leiras. En esa línea, aborda dos puntos principales: el avance tecnológico, en cuanto a equipamiento y procesos, que posiciona a las tareas que se realizan dentro de un depósito al alcance de todos; y la demanda de habilidades muy específicas y de mucho detalle.

Por su parte, Carlos Contino, director de CONA RRHH, asegura que en los últimos cinco años las empresas dejaron de marcar cuestiones de género como excluyentes en los perfile de las búsquedas laborales, lo cual impulsó el creciente rol de mujeres en posiciones que "antes eran de hombre únicamente". 

Tal es el caso de especialistas en Higiene y Seguridad Industrial, de ingenieras industriales, de gerentes generales, de ejecutivas de negocios, de grueras, y de autoelevadoristas, entre otras.

De todos modos, para Contino existe aún un pendiente con mujeres +50. Aclara: "Esto se debe a la falta de habilidades de empleabilidad actualizadas, y no a su género. Por caso, competencias de manejo de Excel, de Office, y de Google Drive, herramientas que ya son básicas para el empleo administrativo comercial".

El aporte de múltiples miradas

Para Leiras, el rol de la mujer resulta fundamental en la logística, ya que la mirada, el detalle y el aporte que le pueden dar a todo el proceso logístico es imprescindible para lograr nuevos resultados. "No sólo es una oportunidad sino una necesidad el hecho de poder integrar más a las mujeres en toda la evolución", asegura.

En sintonía, Patricio Navarro Pizzurno, psicólogo y director de Recursos Humanos, Gente y Cultura en el operador logístico iFlow, señala que la incorporación de mujeres en el sector es provechosa, no solo por una cuestión de diversidad de género y estrictamente inclusiva, sino también por una cuestión de diversidad en formas de pensar, en ideas, en interacciones más ricas, en todo lo que conlleva heterogeneizar un grupo de trabajo, ya sea por género, por edad, y por profesiones, entre otras variables.

"El cerebro femenino tiene una capacidad de afrontar problemáticas o situaciones de forma distinta al cerebro masculino, ni peor ni mejor, sino distinta. Y cuando se mezclan esas dos formas, el resultado es enriquecedor", sostiene. 

Asimismo, Navarro Pizzurno realiza una distinción. Explica que el desafío de una mayor participación se da en las posiciones "blue collar", como la de ingeniería de planta. En tanto, precisa que en posiciones fuera de convenio o "white collar", como administración y RRHH siempre hubo un mayor equilibrio. 

El dato: de acuerdo con el Banco Interamericano de Desarrollo, una investigación exhibió que las empresas diversas en género tienen 15% más de rentabilidad mientras que las compañías con mujeres gerentes incluso alcanzan 30% mayor rendimiento que el promedio.

Mujeres al volante

En este contexto, el ejecutivo de iFlow hace doble click sobre uno de los sectores de la logística más rezagados en cuanto a participación de mujeres: el transportista. Explica que cada vez resulta más común ver a una mujer frente al volumen y desglosa dos motivos: el cambio de los roles de trabajo y la necesidad de trabajar, a partir del actual contexto socio económico.

Asimismo, al interior de este rubro, Navarro Pizzurno diferencia también dos subgrupos. Por un lado, las entregas de última o de prima milla, correspondientes a la logística a pequeña escala, en donde hay un rol más preponderante de la mujer ya que las distancias son cortas y los vehículos utilizados van desde autos particulares hasta pequeñas camionetas. Por otro lado, el transporte de larga distancia, en el que los hombres conservan un rol predominante está caracterizado por vehículos de gran parte y la exigencia de realizar viajes de más de un día de duración.

De acuerdo con la Agencia Nacional de Seguridad Vialidad (abril de 2022), sólo el 28% de las licencias de conducir emitidas a nivel nacional pertenecen a mujeres. Y según datos de la Licencia Nacional de Transporte Interjurisdiccional del año 2019, sobre un total de 588 mujeres, el 35,7% pertenecen a Cargas Generales, el 58,8% pertenecen a Transporte de Pasajeros como principal fuente de participación y solo el 5,4% pertenecen a Mercancías Peligrosas.

Ignacio Indart, responsable de Cursos y Capacitaciones en la Fundación Profesional para el Transporte, el brazo académico de la Federación Argentina de Entidades Empresarias del Autotransporte de Cargas (Fadeeac), cuestiona que en los discursos dominantes, "las mujeres suelen ser estigmatizadas con estereotipos negativos en cuanto a sus capacidades para conducir vehículos, en donde valores asociados a lo femenino representan modos de conducta que irían en detrimento de las habilidades de conducción".

Y precisa que, por el contrario, la inseguridad vial tiene un mayor impacto sobre los varones respecto de las mujeres. En concreto, precisa que el 73% de todas las muertes por siniestros viales afectan a varones menores de 25 años, que tienen tres veces más probabilidades de morir en un incidente vial que las mujeres jóvenes.

Acciones en pos de la incorporación

A fin de alentar la participación de las mujeres en el sector, la Asociación Argentina de Logística Empresaria trabaja la capacitación, la difusión de buenas prácticas, y el desarrollo de procesos. Por un lado, la asociación ejecuta un programa de formación de operario calificado, en conjunto con el Gobierno de la Ciudad de Buenos Aires, con el municipio de 3 de febrero, con la empresa Plaza Logística y el municipio de Esteban Echeverría. El objetivo es capacitar a personas de sectores vulnerables en actividades logísticas. 

"En esos grupos, fomentamos la incorporación del público femenino, a fin de promover su empleabilidad y que la misma sea una fuente de ingresos genuina", señala Leiras. Y añade: "Se ven cada vez más profesionales en áreas de management en logística liderados por mujeres, donde tienen una mirada integral del proceso y donde se ha demostrado que no hay ningún impedimento". 

Por su parte, desde iFlow impulsan diferentes acciones mediante discriminación positiva, fundamentalmente en áreas de staff en IT y de transporte. "En los demás rubros, se da más naturalmente. Estamos todavía lejos del balance 50/50, pero apuntamos a que, en la medida en que el mercado acompañe, podamos acercarnos a esos porcentajes", asegura Navarro Pizzurno.

En sintonía, desde la Fundación Profesional para el Transporte identifican que en los últimos años un mayor número de mujeres comenzó a participar de sus capacitaciones. La entidad brinda cursos de Licencia Nacional Habilitante -ahora Linti- y cursos privados de conductores profesionales y de conductores de autolevadores, los que siempre estuvieron abiertos tanto a hombres como a mujeres.

Asimismo, la FPT realizó cursos exclusivos para reducir la brecha. "En 2022, se han llevado a cabo dos cursos de Conductoras Profesional, un Curso de Conductoras de Mixer hormigoneros, un curso de Conductoras de auto elevadores, entre todos las otras capacitaciones donde en el formato mixto siempre se tratan de incorporar mujeres", puntualiza Indart.

En este marco, el fabricante de camiones Scania le dio arranque en el 2019 al programa "Conductoras". A través del mismo, convoca cada año a mujeres a mujeres de todo el país, de entre 25 y 45 años, para aplicar a becas que incluyen el curso de conducción de este tipo de vehículos dictado en la Fundación Profesional para el Transporte de la Fadeeac y en el Centro de Capacitación de Scania Argentina, junto a hospedaje, traslados y comidas.

De acuerdo con la compañía, la iniciativa tuvo gran adhesión. Al 2022, más de 5.000 mujeres ya figuraban en lista de espera. Y actualmente, un total de 48 mujeres egresaron de las cuatro ediciones realizadas.

En esta nota

Seguí leyendo

Enterate primero

Economía + las noticias de Argentina y del mundo en tu correo

Indica tus temas de interés