El Economista - 70 años
Versión digital

mar 19 Oct

BUE 11°C

Versión digital

mar 19 Oct

BUE 11°C

"Son tiempos desafiantes"

Entrevista a Martin Wolf

09-10-2015
Compartir

En diálogo con El Economista, el prestigioso periodista Martin Wolf, del Financial Times, ofrece su visión sobre el estado y los desafíos de la economía global.

¿Qué diría si tuviera que resumir el estado de la economía global en unas líneas?

Son tiempos desafiantes, y lo vienen siendo desde la crisis financiera internacional de 2008-2009, y hay varios issues. El primero es la desaceleración de China y los riesgos asociados con eso. China ha sido el polo de crecimiento dominante desde la Gran Recesión y su frenazo es un gran evento. El segundo es que esa dinámica tuvo un impacto fuerte en las commodities y eso frenó significativamente el crecimiento de muchas economías avanzadas (Canadá y Australia, por ejemplo) como emergentes y, sobre todo, las de América Latina. El tercero es que el boom de commodities y la época de tasas de interés bajas en el mundo desarrollado, que continúa, generó fragilidades financieras difíciles de medir en el mundo emergente, sobre todo con los préstamos en dólares tomados por las corporaciones no financieras. El cuarto es el cambio en los tipos de cambio por las divergencias en las políticas monetarias, que generó un fortalecimiento del dólar: ese fortalecimiento, junto a la acumulación de deuda en dólares, ha generado un estrés ulterior en los países en los cuales sus sectores privados se endeudaron mucho. Ahora, esos flujos de capitales se están revirtiendo y muchos países están teniendo problemas para financiar los déficit que surgieron luego de la Gran Recesión. Todo eso combinado generó una desaceleración significativa en la economía global y creo que va a generar mucho estres financiero, y en algunos casos de magnitud, en varios países. Asimismo, durante el boom de las commodities, muchos países pararon sus procesos de reforma y surgieron prácticas corruptas en muchos países que hoy están afectando sus perspectivas. Pienso, por ejemplo, en Brasil o Rusia.

El nuevo economista jefe del FMI, Maurice Obstfeld, dijo que “una recesión global” no es su escenario base. ¿Usted coincide?

Todo depende de cómo definamos qué es una recesión global. Si lo definimos como una caída en la producción global, es casi inconcebible. Sólo ocurrió una vez desde la Segunda Guerra Mundial: en 2009. La economía global crece normalmente más de 3% anual. Para que la producción global caiga se necesita una crisis gigante en Estados Unidos, Europa o China, o en todas. Eso es muy improbable. Los emergentes, por su cuenta, no pueden generar una caída del PIB global. Lo que podría pasar es que haya una desaceleración con respecto a esa norma de 3%. Es un escenario probable.

Algunos hablan de “estancamiento secular” y, otros, de “nueva mediocre”. ¿La tendencia hacia la desaceleración global llegó para quedarse?

La economía global está creciendo al 3%. Sin embargo, el crecimiento potencial, es decir, la capacidad de crecimiento de la oferta, está cayendo. ¿Qué explica esta divergencia? Porque las economías que crecen más, si bien se están desacelerando, están acaparando porciones más importantes del PIB global. Creo que el crecimiento potencial seguirá cayendo en todos lados y la principal razón es la demografía: el mundo, incluso los países emergentes, está envejeciendo. La fuerza laboral está creciendo menos que antes. La otra razón es que el crecimiento de la productividad no es tan elevado. Sin embargo, el “estancamiento secular”, la expresión que popularizó Larry Summers, se refiere a otra cosa. En rigor, se refiere al problema de que la demanda global no crezca lo suficiente como para absorber la nueva oferta. Si bien el crecimiento potencial está bajando, la demanda es aún más débil a pesar de que las tasas de interés reales y nominales han sido, y siguen siendo, consistentemente bajas. Ese es el síntoma del estancamiento secular. Yo lo llamo exceso de ahorro y demanda deficiente crónica. Para sostener la demanda a nivel global, las economías que tienen espacio de maniobra (los desarrollados y China) deben tomar decisiones excepcionales para, precisamente, sostenerla. Si no le logra, colapsaremos en una recesión.

Los mercados financieros estuvieron muy nerviosos en los últimos meses por los temores a un aterrizaje brusco en China. ¿Son oportunos esos temores?

Hay riesgos de que el crecimiento se frene y no se pueden descartar. Sin embargo, lo más probable en China es que el crecimiento siga a una tasa razonable. Tienen las herramientas económicas para hacerlo y no dependen de nadie más para hacerlo. Pueden mantener el crecimiento si quieren. Serían un gran error político si así no lo hicieran. Al mismo tiempo, la transición que están encarando es muy compleja, complicada y hay un exceso de endeudamiento en el sector privado y en los gobiernos locales. Si no lo manejan bien, la desaceleración podría ser más pronunciada de lo esperado. La inversión, que es casi 50% del PIB, podría caer porque no estaría justificada. Allí tendríamos un gran problema global. Por eso, creo que el hecho de que el crecimiento caiga es un riesgo a tener en cuenta. Si sos un inversor conservador, diría que hay una gran chance de que el crecimiento se mantenga pero existe 20% de probabilidades de que caiga a 3-4%, o incluso por debajo, y allí habría efectos negativos para todos.

¿Hay algún país tapado que pueda convertirse en la nueva China? Mucha gente habla de India.

Es muy difícil predecir qué pasará en los próximos 25-30 años, pero me sorprendería mucho que India no sea la economía grande que más crezca en ese período. Tiene la demografía a su favor, es muy grande, tiene potencial de crecimiento acelerado porque todavía es muy pobre y tiene empresarios capacitados. Puede convertirse en un polo de crecimiento importante. Creo que India estará, junto a China y Estados Unidos, entre las tres economías más grandes del mundo en 30 años. No veo otro país, además de India, que pueda tener un impacto global tan importante.

Seguí leyendo

Enterate primero

Economía + las noticias de Argentina y del mundo en tu correo

Indica tus temas de interés