El Economista - 73 años
Versión digital

mie 24 Jul

BUE 19°C
Guerra

Rusia advierte a la OTAN

Desde la alianza sugirieron que podrían enviar tropas a Ucrania y el anuncio no cayó para nada bien en Moscú

Rusia advierte a la OTAN
27 febrero de 2024

A pocos días de que se haya cumplido un nuevo aniversario del inicio de la guerra en Ucrania, la tensión vuelve a estar al rojo vivo entre Rusia y la OTAN: este martes, el Kremlin advirtió que el conflicto entre Moscú y la alianza militar sería inevitable si sus miembros europeos enviaran tropas a luchar en Ucrania.

La polémica comenzó el lunes, cuando el presidente francés, Emmanuel Macron, sugirió que las naciones europeas podrían enviar tropas a Ucrania, aunque reconoció que no había consenso en este momento.

"No se debe excluir nada. Haremos todo lo que esté a nuestro alcance para que Rusia no gane", explicó Macron.

Cabe recordar que, entre los motivos de su invasión, Rusia siempre ha remarcado que una posible adhesión de Ucrania a la OTAN era una línea roja que no estaba dispuesta a tolerar, ya que eso implicaría que la alianza militar llegase a sus fronteras.

Por ello, ante el nuevo panorama, desde el Kremlin fueron igual de contundentes: el portavoz Dmitry Peskov manifestó que "el hecho mismo de discutir la posibilidad de enviar ciertos contingentes a Ucrania desde los países de la OTAN es un elemento nuevo muy importante".

En este sentido, consultado sobre los riesgos, Peskov agregó: "en ese caso, no tendríamos que hablar de la probabilidad, sino de la inevitabilidad (de un conflicto directo)".

Además, el funcionario ruso consideró que Occidente debería preguntarse si tal escenario redundaría en interés de sus países y sus pueblos.

Intentando llevar un poco de calma, este martes, el canciller francés, Stéphane Séjourné, explicó que se deben considerar "nuevas acciones de apoyo a Ucrania. Deben responder a necesidades muy específicas, pienso en particular en la remoción de minas, la ciberdefensa y la producción de armas in situ, en territorio ucraniano".

"Algunas de sus acciones podrían requerir una presencia en territorio ucraniano, sin cruzar el umbral de los combates. No se debe descartar nada. Esta era y sigue siendo la posición actual del Presidente de la República", agregó Séjourné.

Por otra parte, quien también opinó al respecto fue el canciller alemán, Olaf Scholz, que descartó la idea de Macron: "Una vez más, en un muy buen debate, se discutió que lo que se acordó desde el principio entre nosotros y entre nosotros también se aplica al futuro, es decir, que no habrá tropas terrestres ni soldados en suelo ucraniano enviados allí por fuerzas europeas o Estados de la OTAN".

En esta nota

Seguí leyendo

Enterate primero

Economía + las noticias de Argentina y del mundo en tu correo

Indica tus temas de interés