El Economista - 70 años
Versión digital

dom 17 Oct

BUE 22°C

Versión digital

dom 17 Oct

BUE 22°C

¿Conviene invertir en cupones atados al PIB?

A pesar de que no se espera un crecimiento de la economía para 2016, varios especialistas recomiendan invertir en estos títulos. ¿Cuáles son los fundamentos?

08-06-2016
Compartir

Argentina ofrece una amplia variedad de instrumentos de renta fija con un atractivo realzado luego de la salida oficial del default. Sin embargo, algunos bonos tienen más potencial que otros. Aquellos que parecen un acierto garantizado pueden no serlo, y viceversa.

En ese sentido, mucho se ha hablado de los cupones atados al PIB, ya que aún cuando próximamente el Indec anunciará datos clave sobre la evolución de esta variable, firmas de inversión importantes expresan opiniones positivas con respecto a estos títulos.

Las perspectivas

De acuerdo con datos de la consultora Abeceb, la actividad económica local caerá 0,8% en 2016, al tiempo que la inflación rondaría el 32,6%. No obstante, se proyecta una tendencia a una baja del índice de precios en el tercer trimestre del año, así como una reactivación del crecimiento económico en el cuarto trimestre.

En esa línea, en 2017 podría registrarse un crecimiento de 2% a 3%, siendo éste el indicador que da pie a la polémica sobre si conviene invertir en cupones atados al PIB, puesto que para que estos activos generen un retorno, la expansión del PIB debe superar el 3%. Dicho esto, es importante aclarar que estos cupones son un producto extraño que funge como especie de bono.

Según un informe del banco Nomura, estos títulos experimentaron una recuperación recientemente, debido al potencial de ganancias atribuido a la mejora en los spreads de riesgo.

No obstante, este comportamiento tiene lugar a partir del descenso de la tasa de riesgo país, más allá de lo que sucede con el PIB. Esto quiere decir que, aunque el cupón en cuestión se aprecie, no significa que cobra fuerza como instrumento de inversión, puesto que su rendimiento en términos de porcentajes no recibe ningún impulso.

¿Qué tener en cuenta? Para el día 29 de este mes, se espera que el Indec informe acerca de la evolución de la actividad durante el primer trimestre del año, al tiempo que se revisará la dinámica de las series del PIB. Para muchos en el mercado, el conocimiento de tales datos será sinónimo de volatilidad para los cupones.

De igual manera, firmas de inversión de primer nivel como JP Morgan continúan mostrando una postura positiva con respecto a los activos. Esto, en vista de que se estima que un cambio en las condiciones de pago de los títulos pueda dar lugar a la efectivización de los Credit Default Swaps (CDS).

La reanudación de los mercados de los CDS es uno de los motivos por los que las valuaciones de los cupones han repuntado.

Aun cuando se tiene claro que la revisión y posibles cambios en la data histórica reportada puede inyectar volatilidad en los precios de los cupones, JP Morgan considera que el impacto neto de ello sería neutral.

En vista de que no se espera un crecimiento económico sino hasta 2017, los inversores que se inclinen por posicionarse en cupones atados al PIB, deben hacerlo bajo una estrategia de mediano plazo en la que se invierta en estos títulos dolarizados, bajo ley argentina, asumiendo un primer pago en 2019.

En función de esos parámetros, el cupón ofrece una tasa de retorno de 18% a un precio de US$ 10,4 por cada 100.

También debe tenerse en consideración que las revisiones del Indec pueden llevar al pago de un cupón más bajo, lo que sería entendido por algunos inversores como un default técnico. Sin embargo, el Gobierno es muy consciente de ello y no tiene intención de generar controversia en este sentido, por lo que no habría mayores motivos para generar alarma, según JP Morgan.

Seguí leyendo

Enterate primero

Economía + las noticias de Argentina y del mundo en tu correo

Indica tus temas de interés