El Economista - 70 años
Versión digital

mar 19 Oct

BUE 17°C

Versión digital

mar 19 Oct

BUE 17°C

Espert, crítico

“Hay un terrible agujero fiscal”, dijo.

23-08-2016
Compartir

El siempre polémico economista José Luis Espert opinó ayer que el impacto fiscal del fallo de la Corte Suprema es mínimo y que, en un contexto caracterizado por un “agujero fiscal terrible”, no tiene mucha importancia.

“Con este fallo, el Gobierno no tiene que colocar mucha más deuda que el montón que ya tiene que colocar por el soberbio agujero fiscal que tiene. El déficit en 2016, incluyendo a las provincias y los intereses de la deuda pública, que es como hay que medirlo, porque el Gobierno cuando te informa sobre déficit fiscal mide cualquier cosa menos lo que tiene que medir, va a estar en torno a $ 550.000 M. Y el aumento del déficit transitorio, por los meses en los que no haya ajuste de tarifas, será de $ 20.000 M, o sea nada. No es ni el 5%”, expresó.

Espert aclaró que el déficit de 7% del PIB no es una creación del Gobierno sino que existe desde hace tres años. “A Macri se le podrá criticar, si es que no baja el déficit, porque no tomó las medidas necesarias para hacerlo. Argentina tiene un Estado que vive con déficit fiscal y esa es la enfermedad del país: el amor por el Estado presente”, agregó.

“Vamos a una caída fuerte de la tasa de inflación”, anticipó, pero advirtió, nuevamente, que “el problema fiscal, que domina a la inflación, es muy grave”. Sobre el crecimiento en 2017, dijo: “Puede llegar a ser de 3,5%, pero no lo veo todavía”. Pero en el mediano plazo, acotó, “estoy seguro que no se sostiene esa recuperación: en 2019 o 2020 vamos a volver a discutir lo mismo porque tenemos un agujero fiscal fenomenal”.

Seguí leyendo

Enterate primero

Economía + las noticias de Argentina y del mundo en tu correo

Indica tus temas de interés