El Economista - 70 años
Versión digital

sab 22 Jun

BUE 18°C
Estrella de la Premier

La dura confesión de Dele Alli sobre su infancia: "Abusaron de mí a los seis años, vendí drogas y fui adicto a las pastillas"

El futbolista inglés del Everton reveló los problemas que afrontó en su vida en una emotiva entrevista con el ex futbolista Gary Neville

13 julio de 2023

El inglés Dele Alli, ex figura de Tottenham y mundialista en Rusia 2018, reveló este jueves traumas que sufrió durante su infancia. El mediocampista contó que fue abusado sexualmente cuando tenía seis años y que comenzó a fumar a los siete, a los ocho traficaba drogas y a los once años fue colgado de un puente.

Dele Alli, de 27 años, se abrió en una emotiva entrevista con el ex futbolista Gary Neville en el marco del canal de Youtube "The Overlap". El crudo testimonio del talentoso mediocampista inglés generó conmoción en el mundo del fútbol y provocó la reacción en redes sociales como la del entrenador argentino Mauricio Pochettino, a quien consideró el "mejor" de su carrera.

El actual futbolista del Everton aseguró que pensó en retirarse a los 24 años y hace unos meses decidió internarse en un centro de rehabilitación de salud mental.

"Me despertaba todos los días y ganaba la pelea antes de entrenar, sonriendo y demostrando que estaba feliz pero por dentro definitivamente estaba perdiendo la batalla. Era hora de cambiar", expresó Dele Alli, que también admitió su adicción al alcohol y a las pastillas para dormir.

"A los seis años fui abusado sexualmente por el amigo de mi madre, que estaba mucho en la casa. Mi mamá era alcohólica. Después me enviaron a África para aprender disciplina y luego me enviaron de regreso", comentó emotivamente mientras Neville intentaba calmarlo.

Dele Alli se quebró en plena entrevista
Dele Alli se quebró en plena entrevista con Neville

"A los siete años empecé a fumar. A los ocho comencé a vender drogas. Una persona mayor me dijo que no detendrían a un niño en bicicleta, así que iba por ahí con mi pelota de fútbol, y luego por detrás llevaba las drogas. Y así fueron los ocho. A los once me colgaron de un puente, fue un hombre del vecindario de al lado", relató. 

Su historia de la infancia cambió cuando a los 12 años fue adoptado por "una familia increíble". "Puedes hablar con la gente. No te hace débil obtener ayuda y ser vulnerable; hay mucha fuerza en eso. Yo decidí salir y compartir mi historia, estoy feliz de hacerlo", expresó.

"Quiero ser un mejor jugador y una mejor persona. No puedes conducir tu auto mirando por el espejo retrovisor. El viaje desde aquí es simplemente emocionante para mí", completó.

En esta nota

Seguí leyendo

Enterate primero

Economía + las noticias de Argentina y del mundo en tu correo

Indica tus temas de interés