Uruguay explicó por qué el Mercosur llegó a “un techo” para ellos

La visión del embajador de Uruguay en Argentina sobre porque pretenden otro tipo de bloque.

24 de agosto, 2021

Uruguay explicó por qué el Mercosur llegó a “un techo” para ellos

Tras su reciente encuentro en la Quinta de Olivos, la tensión entre los presidentes Alberto Fernández y Luis Lacalle Pou se redujo. Pero sigue ahí, latente, porque ambos tienen visiones distintas sobre el futuro del Mercosur.

En los últimos meses, Argentina y Uruguay se habían enfrentado debido a la postura uruguaya, apoyada por Brasil, de modernizar el Mercosur.

Durante los primeros seis meses de este año, Fernández, quien ostentó la presidencia pro tempore del bloque y tiene una postura más proteccionista, se opuso a las propuestas de Montevideo y Brasilia. Esto derivó en que Lacalle llamara “lastre” a Argentina, mientras que Fernández le recomendó “bajarse del barco”.

Respecto al encuentro presidencial en Olivos, el embajador uruguayo en Argentina, Carlos Enciso, dijo en diálogo con La Nación que el encuentro ayudó considerablemente a mejorar la relación bilateral.

En esta línea, Enciso explicó que “en la reunión quedaron claras las posturas, en un ambiente cordial, por declaraciones de ambos presidentes. Hay que tener en cuenta los intereses de cada uno (…) Uruguay tiene una economía chica, que es dependiente de sus exportaciones más que de un mercado interno. Por eso, necesitamos tener la oportunidad de generar la exploración y conversaciones con países con los que podamos avanzar en algunos rubros y productos”.

Las dos principales propuestas del eje brasileño-uruguayo para flexibilizar el bloque regional son reducir su Arancel Externo Común (AEC) a la mitad y permitir que sus miembros negocien pactos comerciales individualmente. Ahora que Jair Bolsonaro está al mando, se espera que estas medidas tomen mayor impulso.

A la hora de explicar por qué Uruguay desea avanzar en este sentido, el diplomático del país vecino dijo que “el Mercosur para Uruguay tiene un límite, un techo. La balanza comercial es tres a uno favorable a Argentina. En muchos aspectos, como alimentos, tenemos productos muy similares a los que producen aquí. Nuestro crecimiento no va a estar en la exportación a la región (…) tenemos que buscar salir de la zona para poder crecer aún más en otros mercados”.