Menéndez: “El debate electoral va a estar cruzado por los conflictos”

6 de mayo, 2019

Menéndez Barrios de Pie

Entrevista a Daniel Menéndez Líder de Barrios de Pie   Por Javier Fuego Simondet

 

La protesta callejera protagonizada por los movimientos sociales es un factor que tuvo presencia en los más de tres años que lleva Mauricio Macri como presidente, y ese escenario no parece que vaya a cambiar sino, por el contrario, tenderá a profundizarse. Así quedó planteado por Daniel Menéndez, líder de Barrios de Pie, uno de los grupos de mayor presencia en las movilizaciones, que en una entrevista con El Economista señaló que el año electoral y el conflicto en las calles se cruzarán permanentemente y subrayó que aspira a que el Gobierno cierre su período con medidas que eviten “dejar la herencia del hambre”. A la par, apostó por un espacio opositor amplio con Cristina Kirchner incluida, en el que él aspira a ser candidato a diputado.

 

¿En qué se diferencia la relación actual de los movimientos sociales con el Gobierno de la que existía al comenzar el mandato de Cambiemos?

Terminamos con mucho conflicto, prácticamente sin diálogo serio. Habíamos iniciado con la posibilidad del consenso detrás de la Ley de Economía Popular, de la posibilidad de construir una institucionalidad que exprese los problemas de la economía popular, que abarca a casi un tercio de la población, y ha habido avances muy pobres en ese sentido. Lo mismo con la Ley de Barrios Populares, que se ha podido sancionar en el Congreso pero, lamentablemente, luego de esos procesos lo que hoy existe es un escenario muy complejo, en el que el Gobierno ha fracasado con su plan económico y su modelo, que trae todo tipo de dificultades a la vida cotidiana de millones de familias, y sobre todo, a los sectores más humildes. Por un lado, está el fracaso del Gobierno y, por otro, un sector de la sociedad que se siente estafado por las promesas que no se han cumplido, porque se ha hecho todo lo contrario a lo que se planteó en campaña.

 

¿El tiempo que queda hasta las elecciones será de más protesta callejera?

Va a ser un escenario en el que el debate electoral va a estar cruzado por los conflictos inmediatos que existen. No hay respuestas a las demandas centrales de hoy. Creemos que es un Gobierno que está imposibilitado, transitando un fin de ciclo y un fracaso en todas las líneas del modelo que planteó. Entendemos que lo que este Gobierno sí puede hacer es no dejar como herencia el hambre. Se habla tanto de la herencia de una administración a otra y este Gobierno va a dejar un escenario social muy difícil. Entendemos que el Gobierno puede declarar la emergencia alimentaria, atender el problema inmediato y, luego, dejar a las próximas administraciones la resolución de problemas estructurales. Toda medida que presente el Gobierno se lee en clave electoral cortoplacista, porque ha perdido toda posibilidad de resolver problemas estructurales convocando al diálogo. No lo ha hecho cuando lo tenía que hacer; hoy es poco creíble.

 

¿Por qué su intención de pasar a las listas electorales como candidato a diputado detrás de la postulación de Felipe Solá?

Creemos, primero, que hay que construir una gran unidad, sin exclusiones, en la que esté el kirchnerismo, pero que esté también un sector importante del peronismo expresado en actores como Sergio Massa, Felipe Solá, sectores importantes del progresismo y que se exprese esa nueva mayoría que se está construyendo. Estamos trabajando en esa unidad con toda la construcción social que expresamos desde el movimiento Barrios de Pie y desde Victoria Donda. Creemos que una nueva experiencia de gobierno popular en Argentina tiene que tomar la agenda de los sectores más humildes y de los trabajadores excluidos; esa agenda no se ha tomado en la experiencia anterior. Nosotros mostramos voluntad en ese sentido, construimos una ley de emergencia social, una ley de integración de barrios populares, una ley de emergencia en adicciones, una ley de emergencia alimentaria. Es decir, tenemos una agenda que se expresa en lo que plantea Francisco: “Tierra, techo y trabajo”. Queremos llevar al Congreso esto, que no tiene que tener solo mi referencia sino la de tantísimos compañeros y compañeras, porque tiene que ser una agenda con vigor que se tiene que expresar en la gestión del próximo gobierno, en la agenda legislativa y, esencialmente, en el movimiento popular. Nosotros entendemos que los movimientos populares van a ser un sostén que le va a dar gobernabilidad al próximo proceso de inclusión que va a vivir la Argentina.

 

¿En ese espacio amplio que están proponiendo, su idea y la de su sector es solo la candidatura de Solá, o puede haber otro candidato?

Es evidente que hay una presencia muy fuerte de Cristina Kirchner como elemento central de la estructura opositora que se está consolidando. Dependerá de ella si es candidata o no. También, tiene que haber expresión de un kirchnerismo que no mire para atrás, sino que mire para adelante. Y la forma de mirar para adelante es incorporando a Victoria Donda, a los movimientos populares, un acuerdo con los gobernadores, con el peronismo expresado por Felipe Solá. El lugar de Cristina lo va a definir ella. Nosotros estamos caminando esa mirada de amplitud, y de incorporación del feminismo, de movimientos populares, detrás de lo que expresa Felipe Solá en esta instancia. Estamos transitando el mismo camino el Movimiento Evita, la Corriente Clasista y Combativa, Barrios de Pie. Hay un sector que también es parte del espacio, que lo expresa Juan Grabois quien, si bien no es parte de quienes estamos detrás de Felipe Solá, está tendiendo puentes.

 

Dejá un comentario