El Economista - 70 años
Versión digital

dom 23 Jun

BUE 13°C
PRO

Pese a la tensión, Larreta se ciñe al guión moderado

Está convencido de que la elección es una competencia por quién gane el "centro" del espectro de votantes

Larreta, el viernes en el Mercado Argentino de Productos y Productores Agroalimentarios (MAPPA)
Larreta, el viernes en el Mercado Argentino de Productos y Productores Agroalimentarios (MAPPA)
Pablo Varela 17 abril de 2023

El jefe de Gobierno, Horacio Rodríguez Larreta, sigue su guión. Luego del cimbronazo que significó la decisión de realizar una elección "concurrente" en la Ciudad, el alcalde porteño sigue confiado en su estrategia. Convencido de que la elección en ciernes es una competencia por quién gane el "centro" del espectro de votantes, no se mueve de su discurso preestablecido y apunta a la moderación y la gestión. 

Para el larretismo hay un votante "silencioso" que no se expresa en las encuestas y que no tiene resonancia en los medios, pero que finalmente se verificará en la elección. 

Algo de eso creen que sucedió este domingo, cuando los candidatos de Patricia Bullrich y de Javier Milei quedaron lejos en la pelea en Neuquén. Pablo Cervi (quinto) y Carlos Eguía (cuarto). Incluso en el entorno del alcalde despotricaban contra la actitud de la ahora extitular del partido PRO, Bullrich, por querer "montarse" sobre el triunfo de Rolando Figueroa luego de haber apoyado a una lista perdedora. 

Larreta estará hoy por la mañana en Tierra del Fuego y por la tarde, en las instalaciones del Llao Llao donde disertará con empresarios para hablar sobre su plan económico. Hacia el fin de semana visitará Rosario y Río Cuatro, dos ciudades de la región central. 

En los cálculos que manejan en Uspallata, hay un porcentaje importante de quienes conformaron el 41% de votos que cosechó Mauricio Macri en las elecciones de 2019 que tiene una visión "racional"; y hay otro tanto de votantes que creyeron que "Alberto (Fernández) no era Cristina (Kirchner)" que están desencantados, y que podrían volcarse finalmente por Larreta. 

Al mismo tiempo se mantienen confiados de que pos PASO tendrán un trabajo coordinado con los rivales de la UCR, que podrán aportar territorialidad a lo largo y ancho del país, niegan "acuerdos" en el sentido peyorativo de la palabra al mismo tiempo que dejan trascender que muy probablemente el alcalde se incline por una fórmula "cruzada" para Presidente y Vice.    

El equipo de trabajo de Larreta dice no pedir una tregua con Mauricio Macri, dado que nunca inició las hostilidades. Incluso deslizan que la entrevista que el expresidente brindó el domingo previo al anuncio, no hizo más que precipitar la decisión. "Nos dejó contra la espada y pared", explican. 

La decisión del jefe de Gobierno en relación a la CABA se basa en tres puntos: el primero es el argumento legal (según lo que marca el Código Electoral porteño); el segundo es la judicialización que el radicalismo vía Daniel Angelici tenía preparado; el tercero, es la respuesta a un "apriete" con el objetivo final de preservar la unidad de la coalición. 

En ese marco prolongan la decisión de quién será el candidato en la Ciudad, y no dan por sentado que sea el ministro de Gobierno, Jorge Macri. En tal sentido creen que hay que dejar correr los días y destacan que el ministro de Salud, Fernán Quirós, tiene un techo muy alto y que el desafío es vincular su buena imagen (incluso mejor que la de Larreta), con intención de voto.  

Seguí leyendo

Enterate primero

Economía + las noticias de Argentina y del mundo en tu correo

Indica tus temas de interés