El Economista - 70 años
Versión digital

jue 29 Feb

BUE 25°C

PASO posible, uno de los temas en la cumbre entre Peña y la UCR

El jefe de Gabinete estuvo con Cornejo y Sanz, con miras a la toma de definiciones electorales.

Pablo Varela 05 junio de 2019

Por Pablo Varela

Luego de la Convención del radicalismo el pasado lunes, las reuniones entre el PRO y la UCR comenzaron ayer cuando el jefe de Gabinete, Marcos Peña, recibió al titular del radicalismo Alfredo Cornejo, Ernesto Sanz, Alejandra Lorden y Emiliano Yacobitti, cuatro de los seis integrantes de la Comisión de Acción Política para comenzar a debatir el funcionamiento de la coalición y la estrategia electoral.

Según pudo reconstruir El Economista, quien llevó la voz cantante del radicalismo fue Cornejo, quien expuso un análisis del funcionamiento de la coalición con los puntos positivos y negativos al tiempo que se analizó “como ampliar y fortalecer” Cambiemos.

Al mismo tiempo los representantes del radicalismo evaluaron junto a Peña las ventajas y desventajas sobre la posibilidad de que haya competencia PASO para fórmula presidencial (algo que reclamaba semanas atrás el sector encabezado por Cornejo), al mismo tiempo que se mencionó la posibilidad de que el radicalismo ocupe la vicepresidencia en la fórmula.

“Fue una reunión donde se plantearon los temas pero no hubo referencia a nombres”, dijo alguien que asistió al encuentro.

“Fue una primera reunión donde plantearon los temas en general pero no hubo referencia a nombres”, deslizó alguien que asistió al encuentro en la Casa Rosada ante este diario.

Peña consultó a los radicales sobre la posibilidad de dar marcha atrás con el decreto presidencial que inhabilita las listas colectoras y que María Eugenia Vidal sea candidata también por Alternativa Federal, algo que en el radicalismo no ven con malos ojos en el marco de una acuerdo distrital aunque aclararon que “no hay nada en firme” y que se barajaron posibilidades.

El Frente Renovador y el Cambiemos bonaerense han mantenido acuerdos en la Legislatura de la provincia.

Los miembros de la UCR encontraron un Peña “receptivo” a las demandas de los correligionarios y se prevén inminentes reuniones ante el vencimiento de presentaciones.

En paralelo, el presidente Mauricio Macri recibía al gobernador de Corrientes, Gustavo Valdés, luego del primer triunfo de Cambiemos en las legislativas locales del domingo pasado.

“Excelente reunión esta tarde con el gobernador Gustavo Valdés. Hablamos sobre la situación en la provincia y el compromiso de los correntinos con el cambio, que se manifestó hace pocos días en las elecciones legislativa”, lanzó Macri en redes sociales luego de recibir al gobernador correntino.

Luego de la reunión, Valdés sostuvo que repasó con el Presidente y el jefe de Gabinete los resultados de las elecciones del domingo pasado en Corrientes donde Cambiemos conquistó un amplio triunfo en las legislativas provinciales. El primer de la marca Cambiemos, en lo que va del año electoral.

“Estuvimos hablando de lo que fue la elección en Corrientes y de algunos resultados que también le interesaban al Presidente, que ha estado en muchos pueblos y en muchas ciudades de Corrientes en el último tiempo. Fue una linda conversación en la que también hablamos sobre el desarrollo y acerca de lo que tenemos que hacer para adelante”, precisó el correntino.

Valdés aprovechó la ocasión para relativizar las derrotas del oficialismo nacional en las provincias al sostener que quedó “confirmado” lo que “veníamos diciendo sobre los oficialismo, que vienen ganando”.

Al mismo tiempo, destacó el contundente triunfo de Cambiemos en Corrientes: “Nosotros tuvimos un triunfo muy resonante, un triunfo histórico donde tuvimos el 60% de los votos frente al 19% que obtuvo el Frente para la Victoria. Una diferencia de 41 puntos”, destacó.

Luego de las reuniones del PRO y a UCR en Casa Rosada, Macri disertó en el cierre de un evento organizado por el Colegio de Abogados de la Ciudad de Buenos Aires y se mostró aperturista al ratificar la necesidad de “diálogo” y de “consenso”.

Sin embargo, momentos previos el exsenador Sanz (quien había participado de la reunión con Peña) lanzó un duro mensaje: “el PRO nunca creyó en una Gobierno de coalición”, criticó.

Relegado de la mesa de toma de decisiones, el mendocino habla poco y no escoge azarosamente los momentos para lanzar dardos contra el funcionamiento de la coalición. Sus dichos buscan poner presión en medio de las negociaciones que proseguirán.

Por su parte, Macri estará en la provincia de Córdoba luego de la dura derrota sufrida por Mario Negri, inaugurando una planta de aerogeneradores, aunque no estará presente el gobernador Juan Schiaretti por encontrase de vacaciones.

Seguí leyendo

Enterate primero

Economía + las noticias de Argentina y del mundo en tu correo

Indica tus temas de interés