El Economista - 70 años
Versión digital

dom 03 Jul

BUE 10°C
Versión digital

dom 03 Jul

BUE 10°C

Protestas y caos también en Colombia contra una reforma previsional y otra laboral impulsadas por el FMI

22-11-2019
Compartir

Tres personas murieron y 273 resultaron heridas durante las protestas que tuvieron lugar ayer en Colombia contra la política económica del gobierno, informó hoy el ministro de Defensa, Carlos Holmes Trujillo.

El paro nacional fue convocado para este jueves por diversos sectores en contra del gobierno de Iván Duque. Según los organizadores, el objetivo era protestar, entre otros motivos, por el aumento del desempleo en el último año, los asesinatos de los líderes sociales y las medidas económicas que han denominado “el Paquetazo de Duque” y que sostienen afectarán a los trabajadores, jóvenes y pensionados.

En rueda de prensa, el ministro Trujillo precisó que las muertes ocurrieron en el occidental departamento del Valle de Cauca, del cual es capital Cali, y precisó que los heridos en la jornada de manifestaciones fueron "148 militares, 122 civiles y tres policías".

También informó que una de las víctimas falleció en disturbios en la ciudad de Candelaria y las otras dos personas murieron en choques con las fuerzas de seguridad en un centro comercial de Buenaventura, que estaba siendo saqueado por encapuchados.

El ministro de Defensa agregó que 98 personas fueron capturadas y otras 207 llevadas a distintas comisarías "para su protección", mientras que ocho menores de edad fueron aprehendidos.

Según Trujillo, las manifestaciones reunieron ayer a cerca de 253.000 personas en "622 actividades en marchas, concentraciones y otro tipo de actividades" en 350 municipios y 31 departamentos colombianos.

En Bogotá, el alcalde Enrique Peñalosa declaró la ley seca desde hoy al mediodía hasta mañana después de detallar los destrozos que hubo en la capital.

En su habitual rueda de prensa diaria, Peñalosa afirmó que 24 personas fueron detenidas en la capital por atacar comisarías, agredir a funcionarios del transporte público y dañar 265 contenedores de basura.

Agregó que durante el paro nacional fueron vandalizadas ambulancias, se robaron cientos de bicicletas y hubo saqueos en oficinas gubernamentales.

"De manera que el costo de los daños es un costo que supera los 20.000 millones de pesos" colombianos (unos US$ 5,8 millones), afirmó el alcalde.

Al menos 68 estaciones del sistema de transporte público Transmilenio de la capital permanecían hoy cerradas después de haber sido dañadas con palos, piedras y pintadas. Peñalosa dijo que estarán dos días cerradas por reparaciones.

En Bogotá también se cancelaron las clases en la Universidad Nacional hasta el lunes.

Al final de la protesta, vándalos se enfrentaron a la Policía en la céntrica Plaza de Bolívar y atacaron con piedras, pintura y cócteles molotov el Capitolio, el Palacio de Justicia y el Palacio Liévano, sede de la Alcaldía.

La protesta estuvo dirigida contra planes del gobierno de impulsar una reforma previsional y otra laboral por sugerencia del Fondo Monetario Internacional (FMI).

Decenas de miles de colombianos ocuparon las calles de las principales ciudades del país hasta la noche, cuando un cacerolazo masivo estalló en toda la capital y en otras localidades.

El presidente de Colombia, Iván Duque, dio un mensaje a la nación en el que celebró que la gente se pueda manifestar libremente, pero no dijo nada de los reclamos.

"Hoy, a pesar de los actos de violencia, atribuibles a vándalos que no representan el espíritu de los marchantes colombianos, demostramos que este país puede ejercer las libertadas individuales sin vulnerar las libertades de los demás", declaró Duque.

https://twitter.com/IvanDuque/status/1197754284219256832

Sin embargo, en redes sociales se han difundido imágenes en las que se observa a miembros del Escuadrón Móvil Antidisturbios (Esmad) golpear en el rostro a una mujer y videos en los que más de cinco policías patean y golpean con bastones a una pareja en una calle del centro de Bogotá.

Peñalosa aseguró que la Inspección General de la Policía abrió 11 indagaciones preliminares por denuncias de "posibles irregularidades en el proceder de miembros de la Policía". Aunque defendió el accionar "legítimo" de las fuerzas para restablecer el orden.

https://www.youtube.com/watch?v=QNF3CnmzhpY

En esta nota

Seguí leyendo

Enterate primero

Economía + las noticias de Argentina y del mundo en tu correo

Indica tus temas de interés