El Economista - 70 años
Versión digital

jue 22 Feb

BUE 27°C

La suba de las naftas mejora la rentabilidad

YPF y Shell incrementaron los combustibles 6%, lo que les permite una suba de ingresos, tal como buscaban

04 diciembre de 2017

Finalmente y tal como había anticipado El Economista la semana pasada, las petroleras confirmaron aumentos de las naftas en torno al 6% que les permiten mejorar sus números finales. El anterior incremento se realizó un día después de las elecciones de octubre y alcanzó al 10% y había sido postergado a pedido del Gobierno.

De esta manera, los incrementos que les mejoraran sus ingresos y superan a la inflación acumulada entre enero y octubre (el último dato oficial) cerró en 19,4%. Y todos los analistas prevén que terminará el año cerca 24%, lejos de las metas de para el año dispuestas por Banco Central.  De todas formas, con este cuarto aumento las naftas se ubican cerca del 33%. El primero, fue del orden del 8%, llegó en enero. En abril, en tanto, el gas-oil se abarató 2,6% y las naftas, 0,1%. La siguiente movida fue en julio, cuando se aplicó un incremento de entre 6 y 7,2%.

De todas maneras, los  factores que se evalúan para determinar el precio de la nafta el acuerdo de las petroleras con el Gobierno son el valor del crudo Brent, el valor del dólar y el valor de los biocombustibles ya que las naftas son mezcladas con un  porcentaje de biocombustibles.

Desde Cecha, la confederación que aglutina a las estaciones de servicio de todo el país,  recordaron días atrás que “esta vez el crudo, uno de los componentes que más pesa  para las  petroleras tuvo un incremento desde octubre de 12%, el otro es el biocombustibles”. Un elemento que juega a favor esta vez es que el dólar se mantiene planchado (ayer cerró a $ 17,55) y no complica las cosas como durante gran parte del año.

Dos tercios del mercado

Las empresas YPF y Shell, que representan el 75% del mercado local de combustibles en el segmento minorista, anunciaron ayer incrementos de hasta el 6% en naftas y gas-oil, que comenzaron a regir en la mayoría de las estaciones de servicio.

YPF explicó que ya comenzó a implementar un incremento del 6% a todos sus combustibles para las naftas y gas-oil, producto del incremento del precio internacional del crudo y del reacomodamiento de valores de los biocombustibles.

Según la compañía, los nuevos precios que comenzaron a verse reflejados en las estaciones de servicio son para la nafta super $22,66; nafta premium o Infinia $26,15; diésel $19,99 y diésel premium $23,18, lo que refleja un incremento de 6%.

Sin bien estos valores son los de referencia en la ciudad de Buenos Aires, el incremento promedio es del 6% para todo el país aunque los precios en surtidor varían de acuerdo a las distintas regiones del país.

Desde la petrolera explicaron que 4,5% del incremento se explica por el aumento internacional del crudo tipo Brent mientras que el otro 1,5% responde al alza que dispuso hace dos semanas el Gobierno Nacional para los biocombustibles.

En tanto, desde Shell anunciaron que los incrementos serán del orden del 4,7% y el 6%. De esta manera, la segunda compañía en el mercado local de combustibles para el segmento minorista tendrá precios de $22,94 (6%) para la nafta súper; $26,81 (5,6%) para la nafta premium o V-Power; $20,25 (4,7%) para el diésel y $23,79 para el diésel premium.

El resto de las petroleras que participan del mercado local aún no precisaron que decisiones adoptarán respecto a sus precios.

Lee también

Seguí leyendo

Enterate primero

Economía + las noticias de Argentina y del mundo en tu correo

Indica tus temas de interés