El Economista - 73 años
Versión digital

vie 19 Jul

BUE 12°C
Indec

El intercambio comercial cerró 2023 con un déficit de US$ 6.926 millones: en 2024 el superávit sería de US$ 15.000 millones

Todas las consultoras privadas coinciden en que Argentina tendrá un fuerte superávit comercial este año que será producto de la concurrencia de varios factores.

Instituto Nacional de Estadística y Censos. 
Instituto Nacional de Estadística y Censos. 
18 enero de 2024

El intercambio comercial durante 2023 dejó un déficit de US$ 6.926 millones, frente a un saldo positivo de US$ 6.923 millones registrado en 2022, informó este jueves el Instituto Nacional de Estadística y Censos

Este resultado fue producto de exportaciones en 2023 por US$ 66.788 millones, con una baja de 24,5% respecto a 2022, principalmente por la sequía que impactó en los envíos al exterior del complejo agroindustrial, mientras que las importaciones sumaron US$ 73.714 millones, con un retroceso del 9,6% en igual período.

Este resultado se obtuvo luego de que en diciembre el intercambio dejará un superávit de US$ 1.018 millones, el segundo registro positivo de 2023 contra diez meses con números negativos.

En el último mes del año pasado las ventas ascendieron a US$ 5.273 millones, con una caída respecto a diciembre del 2022 de 13,8%, mientras que las compras alcanzaron a US$ 4.255 millones, con un retroceso del 15,2%.

Todas las consultoras privadas coinciden en que Argentina tendrá un fuerte superávit comercial este año que será producto de la concurrencia de varios factores. En primer lugar se espera que se recuperen aproximadamente US$ 16.000 millones de las exportaciones de granos que se perdieron por la cosecha, también se modificaría sustancialmente la balanza energética y habrá menos importaciones menos como consecuencia de la caída del nivel de actividad. 

.
 

Desde Abeceb, dijeron: "Para 2024, se espera una notable mejora del balance externo, lo cual incluiría un aumento significativo de las exportaciones, que se recuperarían gracias a la reversión del efecto sequía, la mejora esperada del balance energético y minero. La corrección del tipo de cambio real (que alienta exportaciones y desestimula importaciones) y la recesión también alimentarán la mejora del saldo comercial que podría alcanzar un saldo positivo cercano a los US$ 15.000 millones".

En tanto, desde LCG dijeron: "Para 2024, esperamos que los efectos de la sequía se vean disipados, por lo que volveríamos a niveles de exportaciones como los de años previos, unos US$ 83.000 millones (+24% a/a). Por el lado de las importaciones, la eliminación del SIRA planteada por el nuevo gobierno liberaría las importaciones para el 2024 aunque la devaluación del tipo de cambio dificulta las posibilidades monetarias de hacerlo por lo que proyectamos una suma de US$ 68.000 millones (-7% a/a), también como consecuencia del marco recesivo. Aunque los pagos diferidos continúan (por las nuevas medidas del BCRA), el stock de deuda comercial empezaría a regularse a través de distintos mecanismos como el bono para cancelar deuda de los mismos. De esta manera, el año que comienza podría aportar US$ 15.000 millones anual a través de la balanza comercial".  

En esta nota

Seguí leyendo

Enterate primero

Economía + las noticias de Argentina y del mundo en tu correo

Indica tus temas de interés