El Economista - 70 años
Versión digital

dom 29 Ene

BUE 26°C
Versión digital

dom 29 Ene

BUE 26°C
Clave

Dos trenes de frente para el Plan Llegar de Massa

La economía y la candidatura de Massa están atadas a la evolución de dos frentes de tormenta casi simultáneos: la sequía y el financiamiento del Tesoro

Sin Cristina en la grilla, las perspectivas de una canidadtura de Massa son crecientes: necesita lograr mejoras en la economía
Sin Cristina en la grilla, las perspectivas de una canidadtura de Massa son crecientes: necesita lograr mejoras en la economía
Leandro Gabin Leandro Gabin 11-12-2022
Compartir

La sequía sigue siendo uno de los temores más importantes para la economía del 2023 junto al financiamiento en pesos del Tesoro. Ambos marcarán la agenda de los primeros meses del año próximo donde se jugará la subsistencia del "Plan Llegar" de Sergio Massa, ahora con más "chapa" de candidato del peronismo moderado tras la baja de Cristina Kirchner

Pero los números son desalentadores: las estimaciones privadas hablan de que habrá una cosecha con un valor US$ 12.000 millones inferior a la de este año y todo el tiempo surgen pronósticos que van hacia ese dramático escenario. 

De ser así, entonces, el equipo económico tendrá la difícil tarea de administrar menos dólares con la consecuente presión sobre los tipos de cambio alternativos y una devaluación del dólar oficial. 

Según la Bolsa de Comercio de Rosario, el arranque de la campaña gruesa 2022/23 está en peores condiciones que en el 2008/09 (la peor campaña de los últimos 20 años junto con la 2017/18) por la ausencia de precipitaciones suficientes durante noviembre y principios de diciembre, lo que atrasó la siembra y el desarrollo del maíz y la soja de primera. 

Las perspectivas climáticas previstas por la Administración Nacional del Océano y la Atmósfera (NOAA por sus siglas en inglés) apuntan a que existe 76% de probabilidades que "la Niña" se mantenga hasta enero inclusive. "Solo se observarían lluvias esporádicas con temperaturas por encima de lo habitual durante el resto de diciembre y enero, lo que muestra que la cosecha gruesa tiene un futuro bastante incierto del punto de vista climático", dice Delphos Investment. 

"En los mercados mundiales los precios de la soja se mantienen por encima de los US$ 500, lo que reduce el impacto en las cuentas externas. Sin embargo, las tensiones entre el cumplimiento de las metas de reservas netas y el crecimiento serán constantes durante todo el 2023", agrega. 

Consultatio Asset Management, la empresa de Eduardo Costantini, dice que en base a lo que informó la Bolsa de Rosario, el 35% de la cosecha de soja de primera está en malas condiciones en la región núcleo y que la estimación previa habla de una cosecha que llegará a US$ 33.000 millones, algo así como US$ 12.500 millones menos que la del 2022 (que fue récord en US$ 45.700 millones). 

"El clima es el primero, el más incierto y el menos controlable de los desafíos a superar. Condicionarán de manera determinante el armado del rompecabezas macro y político de 2023, y sus efectos los conoceremos bien temprano", señala Consultatio. 

El otro gran interrogante, ante el desafío del ingreso de dólares por la sequía, es lo que pasará con el financiamiento en pesos. Desde la crisis de mercado de junio pasado, su dinámica quedó bajo la lupa. Delphos advierte que si continúan las tensiones permanentes en el financiamiento local, deberá volver a hacer uso de la emisión monetaria para financiar el déficit, que está prevista en 0,6% del PIB. 

Sin embargo, en 2022 las compras de deuda en pesos por parte del BCRA, las ventas de DEG y las distintas versiones del dólar soja representaron alrededor de 3,1% del PIB de financiamiento indirecto al Tesoro a expensas de la hoja de balance del Banco Central. 

"Teniendo en cuenta esto, resulta muy posible que alguna de estas herramientas heterodoxas continúen en 2023 para lograr mayor aire financiero en medio de vencimientos de alrededor de $15 billones antes de las elecciones (aproximadamente $7 billones en manos privadas) y fuerte dificultad para colocar títulos con vencimiento luego de las elecciones", alertan. 

Desde Consultatio señalan que "la estabilización del mercado en la segunda mitad del año se dio fundamentalmente a partir de la intervención del Banco Central en el mercado secundario". 

"Esta estrategia tiene límites claros y más o menos próximos, ya que por más que el BCRA quiera ponerle el pecho se queda sin espalda", explica. 

La compañía financiera resalta que la fecha de la elección funciona como un muro invisible para el mercado, que no renueva vencimientos más allá de ese plazo. "El tramo de la curva de 2024 en adelante nunca volvió a normalizarse. Las tasas a partir de esos plazos se ubican en niveles prohibitivos para renovar deuda", remarcan. 

Al igual que las perspectivas de la cosecha, este factor de riesgo será visible muy tempranamente en el año. Consultatio dice que si bien es imposible ponerle una fecha a este evento, estiman que por la dinámica que tiene el mercado será muy difícil seguir renovando deuda más allá del primer trimestre manteniendo las actuales condiciones. 

¿Llega Massa o no llega? Fernando Marull, director de FMyA, apuntó que el éxito del "Plan Llegar" requiere que no salte el dólar paralelo y que la inflación se estabilice. El consultor asume que la economía llegará a la cosecha de abril, y que Massa puede conseguir roll-over de la deuda en pesos, que tendrá que cuidar las reservas hasta marzo y que lloverá en el verano. 

"Si esto se cumple, sube la chance que sea candidato. Más ahora que CFK dijo que en 2023 no se va a presentar a nada. Para todo esto, Massa necesita bastante suerte, sobre todo en el clima", recordó el exfuncionario de Economía durante el macrismo. 

En esta nota

Lee también

Seguí leyendo

Enterate primero

Economía + las noticias de Argentina y del mundo en tu correo

Indica tus temas de interés