Research

BBVA proyecta un 2022 difícil: negociación con el FMI, clave

El BBVA espera un crecimiento bajo (apenas 2,3%) y una inflación aún mayor que la de 2021 (54%)

torre-bbva-frances-argentina
28-10-2021
Compartir

El BBVA elevó a 7,5% la previsión de crecimiento de la economía argentina para el 2021, un punto porcentual por encima del 6,5% estimado en la proyección anterior. Las correcciones al alza van en línea con las estimaciones oficiales y también de las consultoras privadas.

El informe mensual de BBVA Research, difundido hoy, argumentó que el mayor repunte obedece a “una caída menor a la esperada en el segundo trimestre” del año. 

Sin embargo, el panorama hacia adelante es, cuanto menos, desafiante.

La entidad bancaria también señaló que “esperamos un bajo dinamismo para los próximos trimestres, ya que la economía deberá procesar los desequilibrios macroeconómicos acumulados”. En ese sentido los economistas del banco recortaron a 2,3% su proyección sobre el crecimiento económico de Argentina en 2022, contra el 3,5% del informe anterior.

El BBVA Research sostuvo que "el acuerdo con el Fondo Monetario Internacional (FMI) podría traer la respuesta” a diversas cuestiones económicas y financieras que en la actualidad se plantean difusas, tras lo cual remarcó que “aún no hay novedades materiales sobre la negociación" con el organismo multilateral. 

"Nuestro escenario base contempla la firma de un acuerdo hacia marzo de 2022”, agregó la entidad bancaria.

Para que el programa resultante sea “consistente”, según el BBVA, deberá incluir “la corrección progresiva de los desequilibrios fiscal, monetario y cambiario vigentes, de los precios atrasados (tarifas, tipo de cambio), objetivos de acumulación de reservas y algunas reformas económicas para impulsar el crecimiento genuino”.

El BBVA proyectó que la inflación de 2021 se ubicaría en 50% (3,1% promedio en octubre, noviembre y diciembre) y que en 2022 sería aún mayor debido a la necesidad de que se concreten correcciones cambiarias y tarifarias.

Además, el bombeo monetario ha sido importante. “En lo que va del año, el Gobierno ha financiado el 80% del déficit fiscal con emisión monetaria. El resto fue cubierto con deuda en pesos en el mercado doméstico, donde el gobierno está teniendo dificultades para obtener fondos frescos desde julio”, dijo el BBVA.

Hay pocas razones, si es que alguna, para pensar en una moderación de la inflación. “Si se cumple nuestro escenario base de que habrá un acuerdo con el FMI en el primer trimestre, ello implicará alguna normalización del mercado de cambios y de las tarifas a la energía y transporte. En 2022 las presiones monetarias seguirán vigentes y habrá que resolver mayores atrasos acumulados que los esperados un trimestre atrás”, dijeron. En un mundo, además, en el que la inflación ha empezado a tomar fuerza.

BBVA proyección Argentina
BBVA proyección Argentina

Los 3 escenarios con el FMI

El desempeño macroeconómico de 2022-2023 dependerá en buena medida del resultado de la negociación con el FMI y se abren distintos escenarios futuros en función del resultado de dicha negociación. Dentro del escenario del “acuerdo”, el BBVA destaca uno “consistente” y otro “light”. 

El primero sería un EFF (Extended Fund Facility) a largo plazo, que aborde primero las principales inconsistencias de la economía (desequilibrio fiscal-monetario-cambiario) y enuncie reformas estructurales para el futuro. “Aunque esperamos que sea imperfecto, ese escenario sería el más virtuoso (lo cual no implica que no vendrían años difíciles de corrección de desequilibrios). Creemos que se intentará ensayar una solución de este tipo. En caso de no prosperar, las partes involucradas podrían terminar delineando un programa SBA (Stand By Agreement, como el de 2018-2019) para evitar que la negociación fracase”, dijeron en el BBVA. 

Ese acuerdo “light” implicaría postergar vencimientos con pocas implicancias en términos de consistencia macro. “Mantendría una situación económica semejante a la actual, con una incertidumbre que sólo amainaría levemente”, explicaron. 

No se puede descartar el peor escenario: el no acuerdo, “en el que Argentina permanezca por mucho tiempo en atrasos (arrears)”. Eso acentuaría la estanflación (mayor inflación y menos crecimiento que nuestro escenario base), con brecha cambiaria y riesgo país crecientes. “No le conviene ni al gobierno ni al FMI, por lo que le asignamos baja probabilidad”, dijeron.

LOS MENSAJES PRINCIPALES DEL BBVA 

  • La situación sanitaria sigue mejorando y se libera ocupación de las unidades de terapia intensiva. Para diciembre, 60% de la población habrá completado el esquema de vacunación. Asumimos que la pandemia dejará de ser un problema central en 2022.
  • Subimos a 7,5% la previsión de crecimiento económico para 2021, por una caída trimestral menor a la esperada en el segundo trimestre. Sin embargo, esperamos una actividad con bajo dinamismo en los próximos trimestres, ya que la economía deberá procesar los desequilibrios macroeconómicos acumulados. Por ello, recortamos a 2,3% el crecimiento en 2022 (antes 3,5%).
  • En la segunda parte del año el gasto público aceleró, en el marco del proceso electoral, por lo que mantenemos la previsión de déficit fiscal primario de 4% del PIB para 2021. Para 2022 elevamos a 3% (antes 2%) en el marco de un acuerdo con el FMI que sería de menor rigurosidad al que preveíamos el trimestre anterior.
  • El uso del tipo de cambio para contener la inflación causó un considerable atraso y una pérdida de reservas que impide continuar con esa estrategia. Esperamos una aceleración de la depreciación tras las elecciones para recuperar competitividad y, después del primer trimestre de 2022, por la gradual normalización del mercado cambiario que emergería del acuerdo con el FMI.
  • La inflación se mantendrá alta (50%) en 2021 y acelerará en el primer semestre de 2022, para terminar el año en 54% (antes 50%). Anticipamos una reducción parcial del desequilibrio monetario y un alza de las tasas de interés, pero prevemos correcciones cambiarias y tarifarias para 2022, por la magnitud de los atrasos en lo que se incurrió este año para contener los precios.
Las proyecciones de BBVA para 2021, 2022 y 2023

En esta nota

Seguí leyendo

Enterate primero

Economía + las noticias de Argentina y del mundo en tu correo

Indica tus temas de interés