El Economista - 70 años
Versión digital

jue 18 Abr

BUE 22°C
LPF

Cinco clubes del fútbol argentino proponen atrasar dos horas el inicio de los partidos por la ola de calor extremo

El domingo pasado, en la cancha de Rosario Central también se registraron este tipo de problemas y el árbitro tuvo que parar dos veces el encuentro en cada tiempo

En la anterior fecha, en Rosario se registraron problemas por efecto del calor extremo
En la anterior fecha, en Rosario se registraron problemas por efecto del calor extremo
14 febrero de 2023

Cinco clubes del fútbol argentino pidieron a la Liga Profesional y a los directivos de la televisión "atrasar dos horas el inicio de los partidos, de las 17:00 a las 19:00, mientras dure la ola de calor", tras advertir que es "imposible jugar con 40 grados" como ocurrió el último fin de semana.

Colón y Unión de Santa Fe, Central Córdoba de Santiago del Estero, Atlético y San Martín de Tucumán realizaron el pedido "mientras dure esta hora de calor extremo", dijo hoy el delegado de Futbolistas Argentinos Agremiados en Rosario, Gerardo González, a Télam.

Central Córdoba de Santiago del Estero y Atlético Tucumán fueron los primeros clubes de Primera División que formularon el pedido, a quienes se sumaron San Martín de Tucumán, de la Primera Nacional, y luego Unión y Colón de Santa Fe, que jugarán el clásico el domingo a las 17 en la cancha del "Tatengue".

"Este sábado y domingo fueron los días más calurosos de los últimos 61 años. Desde Agremiados tenemos acordado con los dirigentes no jugar en la franja horaria de 11 a 17 entre diciembre y marzo, pero ahora no se puede jugar con 39 o 40 grados a las 17, por eso la idea de algunos dirigentes de los clubes es que pasen esos partidos a las 19, o en su defecto que los jueguen otro día", agregó González.

En este sentido, González advirtió que "el domingo van a jugar el clásico Unión y Colón a las cinco de la tarde, en Santa Fe, una verdadera locura. Ese partido, como todos los otros, deberían jugarse a las 19 u otro día mientras dure esta ola de calor extremo".

fo2tl-nwaaa9hvb
Unión recibirá a Colón en el estadio 15 de abril por el clásico santafesino

El domingo pasado, en la cancha de Rosario Central se registraron varios problemas por efecto del calor extremo: si bien había agua en los baños cuando empezó el partido, en el entretiempo algunas zonas del Gigante de Arroyito se quedaron sin agua.

Mientras los vendedores se quedaron sin gaseosas y la gente clamaba por agua, el árbitro paró dos veces el partido en cada tiempo para que los jugadores se hidrataran.

"Está clarísimo que no se puede jugar en verano a las cinco de la tarde con una temperatura de 40 grados", concluyó el dirigente de la filial rosarina de Futbolistas Argentinos Agremiados.

Seguí leyendo

Enterate primero

Economía + las noticias de Argentina y del mundo en tu correo

Indica tus temas de interés