El Economista - 70 años
Versión digital

dom 27 Nov

BUE 25°C
Versión digital

dom 27 Nov

BUE 25°C
Evento

KoiSummit, un lujo que se dio Koibanx junto a Algorand y Bitcoin

En su evento anual, la empresa dirigida por Leo Elduayen reunió a dos grandes del ecosistema cripto: Silvio Micali y Diego Gutiérrez Zaldívar

Micali es un referente a nivel mundial del ecosistema cripto y "Dieguito" es tal vez la personalidad cripto más importante de Latinoamérica
Micali es un referente a nivel mundial del ecosistema cripto y "Dieguito" es tal vez la personalidad cripto más importante de Latinoamérica
Compartir

LABitConf, tal vez el evento anual cripto más importante de Latinoamérica, está a la vuelta de la esquina y esta vez se realizará en Argentina. Mientras tanto continúa la debacle de las criptos luego de la caída en desgracia del mega Exchange FTX. 

Este fue el contexto en el que se realizó el espectacular evento #KoiSummit, organizado por Koibanx, la compañía con orígenes en Argentina que intenta conectar al ecosistema cripto con el mundo tradicional.

En su evento anual, la empresa dirigida por Leo Elduayen reunió a dos grandes del ecosistema cripto: Silvio Micali y Diego Gutiérrez Saldívar
En su evento anual, la empresa dirigida por Leo Elduayen reunió a dos grandes del ecosistema cripto: Silvio Micali y Diego Gutiérrez Saldívar

Con 73 empleados en varios países de Latinoamérica, Koibanx es la misma que se encuentra desarrollando parte de la infraestructura de gobierno de El Salvador. Si, además de aceptar a Bitcoin como moneda de curso legal, ese país de centroamérica está haciendo algo revolucionario: deployando parte de las operaciones de gobierno en blockchain

Además de El Salvador, los muchachos de Koibanx, que hace poco levantaron US$ 22 millones, se encuentran desarrollando una wallet para el gobierno de Nigeria.

Presten atención a esa empresa. En el evento de ayer se dieron un lujo: en una entrevista manejada a la perfección por su cofundador y CEO, Leo Elduayen, reunieron a Silvio Micali (de manera remota) y a Diego Gutiérrez Zaldívar. 

El primero es un referente a nivel mundial del ecosistema cripto por haber ganado el premio Turing, algo así como el Nobel de computer science, y por haber creado la blockchain Algorand. Es justamente esta red donde Koibanx genera la mayoría de sus desarrollos. 

Por otro lado, "Dieguito", como es conocido en el ambiente, es tal vez la personalidad cripto más importante de Latinoamérica y es el cofundador y CEO de IOVLabs.

La charla, que no tuvo desperdicio, dejó varias definiciones importantes. Silvio remarcó las 3 características más importantes por las cuales él piensa que las blockchains descentralizadas son necesarias: transparencia, Inmutabilidad y la ausencia de intermediarios. Respecto a esta última, recordemos que la blockchain de su creación permite lo que se llaman "atomic swaps", la posibilidad de intercambiar activos digitales en una misma transacción con la misma seguridad que tiene el token nativo llamado $Algo. Esto eliminaría el costo de intermediarios que aquél estima en 6% del PIB. Muy revolucionario.

1500x500 (3)
Leo Elduayen y el equipo de Koibanx

Por otro lado, comentó que ve un futuro multichain dado que no todas pueden las redes pueden ser buenas en todo. Cómo sabe el lector de esta columna, no es una opinión que compartamos. Los casos de Twitter, Instagram o Tinder y el "efecto red" parecen contradecirlo. 

Tal vez fue solo una típica expresión de humildad a la que nos tiene acostumbrados el premio Turing. 

De todos modos, desde Algorand han desarrollado los "bridges" descentralizados que, como su nombre lo indica, son puentes que permiten trasladar activos digitales entre distintas redes sin la necesidad de confiar en nadie.

Fue tal vez un tiro por elevación para Dieguito quien, por su parte, es más un bitcoiner tradicional, fundó y dirige Ia Blockchain RSK. Este explicó que lo que Bitcoin trajo al mundo fue la "Digital Scarcity", la posibilidad de tener activos digitales en Internet sin que puedan ser replicados. Es obvio que para tener una internet del valor esa es la propiedad más importante.

Por otra parte explicó que, así como los seres humanos pudimos separar en algún momento Estado y religión, también debemos separar al dinero de nuestras estructuras gubernamentales. 

Es un concepto que, como los lectores de esta columna saben, hay que tomarlo con mucho cuidado. El sector privado podría crear algo que se use como "dinero" pero nunca podrá reemplazar a "aquello que el gobierno demanda para el pago de impuestos" (en palabras de Warren Mosler). 

El gobierno siempre tendrá la potestad de definir qué es esa cosa y quienes tienen la posibilidad de emitirlo. 

La sociedad siempre se verá obligada a entregar bienes y servicios para obtenerlo porque de otra manera sería penalizado. Estoy hablando obviamente del dólar, el peso, el euro, etcétera, que, a través de los canales tradicionales o de las stablecoins, parecen estar ganando la batalla de las transacciones por afano (en el buen sentido).

Micali, que recordó que según él "las mejores ideas siempre vienen de Argentina" (en referencia a AgroToken, TravelX y, obviamente, Koibanx), tuvo también algo para decir respecto a Bitcoin. 

Algo que, según mi opinión, puede haber sido contradictorio. En primer lugar dijo que lo que hace muy bien la moneda digital más conocida es ser una gran reserva de valor. Luego explicó que las blockchains deben tener la propiedad de evolucionar y que, si Satoshi Nakamoto hubiese tenido disponible la tecnología sobre la que funciona Algorand (llamada "Pure Proof of Stake"), no hubiese usado "Proof of Work" para diseñar Bitcoin.

La pregunta obvia que surge es si, dado que las blockchains evolucionan, el $Algo no podrá reemplazar a Bitcoin en algún momento. Después de todo, Algorand es una blockchain mucho más rápida, barata y amigable al medio ambiente que la que creó Satoshi. Tal vez haya sido una contradicción intencionada, tal vez haya sido producto, nuevamente, de la humildad del italiano.

Para terminar déjenme contarles una curiosidad que se dió en el evento. Koibanx creó un álbum de figuritas interno de la empresa en la que los "jugadores" eran los mismos empleados de la compañía. Aquellos que al principio no sabíamos de qué se trataba, pensamos que lo que tenían en sus manos eran las figuritas "posta" del Mundial. Cuando escuché que alguien tenía 3 veces a "Leo" me emocioné pensando que podía finalmente conseguir la de Messi para mi sobrino. Ya saben de que Leo se trataba así que, muchachos de Koibanx, ¡me deben una!

Lee también

Seguí leyendo

Enterate primero

Economía + las noticias de Argentina y del mundo en tu correo

Indica tus temas de interés