Los precios del petróleo alcanzan máximo de dos meses: más de US$ 35 por barril

18 de mayo, 2020

Los precios del petróleo alcanzan máximo de dos meses: más de US$ 35 por barril

Los precios del petróleo en Estados Unidos están por encima de los US$ 35 por barril por primera vez desde mediados de marzo, ya que los productores redujeron la producción mientras la demanda continúa recuperándose de las profundidades de abril a medida que se alivian las restricciones.

 

El precio por barril más alto de esta jornada ha sido de US$ 35.72 por barril, lo que representa un aumento de más del 9 % en comparación con el precio de la apertura de sesión. A principio de la jornada, los futuros para junio de esta marca europea de referencia internacional se han cotizado a más de US$ 34.

 

El aumento alivia la presión sobre la industria, pero los precios permanecen por debajo de los niveles rentables para muchos productores y los analistas advierten que la recuperación es inestable.

 

El pasado 22 de abril, los futuros del petróleo Brent para entrega en junio se desplomaron por debajo de los US$ 16 por barril por primera vez desde el diciembre de 1999. De esta manera, el crudo de esta marca cayó 17,33 % hasta los US$ 15.98.

 

Los precios de futuros para West Texas Intermediate aumentaron a aproximadamente US$ 32 por barril desde que los mercados reabrieron el domingo por la noche, lo que se suma a las ganancias de la semana pasada.

 

Los productores están reduciendo significativamente la producción y, con el aumento de la demanda, el mercado avanza lentamente hacia la recuperación.

 

Además del pacto de reducción de la producción de la OPEP, los productores externos al grupo están reduciendo el flujo de petróleo más rápido de lo esperado.

 

En particular, los operadores en Estados Unidos anunciaron cierres de producción de al menos 1,2 millones de barriles por día en mayo y junio.

 

A pesar de la modesta recuperación, el histórico colapso de la demanda y los precios tendrá un alto costo a medida que algunas empresas quiebren, lo que obligará a la industria petrolera estadounidense a una reestructuración importante.

 

El número de plataformas petroleras estadounidenses activas disminuyó en otras 34 unidades a 258 la semana pasada, en comparación con más de 800 hace un año, según el último recuento del gigante de servicios petroleros Baker Hughes. Es una señal de cómo las compañías también están recortando los planes para la producción futura.

 

La Administración de Información de Energía proyecta la producción en EE.UU., que era de casi 13 millones de barriles por día a fines de 2019, cayendo rápidamente por debajo de los 11 millones este año y permaneciendo allí hasta el año 2021.

 

Dejá un comentario