El sector porcino destaca importancia del interés de China

20 de enero, 2020

El sector porcino destaca importancia del interés de China

El presidente de la Asociación Argentina de Productores de Porcinos (AAPP), Lisandro Culasso, sostuvo que el interés de empresas chinas de invertir en el sector porcino local es “una oportunidad para el país” y que podría convertir a Argentina en un “jugador de peso” a nivel internacional.

 

“El interés de los chinos está. Junto con Biogénesis, que promueve la relación chino-argentina en este aspecto, se hizo un relevamiento de las principales empresas chinas y el interés es real. Estamos preparando todo para recibir a los empresarios interesados en los próximos meses”, dijo Culasso en una entrevista con Télam.

 

“Hoy no entramos en las estadísticas y esto nos pondría en el mapa”, se entusiasmó el empresario al referirse a un proyecto que inversión que tienen en mente empresas chinas productoras de cerdo, que contempla el desembolso de US$ 27.000 en Argentina en un período de entre cuatro y ocho años, para impulsar la producción y la exportación de carne porcina a ese país y otros destinos del sudeste asiático.

 

La iniciativa cobró fuerza meses atrás, luego de la firma de un memorando de entendimiento entre la Asociación Argentina de Productores de Porcinos y la Asociación China para la Promoción y el Desarrollo Industrial de China (Capid).

 

Uno de los elementos que tuvieron en cuenta las empresas chinas al momento de empezar a evaluar la posibilidad de encarar la producción porcina en la Argentina, fue la crisis desatada en China a causa de la Peste Porcina Africana (PPA), que afectó de manera contundente su stock de cerdos.

 

Si bien Culasso evitó referirse a esos poco verosímiles US$ 27.000 millones, aseguró: “China es una oportunidad que no se ve todos los días, pero no es sólo para el sector, sino para el país. Lo tenemos que aprovechar porque no se ve todos los días un mercado tan grande y que esté demandando tanto”.

 

En línea con esto, el dirigente empresario remarcó las “excelentes” condiciones de producción y la condición sanitaria “de excepción” que posee el país.

 

“Tenemos las mejores condiciones para producir mucho y barato. Tenemos el maíz y la soja necesaria y las producimos al lado de donde producimos al cerdo. Otra gran ventaja es que somos el país más sano para producir. No tenemos ninguna enfermedad”, remarcó.

 

Según detalló Culasso, el costo de producción en Argentina se ubica por debajo del que existe en los principales países productores del mundo.

 

“Hay granjas en nuestro país que están produciendo a US$ 0,85 por kilo, mientras que en Estados Unidos el costo es de US$ 1,10 por kilo; en Europa, 1,10 euros y en China, US$ 1,70 por kilo”, enfatizó.

 

Por otra parte, al realizar un balance de lo que sucedió a nivel local en el sector en 2019, el dirigente empresario dijo que “no hubo crecimiento” en el nivel de producción. “Terminamos con la misma cantidad de animales faenados, que es algo en lo que no estamos habituados, ya que veníamos creciendo firme los últimos 15 años a un ritmo promedio del 10% anual”, señaló.

 

Consultado sobre las expectativas que tiene para el año en curso y sobre los lineamientos dados a conocer por el Gobierno, Culasso manifestó su confianza de que “va a apostar a la producción”. Agregó: ““Veo bien al 2020. Creo que el Gobierno va a apostar a la producción, va a lanzar líneas de financiamiento productivo y está la oportunidad de China, que no la podemos dejar escapar. El mercado interno está firme y hay que cuidarlo, pero China ayuda mucho a tomar decisiones a la hora de invertir”.

 

Según el portal AgroVoz, uno de los distritos más expectantes es Córdoba. De hecho, su gobernador, Juan Schiaretti, ya se reunió con empresarios chinos, enlazados por Biogénesis. Una de las firmas orientales interesadas sería WH Group, que produce 22 millones de cerdos cada año, más de tres veces el volumen nacional.

 

Ayer, Reuters alertó que la Peste Porcina Africana (PPA), que redujo 50% el stock porcino de China y estimuló su interés por producir en otros países para abastecerse, está lejos de estar contenida. La enfermedad ya se extendió al sudeste asiático y al este de Europa, con casos en Vietnam, Camboya, Laos, Corea, Myanmar, Filipinas, Polonia, Bélgica y Bulgaria. “Esos países y otros que hasta ahora han evitado la epidemia están tomando medidas enérgicas en aduanas, aumentando los controles de carga y prohibiendo las importaciones de carne”, dijo Reuters. Si Argentina hace las cosas bien, tiene una oportunidad interesante.

Dejá un comentario