Marcos Peña y militantes cargaron contra los metrodelegados por boicotear la llegada de la gente a la marcha

20 de octubre, 2019

Mientras comenzaba a colmarse la zona del Obelisco, miles de personas que se dirigían hacia la concentración en la Avenida 9 de Julio fueron obligados a bajar en la estación Juramento (subte B) y en la estación Belgrano C (ramal Mitre del ferrocarril), alegando problemas de seguridad en el transporte. También hubo denuncias por corte de suministro eléctrico en la estación del Tren Mitre.

 

Desde el escenario montado frente al Obelisco, el jefe de Gabinete Marcos Peña confirmó que había un “boiciot” en el transporte público para evitar la llegada de los manifestantes: “Dicen que hubo problemas con el subte y con el tren, pero acá estamos y lo vamos a dar vuelta. Que se escuche en toda la Argentina. A disfrutar en paz, en un rato viene Mauricio”, agitó Peña frente al público reunido desde temprano por la tarde.

 

 

“Resulta que la línea B de subte no funciona, que los trenes por desperfectos hasta las 17:20 no se mueven”, ” Estación Tribunales Línea D, metrodelegados cerraron la puerta de egreso de la estación”, y “Los que volvían mejores te interrumpen el servicio del subte para que no puedas ir a una marcha democrática”, fueron algunas de las denuncias de militantes de Juntos por el Cambio que empezaron a viralizarse horas antes de la llegada de Macri al Obelisco.

 

 

 

Dejá un comentario