El Economista - 70 años
Versión digital

dom 17 Oct

BUE 13°C

Versión digital

dom 17 Oct

BUE 13°C

“No hay vocación de Lousteau para formar parte de Cambiemos”

"El no es parte de Cambiemos, y lo demostró al abandonar la embajada en Estados Unidos", admite Andy Freire, 1º candidato a legislador por Cambiemos en CABA

21-07-2017
Compartir

Entrevista a Andy Freire Precandidato a legislador porteño por Vamos Juntos Por Mariano Espina

Se integró a la política partidaria en diciembre de 2015, cuando asumió como ministro de Modernización en la ciudad de Buenos Aires, bajo el ala del jefe de Gobierno Horacio Rodríguez Larreta. Dejó el mundo empresarial para formar parte del PRO y hoy encabeza la lista de precandidatos para la Legislatura porteña, con el sello Vamos Juntos y Elisa Carrió como principal postulante a diputada nacional.

En el plano discursivo, ¿es distinta la elección en la Ciudad a la de la provincia de Buenos Aires?

Lo que no es distinto es que, en el fondo, la discusión es de futuro contra pasado. Una invitación a los votantes a seguir confirmando el camino por el que vamos. En ese sentido es igual en la Ciudad, en la provincia y en todo el país. Luego la gente, en función de su nivel de convencimiento, aprueba o no esa invitación. Sí hay particularidades que tienen que ver con que en la Ciudad estamos hace nueve años y medio y en la provincia hace un año y medio, las demandas de la gente a nivel macro pueden ser parecidas pero a nivel micro son muy distintas.

En la provincia, en particular en el Gran Buenos Aires, la situación es distinta y más difícil. ¿En ese sentido no cree que la pregunta pasado o futuro es potenciada por la falta de soluciones en el plano económico?

Creo que, en el Gran Buenos Aires, la discusión también pasa por pasado o futuro. Y probablemente más que en la Ciudad. En la provincia se vive una situación en la cual, la foto es dolorosa, pero la película es optimista. Sé que no la están pasando bien, pero estoy convencido de que se debe a lo que se hizo previamente y no tanto por una situación actual específica. Todo este reordenamiento de la Argentina todavía no le llegó a la gente del Conurbano con toda la fuerza que le podría llegar, por eso se potencia la discusión pasado o futuro.

¿Qué cree que le aporta Carrió al PRO?

Es una combinación de coraje, frescura y acidez en decir lo que le gusta y lo que no. Celebra las cosas que comparte pero no tiene problema en cuestionar algo que no se esté ha ciendo bien. Creo que esa frescura le agrega genuinidad a la campaña que no sé sí la gente lo está valorando mucho. Es una de las fundadoras de Cambiemos y que esté encabezando la lista es un símbolo importante para el espacio.

¿Qué significa que en la lista tenga mayor preponderancia un espacio como la Coalición Cívica que se incorporó recientemente y que no forma parte de la gestión?

Es una elección legislativa y la Coalición Cívica tiene una presencia importante en la Legislatura. Desde ese punto de vista me parece muy bueno formar un espacio genuino y plural y que esté integrando también por otros espacios, no sólo la Coalición Cívica sino también por ejemplo, el radicalismo.

¿Qué consideración tiene de Martín Lousteau?

Lo conozco desde los 18 años, y me parece valioso que haya gente que se involucre en la política desde distintos espacios, como también Matías Tombolini. Me gusta que haya diversidad de espacios. Martín eligió su camino fuera del espacio de Vamos Juntos y me parece respetable.

Lousteau quiso formar parte de Cambiemos pero a través de una interna. ¿Cree que fue justo lo que se terminó resolviendo?

Creo que el no es parte de Cambiemos, y lo demostró al abandonar la embajada en Estados Unidos en el momento para luego armar su espacio. Es respetable, cada uno tiene libertad de acción y está bien, pero el decidió irse de Cambiemos. Tuvo la oportunidad de ser parte y prefirió abandonarlo. Y no creo que haya vocación de el en formar parte de Cambiemos, pero el futuro es incierto.

¿Preocupa el reciente índice de gente en situación de calle?

Primero creo que los números ciertos son los que dio el censo, de poco más de mil, un aumento del 23%. No creo en los números que dieron las ONG. Por otra parte este tema es muy complejo, y el Gobierno de la Ciudad lo trabaja desde un plan muy serio, estoy convencido de que es el correcto. Pero hay que ver el tema a través de dos factores que no tienen que ver tanto con la pobreza o no pobreza. Por un lado tenes el conflicto de la droga, y por otro, la cantidad de gente que no es de la Ciudad pero sí viene acá a instalarse. El tema es complejo, creo que mirar sólo el número es riesgoso, hay que ver más allá.

De todas formas es lógico que a un Gobierno que está hace más de nueve años se le exijan mejores resultados en este área.

Creo que tenemos que mejorar y que es un capítulo pendiente. Pero es una variable que no la podemos mirar independiente del resto de las cosas que pasan en la economía.

Seguí leyendo

Enterate primero

Economía + las noticias de Argentina y del mundo en tu correo

Indica tus temas de interés