El Economista - 70 años
Versión digital

mar 25 Jun

BUE 7°C
Sucesión CABA

El formato de la elección porteña tensiona JxC mientras Larreta hace equilibrio

El jefe de Gobierno definirá el próximo 13 de abril el formato de la elección en la Ciudad; el PRO quiere unificación y la UCR una elección "concurrente"

El alcalde ratificó ayer que habrá un solo candidato PRO en la PASO
El alcalde ratificó ayer que habrá un solo candidato PRO en la PASO
Pablo Varela 31 marzo de 2023

La pelea por la sucesión porteña tensa la interna de Juntos por el Cambio y el jefe de Gobierno, Horacio Rodríguez Larreta, hace equilibrio. Y es que mientras Mauricio Macri y Patricia Bullrich presionaron para que haya un candidato único del PRO, la UCR presiona para que las elecciones sean "concurrentes"; un formato de elección que permita elegir categorías nacionales (presidente y diputados) y categorías locales (jefatura de Gobierno, legisladores, comuneros), en un "mismo día, misma escuela, pero en urnas separadas"

Ayer, el alcalde empezó a develar ciertas variables al decir públicamente que el partido amarillo irá a la PASO con  "un solo candidato", tal como lo había adelantado este diario días atrás. La fecha límite para establecer el diseño de la elección porteño es el 13 de abril, según el código electoral porteño.  

Se ha repetido hasta el hartazgo que en la lista por la pelea se anotan el ministro de Gobierno, Jorge Macri, y los ministros Fernán Quirós y Soledad Acuña. Larreta hace equilibrio y se muestra con todos. El ecosistema porteño comienza a deslizar que el candidato será finalmente el primo del expresidente, por perfil de gestor y portación de apellido, aunque en el larretismo repiten que al momento  "hay tres candidatos", y cualquiera puede ser nominado.

Con las definiciones de Larreta de ayer, la discusión ahora se centrará sobre el formato que tendrá la elección. En el macrismo presionan para que el PRO unifique candidaturas, y de esa manera, el candidato pueda ir colgado de las boletas tanto de Rodríguez Larreta como de la de Bullrich. Un activo que podría ser crucial en la pelea con el candidato radical, Martín Lousteau, que tendrá como candidato presidencial a Gerardo Morales, una figura menos convocante en el terruño porteño. 

En territorio bonaerense muchos miran la fecha del 13 de abril con atención. Y es que lo surja de allí, podría tener un correlato en el diseño bonaerense. 

Todas las voces consultadas dan por sentado que la elección a presidente y jefe de Gobierno será el mismo día. La mejor manera de trasladar los 16 años de gestión PRO a la elección presidencial. 

En la UCR sostienen que los acuerdos están "avanzados", y reiteran que "todas" las fuerzas políticas porteñas han avanzado en conversaciones para cumplir con una elección "concurrente"

No por ello y ven con ironía las definiciones de Larreta de ayer. Y es que los más desconfiados jamás creyeron que el jefe de Gobierno cedería fácilmente en el Gobierno porteño, pese a que todo remarcan que Larreta requerirá de alguna suerte de acuerdo con el radicalismo por la fiscalización. 

"Algún gesto tiene que hacer porque si no ¿quién le va a fiscalizar en el resto del país?", se preguntó una voz del radicalismo porteño ante El Economista.    

En tanto en el larretismo deslizan que todavía hay tiempo para las definiciones, y que ninguna resolución se tomará de manera intempestiva. "Siempre buscamos tomar decisiones en forma acordada con todos. Buscaremos llegar a esa instancia. Horacio (Rodríguez Larreta) no es una persona que impone grita o es prepotente", razonó una fuente larretista de paladar negro ante este diario. 

Otra incógnita a despejar será lo que haga Ricardo López Murphy, quien se sumó al armado de Patricia Bullrich, bajándose de la pelea presidencial pero sin definiciones sobre su rol en la Ciudad

LEÉ TAMBIÉN


Lee también

Seguí leyendo

Enterate primero

Economía + las noticias de Argentina y del mundo en tu correo

Indica tus temas de interés