Tres empresas salen a buscar US$ 1.200 M

24-01-2017
Compartir

Durante esta semana y el mes próximo, tres empresas se preparan para buscar unos US$ 1.200 millones en el mercado y se rumorea que otras tres irán por unos US$ 1.300 millones durante febrero o marzo, según datos de Research for Traders (RFT).

Las tres compañías que se lanzarán serán AES Argentina Generación (US$ 300 millones), Central Puerto (US$ 500 millones) y Aeropuertos Argentina 2000 (US$ 400 millones), mientras que los rumores son sobre YPF (US$ 1.000 millones), el banco Supervielle (US$ 300 millones) y la petrolera Pampa (US$ 500 millones).

“AES, Central Puerto y Aeropuertos Argentina 2000 son los únicos tres bonos confirmados. Sólo AES tiene fecha concreta esta semana y la compañía está en road show en Nueva York y Boston”, aseguró Sebastián Maril, analista de RFT.

Fuera de las empresas, también hay rumores de que en el primer trimestre habrá colocaciones de la Nación (US$ 3.000 millones) y de las provincias de Entre Ríos (US$ 250 millones), Tierra del Fuego (US$ 150 millones), La Rioja (US$ 200 millones) y Santa Cruz (US$ 250 millones).

Según explicó Maril, hoy son recomendables para invertir las empresas con buena capacidad de pago, como Aeropuertos Argentina 2000, que “tiene un bono garantizado por los royalties que le pagan las aerolíneas por utilizar los aeropuertos y por las concesiones que tiene dentro de sus aeropuertos”. En este caso, otra ventaja es que el título “amortiza en 32 cuotas iguales, a diferencia de un bono tradicional que lo hace el último día”. Otro ejemplo de este tipo de acciones recomendables es YPF, “que si bien no tuvo buenos balances, se sabe que va a pagar siempre”.

Emisión soberana local Por otra parte, esta semana el Ministerio de Finanzas emitirá los bonos en pesos que son el “tramo local” de la última emisión internacional por US$ 7.000 millones. El plan podría incluir dos tramos con tasa variable (ajustable por CER o Badlar) o fija.

El titular de esa cartera, Luis Caputo, ya había informado que la intención inicial era emitir por hasta US$ 2.000 millones y que los títulos podrán ser suscriptos en pesos y dólares.

Según Caputo, los fondos del mercado local prefieren una emisión a tasa variable. En este caso, el Ministerio podría optar por colocar títulos atados a la inflación o a la Badlar más un spread de entre 100 y 150 puntos básicos.

En la primera emisión internacional del año, el Gobierno obtuvo US$ 7.000 millones (US$ 2.000 millones más que los buscados inicialmente) con tasas del 5,625% para el tramo a cinco años y del 7% para el de 10.

La demanda que tuvieron los bonos argentinos fue muy superior a la esperada: se recibieron órdenes por unos US$ 22.000 millones, más de tres veces superior a los US$ 7.000 millones que terminó aceptando el Gobierno. Las tasas fueron más bajas que las conseguidas en abril de 2016, cuando por el bono a cinco años se pagó 6,875% y por el de diez 7,50%. La tasa promedio fue de 6,3%, con un monto emitido de US$ 3.250 millones para el tramo a 5 años y de US$ 3.750 millones para el de 10 años

Como vinieron haciendo estos días, los analistas destacaron el buen timming de la emisión. “El momento elegido fue muy bueno porque la tasa del bono a 10 años de EE.UU. hace unos días estaba en 2,20, ahora había subido a 2,5 y cuando asumiera Trump podría seguir escalando. O sea, el Gobierno se movió muy rápido en ese sentido”, aseguró el trader Matías Daghero.

Seguí leyendo

Enterate primero

Economía + las noticias de Argentina y del mundo en tu correo

Indica tus temas de interés