El Economista - 70 años
Versión digital

mie 27 Oct

BUE 19°C

Versión digital

mie 27 Oct

BUE 19°C

Las ventas minoristas siguen cayendo y el consumo no responde

Según publicó el Indec, las ventas en supermercados y shoppings cayeron 12,1% y 11% en enero

23-03-2017
Compartir

Tras un 2016 con unas caídas reales totales de las ventas en supermercados y shoppings que llegaron en forma acumulada al 15,4% y al 22,3%, 2017 tampoco arrancó bien para el consumo minorista. Los datos del Indec volvieron a mostrar malos desempeños en los informes Encuesta de supermercados y Encuesta de centros de compra de enero. De hecho, reflejaron sendas caídas de las ventas medidas en pesos constantes. Fueron mermas de 12,1% y de 11% interanuales, respectivamente.

Las caídas en precios constantes se vienen dando de manera repetida desde comienzos del año pasado. Diciembre había dado contracciones de 11,7% en las ventas de los supermercados y de 15,9% en shoppings. Un dato que resultaba alentador para ese cierre del año era que noviembre había sido mucho peor, con bajas incluso más pronunciadas. Esa desaceleración permitía ilusionarse con la llegada al piso en la constante caída. Esta vez, el desempeño de enero en la comparación con el mismo mes del 2016 no fue tan alentador: la contracción de las ventas en supermercados incluso se aceleró, aunque muy levemente, respecto a la que se había dado en diciembre.

Bajo consumo

Todos los ojos están puestas sobre lo que pueda lograr la política económica respecto al consumo. La recuperación de la economía, que tal como demostró esta semana el Indec tuvo una regresión de 2,3% en la actividad durante 2016, depende con fuerza de ese componente de la demanda agregada. Con la inversión representando el 19% del PIB y cayendo 5,5% en el total del año, con las exportaciones crecieron 3,7% pero representando el 20,3% del PIB, la vedette sigue siendo el consumo, que tuvo una preocupante merma de 1,4% (2,1% en el último trimestre) y representó el 72,9% de ese PIB.

Otro dato clave que publicó el Indec esta semana explica la caída del consumo que se viene repitiendo mes a mes: los precios de la economía aumentaron 40,9% en promedio, según el Indice de Precios Implícitos del PIB. En cambio, los salario formales según el SIPA crecieron apenas 33,3%. Eso implica una caída promedio del salario real de 7,6 puntos porcentuales. Según el Instituto Estadístico de los Trabajadores (IET) la caída real promedio de los salarios formales llegó a 5,7%. Y para el decil que contiene al 10% de los hogares con ingresos más bajos la caída real llegó a 8,8%.

La consultora LCG sostuvo: “Salarios viejos con una inflación que no cede significativamente, sumado a las complejidades de Precios Transparentes, que redujo las compras en cuotas, son algunos de los factores que atentan contra la recuperación del consumo”.

El futuro

¿Cómo siguió la historia en febrero? Aun sin brotes verdes en la variable más sensible, junto con el empleo, para la calle. Según CAME las ventas minoristas de febrero cayeron 4,1%. El Indicador Mensual de Consumo (IMC) del Instituto de Trabajo y Economía de la Fundación Germán Abdala (ITE-FGA) dio -0,9% (-0,1% la comparación intermensual desestacionalizada) y reseñó algunos datos más: las ventas de autos nacionales dieron -12,3% anual, el IVA neto se contrajo 1,5% y el crédito real al sector privado dio -7,8%.

Además, para las consultoras CCR y Scentia el consumo en supermercados tuvo una merma de 4,3% interanual en el segundo mes del año.

Los datos

La Encuesta de Supermercados, que releva las facturaciones de 61 empresas del rubro en todo el territorio nacional, mostró que sus ventas globales en pesos llegaron a $ 26.295 millones en enero, lo que representó una mejora nominal 21,2% respecto a la facturación de enero del 2015. Pero una vez contrastado con el IPC CABA interanual de enero, que es la medida oficial tomada por el Indec a partir del apagón estadístico, da una caída de 12,1%. Estas caídas en términos reales se vienen repitiendo mes a mes.

Lo mismo pasó con los shoppings. La Encuesta de Centros de Compra, que releva las facturaciones de 37 empresas del rubro en el Gran Buenos Aires, demostró que sus ventas en pesos alcanzaron los $ 3.925 millones en el primer mes del año, lo que implica una suba nominal de 22,8% respecto a enero del 2016, tal como lo informó el Indec (y como lo publicó también la agencia de noticias oficial en su sitio web). Pero, nuevamente, una vez que deflactado el número a partir de la inflación interanual del IPC CABA, se ve que en realidad hubo caída y que fue de 11%.

Seguí leyendo

Enterate primero

Economía + las noticias de Argentina y del mundo en tu correo

Indica tus temas de interés