El Economista - 70 años
Versión digital

sab 25 Jun

BUE 8°C
Versión digital

sab 25 Jun

BUE 8°C

El empleo bajó 1,7% en abril y habría caído 2,8% en mayo

Según datos oficiales, hubo 141.000 asalariados privados menos que un año atrás y el rubro más afectado fue el manufacturero

27-06-2019
Compartir

La evolución del empleo acumula ocho meses consecutivos con resultados negativos en la comparación interanual. Los datos expuestos ayer por el Ministerio de Trabajo de la Nación indican que en abril se contabilizaron casi 12.114.000 trabajadores registrados en el país, que representa una caída de 1,7% respecto al mismo mes de 2018, lo cual implica casi 204.000 empleados menos. En tanto, respecto a marzo, el dato de abril muestra que la caída fue de 0,1% en la serie original y que en la medición desestacionalizada no hubo variación (0%) .

De acuerdo con la estadística oficial, la mayor pérdida de empleo en abril se presentó en el sector privado. En este grupo, que contó con 8,59 millones de trabajadores registrados, la variación general interanual fue de 1,9% negativa. En este sector, los asalariados descendieron 2,2% interanual, que implica 141.000 empleos menos que hace un año atrás, en tanto que los monotributistas cayeron en la misma proporción interanual (2,2%), y fueron casi 35.000 menos que en abril de 2018. En tanto, los autónomos cayeron 1,2% interanual y los empleados de casas particulares, que siguen en aumento, crecieron 3,5% interanual y se acercaron a los 500.000 registrados.

En la comparación mensual para los asalariados el sector privado, que en abril se ubicaron en más de 6,13 millones, la variación mensual original fue negativa en 0,8%, mientras en la medición desestacionalizada el descenso fue de 0,2%, que implica una reducción de 10.800 empleados. Para el sector privado en general, la variación mensual desestacionalizada tuvo una caída de 0,1% y un contracción de 0,5% en la serie original.

En el sector público, por su parte, durante el cuarto mes del año no hubo reducción de empleo, sino que, por lo contrario, en la comparación interanual se registró un leve crecimiento. En este grupo se contabilizaron 3,16 millones de trabajadores y la variación interanual indica un incremento de 0,6%, que representa 18.800 trabajadores públicos más en comparación con el mismo mes de 2018. A la vez, la variación mensual mostró un crecimiento de 0,4% en la medición desestacionalizada y un alza de 0,9% en la serie original.

Según los datos del Ministerio, entre los asalariados del ámbito privado los sectores más afectados en la variación interanual de abril fueron los dos con mayor volumen, que cada uno cuenta con más de 1,1 millones de empleados registrados, y corresponde a los rubros de industrias manufactureras y de comercio y reparaciones, que en relación a un año atrás cayeron 5,4% y 3,9%, respectivamente, seguidos por la actividad del transporte, almacenamiento y comunicaciones, que descendió 2,8% interanual.

En tanto, la rama asalariada privada que arrojó datos positivos en abril y que tuvo el mayor crecimiento fue la explotación de minas y canteras, que aumentó 3,7% en comparación con los datos de un año atrás, seguido por el sector de la agricultura, ganadería, caza y silvicultura (2,6%); enseñanza (1,5%); pesca (1,2%); suministro de electricidad, gas y agua (0,2%); y servicios sociales y de salud (0,1%).

A nivel regional, el crecimiento interanual del empleo privado se dio únicamente en las provincias de Neuquén y Santa Cruz, con aumentos de 5,2% y 0,6%, respectivamente. Las mayores reducciones interanuales estuvieron en Tierra del Fuego (-9,5%), Catamarca (-8,1%), Chaco (-6,3%) y Formosa (5,5%). En cuanto a los honorarios, la media en los asalariados privados en abril fue de $40.911, que en la variación interanual representa apenas un alza de 40,4%.

Estimado de mayo

A la espera de las estadísticas oficiales de empleos registrados de mayo de 2019, la Encuesta de Indicadores Laborales (EIL) elaborada por el Ministerio de Producción y Trabajo adelantó que el rojo se habría profundizado en el quinto mes del año y proyectó una caída interanual del empleo de 2,8%. El impacto negativo habría sido mayor en el Gran Buenos Aires, con una contracción de 3,2% interanual, mientras que la caída en el resto del país habría promediado 1,7% interanual.

En esta nota

Lee también

Seguí leyendo

Enterate primero

Economía + las noticias de Argentina y del mundo en tu correo

Indica tus temas de interés