El Economista - 73 años
Versión digital

sab 20 Jul

BUE 9°C
EE.UU.

Caputo y Posse se reunieron con la N°2 del FMI: buscan medidas para "reforzar urgentemente la estabilidad"

Argentina debe pagarle cerca de US$ 1.000 millones al FMI en diciembre y, como ha dicho Milei, "no hay plata".

Hay buena predisposición (y bastante sintonía ideológica) entre las partes
Hay buena predisposición (y bastante sintonía ideológica) entre las partes EE
28 noviembre de 2023

El Fondo Monetario Internacional (FMI) señaló que está "muy interesado" en apoyar a la Argentina y el país podría ser candidato a recibir financiación a través del Fondo Fiduciario para la Resiliencia y la Sostenibilidad (RST, por sus siglas en inglés), anticipó la titular del organismo multilateral, Kristalina Georgieva. Podrían ser, potencialmente, unos US$ 6.400 millones.

Eso ocurrió horas antes de que un equipo del FMI, encabezado por la primera subdirectora gerente, Gita Gopinath, se reuniera este martes, en Washington, con Nicolás Posse y Luis Caputo, el jefe de Gabinete y el ministro de Economía, respectivamente, de Javier Milei, quien no participó del encuentro. Milei conversó con Georgieva el viernes pasado.

Para "Toto" Caputo, marcó su regreso al FMI. Vale recordar que fue eyectado del BCRA durante la presidencia de Mauricio Macri porque estaba enfrentando con quienes dialogaban con Argentina en 2019. Los chispazos con Alejandro Werner siguen hasta hoy en día.

El vocero indicó que "han debatido los complejos que se enfrenta el país y los planes para reforzar urgentemente la estabilidad y sentar las bases de un crecimiento más sostenible" y que "ambos equipos seguirán colaborando estrechamente en el futuro". Rodrigo Valdés, director del Departamento del Hemisferio Occidental; Luis Cubeddu, subdirector; Ashvin Ahuja, jefe de misión y Ben Kelmason, representante residente senior, también participaron en la reunión. 

En declaraciones a agencias internacionales, Georgieva reconoció que el organismo "está muy interesado" en ayudar a la Argentina a través de dicho fondo.

Fuentes del organismo multilateral confirmaron a Télam que se trata del Fondo Fiduciario para la Resiliencia y la Sostenibilidad (RST, por sus siglas en inglés).

Los fondos RST fueron puestos en marcha por el FMI tras la pandemia de coronavirus, en 2022, para ayudar a países de ingresos medios y bajos a afrontar desafíos relacionados con el cambio climático y otros episodios extraordinarios.

"El acceso al financiamiento del fondo, teniendo en cuenta la solidez de las reformas y la sostenibilidad de la deuda, prevé un tope de 150% de la cuota por lo que a Argentina le correspondería en el tope máximo unos US$ 6.400 M (cuota de DEG por 3.187 x 150% = 4.780 M de DEGs que al valor actual de 1.333620 US$ por DEG implicaría casi US$ 6.400 M). Las condiciones son reformas estructurales profundas, se puede recibir concurrentemente a un programa vigente con financiamiento o no, a un plazo de 20 años con 10,5 años de gracia. De recibir este financiamiento Argentina reduciría la fragilidad del stock de reservas y ganaría tiempo para instrumentar reformas profundas", calcularon desde Aurum Valores.

En diciembre, Argentina debe pagarle cerca de US$ 1.000 millones al FMI y, como ha dicho Milei, "no hay plata". La oferta de Georgieva parece calculadamente oportuna. No queda claro si Argentina la tomará, pero es una oferta de buena voluntad del FMI.

"Al BCRA le quedan en caja apenas US$ 1.500 millones brutos más unos US$ 3.500 millones en oro: y hay que pagar deuda externa por más de US$ 5.000 millones hasta fines de enero con cero DEG y cero yuanes disponibles. En un contexto así, urge que el FMI envíe el desembolso en DEG de diciembre por el equivalente a unos US$ 3.000 millones", dice un informe de Macroview. 

Seguí leyendo

Enterate primero

Economía + las noticias de Argentina y del mundo en tu correo

Indica tus temas de interés