Nuevo estudio de Stanford

Fumar marihuana puede causar enfermedades del corazón, pero la solución puede estar en la soja

“La marihuana tiene un efecto adverso significativo en el sistema cardiovascular”, aseguran los investigadores. Alerta para los usuarios de cannabis medicinal.

Una pequeña molécula que se encuentra en la soja y las habas, puede ser la solución.
Una pequeña molécula que se encuentra en la soja y las habas, puede ser la solución.
04-05-2022
Compartir

La marihuana puede estar dando a los usuarios el tipo equivocado de "subidón". Un nuevo estudio advierte que las personas que fuman la droga más de una vez al mes tienen un mayor riesgo de enfermedad cardíaca y ataque cardíaco. Investigadores de Stanford Medicine dicen que el THC, el componente psicoactivo de la marihuana que produce la sensación de “estar drogado”, daña las células que recubren las paredes del corazón y causa inflamación en los vasos sanguíneos.

"A medida que más estados legalicen el uso recreativo de la marihuana, los usuarios deben ser conscientes de que podría tener efectos secundarios cardiovasculares", dice Joseph Wu, MD, PhD, profesor de medicina cardiovascular y radiología y director del Stanford Cardiovascular Institute, en un lanzamiento universitario .

“Pero la genisteína funciona bastante bien para mitigar el daño de los vasos endoteliales inducido por la marihuana sin bloquear los efectos que la marihuana tiene en el sistema nervioso central, y podría ser una forma para que los usuarios de marihuana medicinal se protejan desde un punto de vista cardiovascular”.

Hay un remedio potencial

Los investigadores encontraron que una pequeña molécula que se encuentra en la soja y las habas llamada genisteína podría bloquear la inflamación y la aterosclerosis inducidas por la marihuana. Sin embargo, dado que la genisteína no puede cruzar la barrera hematoencefálica, no cancela los otros efectos del THC (estimular el apetito, aliviar el dolor y bloquear las náuseas) que son atractivos para los usuarios de marihuana medicinal.

El THC es una sustancia regulada en Estados Unidos y no está claro cuáles son los efectos a largo plazo con el uso regular.

“La marihuana tiene un efecto adverso significativo en el sistema cardiovascular”, dice Mark Chandy, MD, PhD, instructor de medicina en Stanford Medicine. “A medida que más estados legalicen el uso de la marihuana, es de esperar que comencemos a ver un aumento en los ataques cardíacos y accidentes cerebrovasculares en los próximos años. Nuestros estudios de células humanas y ratones describen claramente cómo la exposición al THC genera una cascada molecular dañina en los vasos sanguíneos. No es una droga benigna”.

3 horas de fumar marihuana pueden inflamar el corazón

El equipo de investigación estudió la genética y el historial médico de 500.000 personas de entre 40 y 69 años en el Biobanco del Reino Unido. De las 500.000 personas del estudio, 35.000 admitieron haber fumado cannabis al menos una vez. Unos 11.000 fumaban más de una vez al mes. Las personas que fumaban más de una vez al mes tenían más probabilidades de sufrir un infarto , especialmente antes de los 50 años, en comparación con los no fumadores.

Tres horas después de fumar, el equipo encontró un aumento de moléculas inflamatorias en la sangre de los consumidores de marihuana. Un análisis posterior mostró que el THC aumentaba la inflamación y otras características asociadas con la aterosclerosis en las células endoteliales humanas.

Usando ratones criados para tener colesterol alto a partir de una dieta rica en grasas, el equipo observó placas de aterosclerosis más grandes después de inyectarles a los ratones niveles de THC similares a un cigarrillo de marihuana por día.

Dado que el THC se une al receptor CB1, el siguiente paso del equipo de investigación fue encontrar un antagonista del CB1. El uso crónico de marihuana puede causar una sobreactivación de CB1, lo que contribuye a la inflamación y la aterosclerosis. Sin embargo, los intentos anteriores para detener esto han resultado infructuosos, ya que el bloqueo provocó efectos secundarios psiquiátricos, como trastornos del estado de ánimo y ansiedad.

¿Cómo previene la genisteína los problemas del corazón?

Los autores del estudio revisaron una gran base de datos de estructuras de proteínas para encontrar moléculas similares a los antagonistas de CB1 que podrían bloquear las propiedades inflamatorias y ateroscleróticas del THC sin los efectos secundarios psiquiátricos. 

Su búsqueda los llevó a la genisteína en la soja. que se une a CB1 pero tiene poca penetración en el cerebro. Cuando insertaron la molécula de genisteína en células endoteliales humanas tratadas con THC o ratones inyectados con THC con colesterol alto, encontraron que la genisteína bloqueaba los efectos cardiovasculares de la marihuana sin causar propiedades psicoactivas.

“No vimos ningún bloqueo de los efectos analgésicos o sedantes normales del THC en los ratones que contribuyen a las propiedades medicinales potencialmente útiles de la marihuana”, explicó el Dr. Chandy. “Así que la genisteína es potencialmente un fármaco más seguro que los anteriores antagonistas de CB1. Ya se usa como suplemento nutricional y el 99 % permanece fuera del cerebro, por lo que no debería causar estos efectos secundarios adversos en particular”.

El estudio se publica en la revista Cell .

En esta nota

Lee también

Seguí leyendo

Enterate primero

Economía + las noticias de Argentina y del mundo en tu correo

Indica tus temas de interés