Argentina dio inicio formal a las negociaciones con el FMI

26 de agosto, 2020

Hoy Argentina dio inicio formal a las consultas con el Fondo Monetario Internacional (FMI) a fin de acordar un nuevo programa con el organismo de crédito multilateral, que tendrá como premisa central que “no hay estabilización posible sin recuperación económica”.

El Presidente Alberto Fernández, con la presencia del ministro de Economía, Martín Guzmán, y del representante del Cono Sur ante el FMI, Sergio Chodos, se comunicó esta mañana desde la quinta de Olivos con Kristalina Georgieva para comenzar las negociaciones destinadas a arribar a un nuevo entendimiento con el organismo.

Durante la conversación con Georgieva, el jefe de Estado remarcó la necesidad de que el futuro Programa entre Argentina y el FMI, respete los objetivos de la recuperación económica y resolver los problemas sociales más acuciantes.

Tras el encuentro en Olivos, Guzmán y Chodos se trasladaron al Palacio de Hacienda para firmar, junto al titular del Banco Central, Miguel Pesce, una carta dirigida a la directora gerente del FMI que da inicio formal al diálogo.

“Estimada Kristalina Georgieva: En esta instancia, quisiéramos contactarnos con Usted, después de más de 9 meses de un fructífero trabajo colaborativo. En efecto, estamos muy complacidos de la relación de colaboración que construimos conjuntamente con su equipo. Durante este tiempo fuimos capaces de comprender la perspectiva del otro, y hacer fuerza por el objetivo mutuo de la sustentabilidad de la deuda”, inició la misiva. 

Y agregó: “También le estamos escribiendo para requerirle formalmente la iniciación de las consultas para acordar un nuevo Programa con el FMI que suceda al cancelado y descarrilado acuerdo “Stand By de 2018” (SBA)”.

A su vez, los funcionarios le recordaron que el 21 de enero de este año el Gobierno anunció la intención de iniciar el proceso de reestructuración de la deuda, que “hemos estados negociando con nuestros acreedores de buena fe”. 

“Esperamos completar pronto el proceso de reestructuración de deuda con bonistas, obteniendo amplia aceptación y consolidando un acuerdo consistente con la sustentabilidad de la deuda del sector público , así como con la recuperación económica”, afirmó. 

Asimismo enumeraron las consecuencias de la pandemia de coronavirus en el país y detallaron la situación epidemiológica, remando que por las políticas de asistencia del Estado y la caída de la recaudación impositiva se incrementó el déficit fiscal primario, que alcanzó el 3,3% del PIB durante el primes semestre del 2020. 

“Estamos determinados a recomenzar el proceso de implementación de un sendero fiscal consistente una vez que los efectos de la pandemia desaparezcan, reduciendo el déficit fiscal primario de un modo que sea compatible tanto con la sustentabilidad de la deuda pública, como con la recuperación económica”, aseguró la misiva.

Por último, concluyó: “Esperamos que las conversaciones y el nuevo Programa no repitan lo que la actual Administración considera que fueron los defectuosos presupuestos del Programa de 2018. A tal fin, es esencial que se realice una evaluación precisa de los desafíos de Argentina, y esperemos intercambiar opiniones con su staff sobre estas cuestiones”. 

Tras el envío de la carta, Guzmán escribió en su cuenta de Twitter que la crisis que hoy afecta la Argentina “fue profundizada por un acuerdo rápido con el FMI en el año 2019, insostenible, y realizado de espaldas a la sociedad”.

“Un nuevo acuerdo que incluya una reprogramación de los vencimientos de deuda con el FMI es un paso necesario para resolver la crisis económica a la que se condujo al país en los últimos años y así poder poner y mantener a la Argentina de pie”, remarcó el ministro de Economía. 

Por su parte, Pesce sostuvo que “es necesario que el próximo programa tenga presente la estabilidad como el crecimiento de la economía, del crédito y del mercado de capitales local”.

 

Dejá un comentario