El Economista - 70 años
Versión digital

lun 27 May

BUE 10°C

Vidal decidió presidir el PRO en la provincia

La gobernadora asumirá la conducción del partido, hoy intervenido.

31 agosto de 2016

Fin para la intervención judicial del PRO en la provincia de Buenos Aires. El partido de gobierno tendrá nuevas autoridades a partir del 2 de octubre, con lista de unidad. La gobernadora María Eugenia Vidal será su presidenta, mientras que el intendente de Vicente López, Jorge Macri, tendrá a su cargo la vicepresidencia. De esta manera, la conducción partidaria muestra la línea de poder que existe de hecho en el distrito y anticipa, según fuentes partidarias, una línea posible de la estrategia oficialista en la provincia, con Vidal haciéndose cargo de la campaña y con el intendente como candidato a senador nacional. El PRO bonaerense, actualmente, está intervenido por una disposición de la jueza con competencia María Romilda Servini de Cubría, a pedido de la mesa nacional del partido. María Fernanda Inza, contadora y dirigente del PRO, está a cargo transitoriamente.

Nombres

El ministro de Gobierno de Vidal, Federico Salvai, será el tercero en el nuevo organigrama. El resto de la comisión directiva estará integrada por otros 30 dirigentes de las distintas secciones electorales y las distintas líneas internas del PRO, según anticiparon los sitios de información provincial La Tecla y Letra P. De esa lista participarán, por caso, los jefes comunales Néstor Grindetti, de Lanús; Nicolás Ducoté, de Pilar; Martiniano Molina, de Quilmes; Diego Valenzuela, de Tres de Febrero; y Ramiro Tagliaferro, de Morón. Además, formarían parte de la conducción, el ministro de Educación, Esteban Bullrich; la diputada nacional, Silvia Lospenato; el secretario del Interior del Gobierno Nacional, Sebastián García de Luca; y el diputado provincial, Marcelo Daletto. Bullrich, precisamente, es otro de los dirigentes que suenan para ser candidatos el año próximo.

Normalización

De esta forma, el partido amarillo recupera la personería jurídica perdida en 2015. La Junta Electoral de la provincia había decretado en febrero de ese año la caducidad del sello bonaerense porque el partido no obtuvo, en los comicios de 2011 y 2013, el mínimo necesario que exige la ley. En los dos casos, se debió al tipo de estrategia electoral y de alianza elegidos.

El otro socio en Cambiemos, la Unión Cívica Radical, también está camino a actualizar sus autoridades. En este caso, el vicegobernador Daniel Salvador podría ser el dirigente del consenso. El objetivo también es lograr una lista de unidad detrás de su figura, pero todavía no se llegó al acuerdo. El 23 de septiembre próximo vence la fecha tope para presentar las listas.

En sectores vinculados a Salvador sostienen que esta decisión del PRO provincial de unificar en Vidal la conducción de la provincia y del partido habilita al vice a jugar fuerte por la conducción partidaria. Entre otras cosas, para mostrar el buen funcionamiento de Cambiemos como coalición de gobierno. A pesar de las críticas de algunos actores (entre ellos, la actual conducción provincial) y el las zozobras que causó el ingreso de dirigentes del peronismo a la estructura del Estado bonaerense.

Seguí leyendo

Enterate primero

Economía + las noticias de Argentina y del mundo en tu correo

Indica tus temas de interés