El Economista - 70 años
Versión digital

lun 27 May

BUE 9°C
Educación

Para la Provincia de Buenos Aires, Benegas Lynch "se encuentra en el lado opuesto a lo que la sociedad argentina ya consagró"

La COPRETI emitió un comunicado repudiando "enfáticamente" las declaraciones del diputado libertario. El Gobierno tomó distancia de sus declaraciones

El ministro Correa preside la COPRETI.
El ministro Correa preside la COPRETI.
08 abril de 2024

La Provincia de Buenos Aires, a través de un comunicado que se emitió desde el Ministerio de Trabajo Bonaerense, repudió los dichos del diputado de La Libertad Avanza, Alberto Benegas Lynch, quien cuestionó la obligatoriedad escolar.

La Comisión para la Prevención y Erradicación del Trabajo Infantil (COPRETI) emitió un comunicado, con las firmas de su presidente y ministro de Trabajo, Walter Correa, y el secretario Ejecutivo, Nicolás Viñes, sosteniendo que los derechos de los niños "son innegociables".

El comunicado repudia "enfáticamente" las declaraciones de Benegas Lynch, en las que expresa que "libertad también es no querer mandar a tu hijo al colegio porque lo necesitás en el taller", por violar la Ley de Educación Nacional 26.206, que dispone la obligatoriedad de la educación en nuestro país.

"En lo que respecta al trabajo infantil como problemática social y, en consecuencia, como asunto del Estado y sus políticas públicas, es necesario afirmar el compromiso de la sociedad en su conjunto para abordar el tema integral considerándolo un flagelo social que no debe naturalizarse", resalta el comunicado.

Asimismo, se destacó que el gobernador Axel Kicillof "asumió y asume el desafío y la responsabilidad de diseñar y ejecutar políticas públicas" con el fin de "prevenir y erradicar" el trabajo infantil.

"Las políticas individualistas y meritocráticas, propias del liberalismo a ultranza que persigue el Gobierno profundizan la desigualdad social y cercenar el acceso a derechos para nuestros pibes y nuestras pibas en función de su origen social y económico", sentenció.

El mensaje apuntó en concreto hacia Benegas Lynch que, para la provincia, "se encuentra en el lado opuesto a lo que la sociedad argentina ya consagró" y es parte de los valores que promueve.

Para finalizar, la COPRETI sintentizó que "el trabajo infantil es un emergente de la falta de acceso a derechos de niñas y niños y no es, de ninguna manera, un acto de libertad, sino que constituye un delito".

"Decir 'no mandes a tu hijo a la escuela' es violentar la ley"

El exministro de Educación durante la gestión de Alberto Fernández, Nicolás Trotta, apuntó contra Benegas Lynch y afirmó que decirle a un padre "no mandes a tu hijo a la escuela" no solo es "violentar la ley", sino coartar la posibilidad de un "progreso real".

Asimismo, afirmó que la obligatoriedad escolar "logra romper esa desigualdad" que Benegas Lynch "no conoce" y que, si el diputado lo expuso, hay que debatirlo para "convencer a los que dudan" del rol social que cumple.

En esa línea, Trotta apuntó que la escuela no solo es un lugar de aprendizaje, sino un espacio donde se construyen "realidades de igualdad y oportunidades". 

"El proceso del sistema educativo fue vital y clave en la creación de la Nación. En el siglo XIX, a partir de la Ley 1.420 sancionada en el año en 1884 dentro de un país principalmente analfabeto, se planteó el desafío de la obligatoriedad de la escuela primaria y nos llevó casi 100 años cumplir con ese objetivo", recordó.

La posición del Gobierno

Luego de la ola de críticas que generaron los dichos de Benegas Lynch, el portavoz presidencial Manuel Adorni tomó distancia y marcó que la postura del parlamentario "no coincide con el Gobierno".

"Para nosotros la educación, el conocimiento, es un recurso fundamental", dijo Adorni, y siguió: "Por supuesto que lo que dice el diputado Benegas Lynch corre por su cuenta. Tal vez la política argentina está acostumbrada a moverse en bloque, nosotros no. La opinión de Benegas Lynch no tiene por qué coincidir con el Gobierno nacional. Consideramos que el conocimiento es la única razón por la que la Argentina va a tener futuro".

"Lo único que garantiza un futuro es la educación y el conocimiento", subrayó.

La primera réplica del oficialismo fue la de la ministra de Capital Humano, Sandra Pettovello, quien señaló: "La educación obligatoria fue propuesta en el contexto del pensamiento humanista liberal justamente para promover la libertad de los menores tutelados por adultos. Esto permite que los niños puedan educarse, ampliando sus horizontes, para desarrollar un proyecto de vida propio en el contexto de culturas cada vez más complejas, lo que vuelve imprescindible una alfabetización integral".

Desde sus redes sociales, y sin mencionar directamente a Benegas Lynch, Pettovello prosiguió: "La libertad de enseñanza, hija de la libertad de conciencia, promueve que los padres sean los primeros y naturales educadores, pero esto no conlleva un dominio ilimitado sobre sus hijos. El Estado y la sociedad civil también forman parte de la tutela de la educación".

Seguí leyendo

Enterate primero

Economía + las noticias de Argentina y del mundo en tu correo

Indica tus temas de interés