El Economista - 70 años
Versión digital

jue 13 Jun

BUE 21°C

Macri busca señales en EE.UU. a pesar de la foto incómoda con Trump

Primero visitará Houston en búsqueda de inversiones para Vaca Muerta. Luego se reunirá con su par a la espera de gestos políticos

25 abril de 2017

Señales se buscan. Y si vienen provistas con gestos concretos en términos de inversiones, mejor. Esa parece ser la premisa de la gira norteamericana que emprendará hoy el presidente Mauricio Macri. Con dos paradas preestablecidas en su agenda. La primera, en Houston, en el sureño estado de Texas, capital petrolera del país. La segunda, en Washington, capital política y militar de la primera potencia mundial. En el primer destino buscará atraer inversiones para la explotación no convencional en Vaca Muerta. En el segundo se entrevistará con el presidente Donald Trump, en la primera reunión del republicano con un mandatario latinoamericano.

Geopolítica

Con el encuentro en la Casa Blanca del jueves, además, Macri será el primer presidente argentino que ingrese en el Salón Oval luego de casi 14 años, cuando Néstor Kirchner se entrevistara, en julio de 2003, con el entonces presidente George W. Bush. La reacción temprana de Macri ante la crisis extendida en Venezuela y el pedido a sus pares de la región para tener una presencia más activa servirá de contraseña necesaria. También el cambio de sentido en las políticas económicas locales, más propensas a la iniciativa privada y promercado. De modo que en el Gobierno esperan elogios respaldatorios y explícitos de parte de Washington. Aunque la política de Trump en términos comerciales, con un proteccionismo más férreo, convierta en más contradictoria la relación.

No obstante, Donald Trump no es una persona que rebose prestigio, precisamente. O que derrame el suyo hacia su interlocutor. La incertidumbre global ante sus primeras medidas en términos de política exterior y el rápido deterioro de su imagen en la política doméstica norteamericana son indicadores de ello. De modo que la foto que Macri obtenga tendrá su impronta geopolítica, pero también alguna incomodidad. Los desencuentros iniciales con el presidente mexicano Enrique Peña Nieto son una muestra de ello. También el hecho de que Trump cuestione el orden internacional en el cual la Argentina de Macri pretende “reinsertarse”. Según Thomas Cooney, encargado de Negocios de la Embajada de Estados Unidos en Buenos Aires, además, los presidentes hablarán sobre cómo incrementar el comercio bilateral, la lucha contra el narcotráfico y la desclasificación de documentos de la última dictadura iniciado durante la gestión de Barack Obama. Tras su encuentro con Trump, Macri visitará la US Chamber (Cámara de Comercio de Estados Unidos), en la cual, a las 6 de la tarde, hablará ante empresarios, en una de las últimas actividades de su visita.

Iniciativas

Otro tema que sobrevolará el temario será el ingreso de la Argentina al Sistema General de Preferencias, que no pudo completarse durante el gobierno de Obama y que resulta una incógnita en el nuevo ciclo político. El SGP es el beneficio más importante que el gobierno norteamericano ofrece a países en desarrollo para acceder con sus exportaciones a ese mercado. Tanto Wilbur Ross, el secretario de Comercio elgido por Trump, y Robert Lighthizer, encargado de Comercio Exterior, son referentes de la actitud proteccionista del nuevo gobierno. Las restricciones a la exportaciones de limones y al biodisel argentino, en ese sentido, son algunos de los temas pendientes.

En el almuerzo organizado por el Instituto Argentino de Petróleo y Gas (IAPG) y el IAPG Houston, de mañana, por otra parte, Macri buscará las inversiones que se necesitan para avanzar en la explotación no convencional en Vaca Muerta. En la ocasión, el Presidente estará acompañado por el ministro de Energía y Minería, Juan José Aranguren, el sindicalista y titular de la comisión energética del Senado, Guillermo Pereyra, y el gobernador de Neuquén, Omar Gutiérrez. Ejecutivos de empresas petroleras que ya están operando en Argentina o que podrían desembarcar en el país serán algunos de los comensales.

La semana pasada, el propio Macri mostró su optimismo. “Voy a Houston a estimular inversiones. Apostamos a que vengan u$s 20.000 millones por año en Vaca Muerta, donde llegamos a un acuerdo multisectorial que nos costó varios meses para alcanzar”, dijo el Presidente sobre la cita en el The Houstonian Hotel. El alcalde de Houston, Sylvester Turner, y el gobernador de Texas, Greg Abbott, serán los anfitriones.

Seguí leyendo

Enterate primero

Economía + las noticias de Argentina y del mundo en tu correo

Indica tus temas de interés