Lázaro Báez rompió el silencio, habló de "un nuevo viento" y dijo que ahora tiene "mucha esperanza"

05-11-2019
Compartir

El empresario Lázaro Báez detenido en la cárcel de Ezeiza, realizó declaraciones tras el triunfo de Alberto Fernández en las elecciones presidenciales del 27 de octubre pasado y dijo que fue víctima de un plan de persecución impulsado por el gobierno de Mauricio Macri para "destruir" al peronismo.

Mientras sigue sin declarar en el juicio que se le sigue por lavado de dinero en "Austral Construcciones", el dueño del Grupo Austral fue consultado sobre sus expectativas por el futuro cambio de gobierno. "Ojalá este viento nuevo nos permita acceder a una justicia verdadera".

En la entrevista con el periodista Daniel Tognetti en Radio AM 530, le preguntaron si piensa que podría recuperar la libertad con la llegada de Fernández al poder. "Si tuviéramos una Justicia que no esté tan ciega, tan vendada, tengo mucha esperanza", respondió.

A Báez y sus hijos se los investiga por el lavado de US$ 60 millones en el juicio por la llamada "ruta de dinero K", por el que se encuentra detenido hace tres años y ocho meses. “Creo que fui el conejillo de indias, porque fue el primero que vivió esta situación”, hizo saber.

Según Báez, la administración de Cambiemos aplicó un "plan sistemático" en las causas de corrupción para perjudicar la imagen del kirchnerismo y "destruir un proyecto nacional y popular".

Y le pegó con dureza a la Justicia: "Esto fue un plan elaborado y lo aplicaron sistemáticamente y hay que reconocer que fueron muy inteligentes porque de esa manera nos quitaron todo tipo de defensa".

Báez afirmó que sintió presiones para “involucrar” a la ex presidenta porque “no querían que Cristina fuera candidata para las PASO”. “Y terminé con mi hijo acá adentro, acompañándome”, sentenció.

“Mi hijo no tiene nada que ver con esto y ellos lo saben perfectamente, igual que la mayoría de los periodistas en serio que se sentaron a revisar las causas. Lo que pasa que la mayoría como son pagos, al servicio de un proyecto que era de la corrupción de Macri, dijeron cualquier barbaridad, hasta llevaron personas o personajes a sus programas, como el caso de (Alejandro) Fantino, en donde una persona se jactó de guardarse a una persona y llenarle la cabeza”, dijo en referencia al sindicalista Luis Barrionuevo, quien aseguró públicamente que hizo eso con Leonardo Fariña antes de que declare en la causa de la ruta del dinero K.

"Los verdaderos ladrones son estos", afirmó sobre el gobierno de Macri.

Desde el penal de Ezeiza, Báez se definió como peronista y recordó su relación con Néstor Kirchner. "Era mi amigo", dijo. "Néstor era el ideólogo político y Cristina era la vocera de la ideología de la política definida", opinó.

Y se defendió de las acusaciones: "Yo no soy un ladrón, trabajé toda mi vida".

Seguí leyendo

Enterate primero

Economía + las noticias de Argentina y del mundo en tu correo

Indica tus temas de interés