El Economista - 70 años
Versión digital

dom 19 May

BUE 6°C
Congreso

Di Tullio presentó un proyecto de ley antidoping para funcionarios de los tres poderes: cómo funcionará

"Los funcionarios no pueden legislar penas más duras o hacer persecución de consumo, tenencia o narcomenudeo a los mismos que les compran", dijo

"Mientras sos funcionario o funcionaria pública, no consumas", enfatizó la senadora
"Mientras sos funcionario o funcionaria pública, no consumas", enfatizó la senadora
01 abril de 2023

La senadora nacional por la provincia de Buenos Aires Juliana Di Tullio presentó el proyecto de Ley de Coherencia, en el marco de la lucha contra el narcotráfico, que ordena un examen antidoping a los representantes de los tres poderes del Estado.

La iniciativa establece la realización obligatoria de un examen de detección de metabólicos de drogas ilegales en orina al menos una vez al año y de manera aleatoria.

"La situación que estamos viviendo con el narcotráfico nos obliga como funcionarios a comprometernos en serio. No podemos decir una cosa y hacer otra. El pueblo nos está pidiendo coherencia", afirmó Di Tullio en un comunicado de prensa.

La iniciativa está encabezada por el presidente del bloque Frente Nacional y Popular, el senador José Mayans y, además de Di Tullio, lleva las firmas de la senadora Anabel Fernández Sagasti y el senador Oscar Parrilli.

El proyecto contempla que el control estaría a cargo de la Secretaría de Políticas Integrales sobre Drogas, dependiente de la Jefatura de Gabinete de Ministros y alcanzaría a los tres poderes del Estado.

Del Poder Ejecutivo la aplicación de la norma abarcaría desde el presidente y vice a ministros y funcionarios hasta el rango de subsecretario de Estado; del Poder Legislativo a todos los legisladores y funcionarios hasta prosecretarios y del Poder Judicial a los magistrados en todos sus niveles y funcionarios hasta el grado de prosecretario administrativo.

El proyecto prevé que, ante la detección de la presencia de una droga ilegal, la autoridad de aplicación establecerá conjuntamente con la máxima autoridad de cada uno de los poderes el proceso de suspensión o licencias hasta su recuperación, respetándose las garantías constitucionales del debido proceso.

"Este proyecto es un compromiso de coherencia para decirle basta a la hipocresía. Los funcionarios no pueden legislar penas más duras o hacer persecución de consumo, tenencia o narcomenudeo a los mismos que les compran", afirmó Di Tullio en declaraciones a Télam.

La senadora sostuvo que "no podés ser juez o fiscal consumidor mientras estás juzgando alguno de los delitos que comprenden el narcotráfico".

"Mientras sos funcionario o funcionaria pública, no consumas", enfatizó.

Seguí leyendo

Enterate primero

Economía + las noticias de Argentina y del mundo en tu correo

Indica tus temas de interés