El Economista - 70 años
Versión digital

mie 01 Feb

BUE 25°C
Versión digital

mie 01 Feb

BUE 25°C

No hay enfermedad holandesa

Diferencias con Brasil.

11-12-2011
Compartir

Uno de los fenómenos que los economistas más estudiaron en los últimos años es el denominado 'enfermedad holandesa'. El término hace referencia a los países ricos en recursos naturales y que al exportar grandes cantidades sufren la apreciación de sus tipos de cambio como consecuencia del significativo ingreso de dólares. Uno de los casos más renombrados fue el de Noruega con la producción (y exportación) de petróleo. También el de Holanda (de ahí el nombre). En un seminario organizado en la Facultad de Ciencias Económicas de la Universidad de Buenos Aires se reunió un grupo de economistas para tratar si las economías del Mercosur están sufriendo un principio de 'enfermedad holandesa'.

Y la conclusión fue que todavía no pero se observan signos de preocupación. El más notorio es el de la apreciación de los tipos de cambio (particularmente el de Brasil). José María Fanelli, por ejemplo, dijo que la Argentina no tuvo enfermedad holandesa por tres motivos. “Brasil apreció su moneda, el país perdió el superávit comercial que tenía en el sector de combustibles y aumentó la tenencia de dólares del sector privado”. La 'enfermedad holandesa'  subdesarrolla el tamaño y el funcionamiento del sistema financiero. También reduce el grado de apertura de una economía aumentando las prácticas proteccionistas. El canal a través del cual se producen estas fallas es el de la apreciación cambiaria.

Economistas argentinos, brasileños y uruguayos reunidos en la FCE-UBA coincidieron que una de las principales alternativas para evitar la 'enfermedad holandesa' es desarrollar una política industrial sostenible en el tiempo.

(De la edición impresa)

Lee también

Seguí leyendo

Enterate primero

Economía + las noticias de Argentina y del mundo en tu correo

Indica tus temas de interés