Los mercados pisan el freno a la espera de la Fed

El Banco Central estadounidense podría preparar el terreno para una suba de tasas más adelante en el año

26-04-2016
Compartir

Los mercados financieros globales operaron con bajas ayer como consecuencia de las especulaciones de que la Reserva Federal de Estados Unidos podría usar su encuentro monetario de esta semana para allanar el camino a una suba de tasas en junio. La caída del precio del petróleo y los resultados pobres del fabricante de fotocopiadoras Xerox también presionaron a las acciones en Wall Street.

En la Bolsa de Nueva York, el índice Dow Jones terminó la jornada con una caída de 0,14% a 17.979,3 puntos, el S&P 500 concluyó con un retroceso de 0,18 %a 2.087,8 unidades y el tecnológico Nasdaq cerró con una pérdida de 0,22% a 4.895,6 puntos. El tema central entre los inversores es qué dirá la Fed, dirigida por Janet Yellen, en su comunicado de política posterior a la reunión que concluye el miércoles, donde se prevé ampliamente que no modificará la tasa de interés.

Hasta la semana pasada prevalecía la opinión de que el organismo enfatizaría un tono de precaución ante la debilidad de otras economías, como China y la zona euro. Pero el consenso comenzó a girar ayer, cuando los inversores comenzaron a considerar la posibilidad de que el Banco Central podría hacer alguna referencia para orientar al mercado a un posible ajuste tan pronto como a mediados de año.

“No prevemos que la Fed eleve las tasas esta semana, pero los comentarios del banco central podrían arrojar algo de luz sobre si veremos uno o dos incrementos de tasas este año”, dijo la financiera BlackRock en su informe de ayer. “Si el reporte del PIB del primer trimestre de Estados Unidos resulta más fuerte de lo previsto, la Fed podría no ser capaz de seguir sin cambios por mucho tiempo más”, agregó.

Aunque el primer informe del crecimiento económico del período inicial del año saldrá el jueves, habitualmente la Fed ya suele tener un cuadro claro antes de la difusión de las cifras. Con esto en mente, los operadores prefirieron tomar ganancias ayer, tomándose un respiro del fuerte avance que tuvieron las acciones estadounidenses desde su piso de mediados de febrero, con el que el S&P 500 se anotó una escalada de casi 15%.

Las acciones energéticas bajaron ante la marcha atrás de los valores del crudo, que cedió algo más de 2 %tras las advertencias de bancos que dijeron que el repunte de la materia prima podría haber tocado su techo. “Los niveles de inventarios aún elevados, el retorno de parte del suministro que se había alterado, nuevos aumentos en la oferta saudita e iraní y mayores exportaciones de países fuera de la OCDE albergan el potencial de bajar los precios a lo largo de los próximos meses”, advirtió Barclays.

En la bolsa también resonó el desplome de las acciones de Xerox, que se derrumbarron 13,3% luego de que la compañía dio a conocer una caída en sus ingresos y dijo que asumiría cargos de reestructuración por U$S 100 millones en el segundo trimestre. Sus resultados se sumaron a varios anuncios de ganancias magras de empresas estadounidenses en los últimos días.

Seguí leyendo

Enterate primero

Economía + las noticias de Argentina y del mundo en tu correo

Indica tus temas de interés