El Economista - 70 años
Versión digital

mie 19 Jun

BUE 17°C

Según FIEL, la industria cayó 8% en septiembre y no habría tocado piso

27 octubre de 2016

por Mariano Cúparo Ortíz

FIEL publicó ayer su Indice de Producción Industrial (IPI) de septiembre, que por séptimo mes consecutivo registró una caída en la comparación interanual y esta vez fue una de las mayores del año: dio -8% contra el mismo mes del año pasado. Esta prolongada caída de la industria aun no parece haber tocado su piso, ya que la comparación intermensual desestacionalizada dio -2,6%, lo que demuestra que septiembre fue peor que agosto, dejando a un lado lo estacional (aunque el estacionalizado también dio -2,6%).

No llega el piso

El nuevo dato de FIEL, que sirve para ir adelantando lo que pueda dar el Indec cuando el próximo lunes publique el Estimador Mensual Industrial (EMI) de septiembre con los datos oficiales, se suma al IPI de septiembre de Orlando Ferreres & Asociados, que dio un interanual de -4,7% y un intermensual desestacionalizado de -0,4%. La mala noticia es que los datos de los meses previos de los tres indicadores (el de Ferreres, el de FIEL y el del Indec) habían dado claras señales de haber tocado un piso en la caída. Las contracciones intermensuales de septiembre registradas por las mediciones privadas parecen ahora desmentir esa idea.

De hecho, el IPI de FIEL tuvo en agosto, según su propia revisión, un crecimiento de 0,3% e incluso el de julio uno de 1,3%. El de Ferreres había dado también en primera instancia un incremento de 0,3% en la producción industrial (luego lo corrigió a -0,9%) y en julio uno de 0,7%. Y el EMI, aunque no brinda un intermensual desestacionalizado, también había dado buenas señales el mes pasado: la caída de -5,7% era ya de por sí un mejor desempeño que los logrados en los meses anteriores y además se habían registrado mejoras en sectores que venían mostrando contracciones letales, como las carnes rojas y blancas y el cemento. O las caídas, menores a las que se venían registrando, en leche y automóviles.

¿Y el segundo semestre?

Así, con estos nuevos datos se puede vislumbrar que todavía no hay señales claras de que haya llegado el segundo semestre a la actividad industrial, un sector clave en términos de generación de empleo de calidad, que es uno de los objetivos que en distintas ocasiones mencionó el Gobierno como fundamental para su gestión. En total, en lo que va del año, la contracción de la producción industrial acumulada, según FIEL, llegó a 5%. Y en particular el tercer trimestre mostró una merma de 6,9% contra el mismo período del año pasado.

Los sectores

Esta dificultad que viene mostrando la industria para poder comenzar a producir más en lo que va del 2016, se da en todos los sectores, según los datos publicados por el IPI de FIEL. Algunos de ellos van incluso por encima del promedio de -5% que mostró el total. Es el caso de la siderurgia, que paga también por las dificultades que vienen mostrando la automotriz y la construcción. Por ello es que la siderurgia dio una caída de 14,2% en la comparación del acumulados del 2016 contra el del 2015. La misma automotriz es la segunda en el ranking de resultados negativos, con una caída de 14%. Los cigarrillos dieron -10,8% y la metalmecánica -6,5%.

También mostraron caídas, aunque por debajo del promedio de la totalidad de la industria, el sector de insumos textiles (0.1%), la producción de papel y celulosa (0,6%), insumos químicos y plásticos (1.8%), alimentos y bebidas (1,9%), minerales no metálicos (4.3%) y Petróleo Procesado (4.4%).

Los tipos de bienes

Otro dato interesante que muestra el IPI publicado por FIEL es la caracterización del desempeño de cada rubro según el tipo de bien al que se dedica a producir. Ahí se puede ver cómo la caída de la actividad económica que se viene registrando (según el Indec la contracción entre enero y agosto fue de 2,3%) fue impactando en cada tipo de bien. Con un consumo claramente en retracción, los bienes de consumo durable, por ejemplo, cayeron 10,1% en los primeros nueve meses del año. Los de consumo no durable lo hicieron al 3,1%. Pero la recesión también llevó a caídas en la producción de bienes de capital y de uso intermedio. Los bienes de capital dieron -6,3% y los de uso intermedio -3,9%.

Seguí leyendo

Enterate primero

Economía + las noticias de Argentina y del mundo en tu correo

Indica tus temas de interés