El Economista - 70 años
Versión digital

lun 30 Ene

BUE 25°C
Versión digital

lun 30 Ene

BUE 25°C

Construcción

¿Se sostendrá el crecimiento?

29-11-2013
Compartir

A pesar de la paralización del mercado inmobiliario, la construcción fue uno los principales protagonistas del repunte de la actividad económica de 2013. ¿Se trata de un nuevo boom del sector? Los analistas no están tan seguros de ello. Y es que el actual crecimiento tuvo como actores principales a las inversiones y programas estatales en un año electoral y a un comportamiento excepcional de los inversores en la actual coyuntura de inflación y distorsión del tipo de cambio. Los números de la recuperación son elocuentes.

El sector creció 4,6% en los primeros nueve meses de 2013 y mejoró considerablemente respecto a la caída de casi 3% que había registrado en el mismo período del año anterior. Los datos positivos empezaron en febrero y en el tercer trimestre la suba de la actividad alcanzó 8,2% interanual. La estrella del sector fue, sin duda, la obra pública, tanto en infraestructura (8,8%) como en proyectos viales (6,7%). “Este fue un año electoral y la obra pública rebotó”, destaca Pablo Andrés Lara, consultor especializado y director de Estrateco. “La evolución de la obra pública es procíclica y está relacionada directamente con el calendario electoral: crece en los años de crecimiento del PIB y despega aún más en período de elecciones”.

Los empresarios del sector tienen en claro que el gran año derivado del gasto del sector público no volvería a repetirse el año que viene. O por lo menos no volvería a mostrar tantos proyectos hasta 2015. Seis de cada diez encuestados por el Indec aseguran que en los próximos meses las obras públicas serán iguales o más bajas. Del lado de los privados las perspectivas son más optimistas: sólo 10% ve una caída de su actividad.

Avance privado

Si bien la inversión pública fue la protagonista, el sector de las obras privadas también tuvo un año muy auspicioso. Los proyectos de edificios para viviendas registraron un alza de 3,6% y los no residenciales mostraron una expansión 5,7% en nueve meses. Este sostenido crecimiento se observó claramente en los números de los materiales de la construcción. “Este año fue excelente para las empresas proveedoras de materiales”, asegura Lara.

Y esto se vio básicamente reflejado en un año de ventas récord para el cemento, el insumo más representativo. En diez meses, los despachos para consumo interno sumaron 9,7 millones de toneladas, lo que supone un aumento acumulado de 11,7%. Octubre obtuvo, con 1,13 millón de toneladas de cemento Portland, la marca mensual más alta de la historia. Pero no sólo el cemento se destacó, los demás materiales también crecieron, sobre todo en lo que respecta al inicio de obras, como el hierro redondo para hormigón o los ladrillos.

Según el Indice Construya, que mide la evolución de los volúmenes vendidos al sector privado de los productos para la construcción de empresas líderes, el aumento en diez meses llega a 8% anual.

¿Otro boom?

Aunque las inversiones en obra pública no volverán a ser las mismas, las proyecciones para el sector de la obra privada son relativamente optimistas. Sin embargo, parece claro que no se puede consolidar el crecimiento en el mediano plazo si no empieza a repuntar el mercado inmobiliario. Una de las principales señales de alerta es, además, la caída de 10% anual de la superficie permisada, lo que podría ocasionar menores proyectos para los próximos dos años. Pero en el mercado aseguran que en 2011 se aprobaron varios emprendimientos que todavía no fueron ejecutados y que la inercia de las nuevas obras todavía durará un tiempo.

Una parte del actual avance de los proyectos privados se explica por la puesta en marcha del Programa Crédito Argentino del Bicentenario para la Vivienda Unica Familiar (ProCreAr), que promete extender sus beneficios. Pero también reapareció la demanda de los inversores por los emprendimientos en pozo, que permiten pagar en cuotas y en pesos, un activo que más adelante cotizará en dólares. “El avance de la construcción privada se explica en parte por el programa ProCreAr, pero también por un contexto en el que las alternativas de inversión son acotadas y los inmuebles siguen operando como resguardo de valor”, asegura Soledad Pérez Duhalde en el último informe sectorial de abeceb. com.

Germán Gómez Picasso, CEO de Reporte Inmobiliario, destaca que actualmente la intención del desarrollador y del inversor es colocar sus pesos en una obra que en algún momento se venderá en dólares. “En los últimos meses, varios constructores utilizaron el blanqueo vía Cedin para comprar terrenos”, destaca el directivo. “A pesar de que existe cierta incertidumbre, las obras se siguen empezando, sobre todo en el segmento de departamentos que involucran inversiones menores a US$ 100 mil”.

El cepo no logró pesificar en estos dos años el precio de la unidad usada o terminada. Por eso ese segmento del mercado inmobiliario ?a diferencia del de las unidades en pozo? se fue en picada. “Si el inversor no puede venderlo en dólares lo pone en alquiler. No está dispuesto a bajar el precio, prefiere tener una renta en pesos y esperar”, asegura Gómez Picasso. Y aclara que esto llevó a cierta sobreoferta, que repercute en el precio del alquiler en Capital y el denominado corredor norte. “El desdoblamiento del tipo de cambio brindó una oportunidad para la construcción, restándosela al mercado inmobiliario”, coincide Lara de Estrateco. “La positiva reacción de los desarrolladores inmobiliarios luego de la profundización del cepo cambiario atrajo hacia el segmento de unidades en construcción a la demanda que anteriormente se volcaba a las unidades terminadas”.

Invertir en pesos

El especialista de Estrateco asegura que la oferta de productos en moneda nacional logró captar rápidamente la mirada de muchos agentes económicos con excedentes de pesos o con tenencias de moneda extranjera. “Y los desarrolladores aceptaron un importante ajuste a la baja del precio de venta del metro cuadrado medido en dólares, algo que los propietarios no estuvieron dispuestos a asumir hasta ahora”.

Hay que tener en cuenta que en los últimos veinticuatro meses el costo de la construcción relevado por la CAC acumuló una baja de casi 27,5% en dólares. En pesos la suba interanual está, en promedio, cerca del 22%. Según datos de Reporte inmobiliario, el precio por metro cuadrado para las viviendas ProCreAr ronda los $5.900, el de los edificios en propiedad horizontal $7.500 y el de la vivienda en barrio privado $7.800. Una de las novedades derivadas del reducido menú de inversiones en pesos en un contexto inflacionario fue también el incremento de las obras de reforma y refacción de viviendas.

Y esto se reflejó en el inusual aumento de la venta de cemento en bolsa, mayor al del granel: hasta agosto las ventas de este segmento se habían expandido 67%. La lógica detrás de este dinamismo es similar a la que existe en la compra de autos o productos electrónicos o de tecnología: ante la pérdida de valor del peso y la falta de opciones de ahorro, los consumidores buscan nuevas oportunidades para gastar su capital.

Recuadro: Malos datos de empleo

A pesar del fuerte crecimiento de la construcción y de la venta de materiales, el empleo del sector no logró repuntar en 2013. En los primeros ocho meses del año, los empleados registrados disminuyeron casi 3% (12.207 puestos de trabajo menos). En agosto, por primera vez después de dieciséis meses, se observó una leve suba interanual de 0,8%, según datos del Instituto de Estadísticas y Registro de la Industria de la Construcción (Ieric).

Esto podría estar ligado a un aumento del empleo no formal: los últimos informes del Ministerio de Trabajo aseguran que la actividad está primera en el ranking de informalidad y que 49% de los empleados está contratado “en negro”. Pablo Lara, de Estrateco, explica, además, que las obras del programa ProCreAr y la nueva tendencia de refacción de viviendas dinamizan el cuentapropismo, modalidad que no aparece reflejada en las estadísticas.

Lee también

Seguí leyendo

Enterate primero

Economía + las noticias de Argentina y del mundo en tu correo

Indica tus temas de interés